50º FESTIVAL DE SAN SEBASTIÁN
      
Películas         
Crónicas           
Imágenes             
 Palmarés                




 





LA BUTACA - Revista de Cine
Revista de Cine

Estrenos
Novedades
Críticas
Cartelera
Preestrenos
Vídeo y DVD
De compras
Especiales
Reportaje
Carteles
Buscar
Afiliación
Listas de cine
Reseñas de
un Butaquero

Argentina
México
Quiénes somos
Contacto

Añadir a Favoritos

Apunta tu correo

 


ARO TOLBUKHIN. EN LA MENTE DEL ASESINO


cartel
Ampliar cartel
Dirección y guión: Agustí Villaronga, Lydia Zimmermann y Isaac P. Racine.
Año: 2002.
Países: España y México.
Duración: 95 min.
Interpretación: Daniel Giménez Cacho (Aro adulto), Carmen Beato (Carmen), Zoltan Jozan (Aro adolescente), Mariona Castillo (Selma adolescente), Aram González (Aro niño), Eva Fortea (Selma niña). Jesús Ramos (Padre), Pepa Charro (Tata).
Producción: Antonio Chavarrías.
Música: José Manuel Pagán.
Fotografía: Guillermo Granillo.
Montaje: Ernest Blasi.
Dirección artística: Margalida Obrador y Lorenza Manrique.
Vestuario: Antònia Marqués y Lourdes del Valle.
Estreno en España: 8 Noviembre 2002.

CRÍTICA por Diego Vázquez

El lado oscuro

  Cuando en el palmarés del pasado Festival Internacional de Cine de San Se-bastián se silenció este trabajo, sustituyéndolo por otros mucho menos conse-guidos como el maniqueísta, aunque por otro lado casi unánimemente recono-cido "Los lunes al sol" o el sólo pasable "Together" de Chen Kaige, se llevó a cabo una gran injusticia que puede ahora perjudicar seriamente la carrera co-mercial de este trabajo (o que al menos no servirá para ayudarle con la ne-cesaria publicidad que se hubiera merecido). Muchos vimos en él al heredero de las riquezas dejadas por "En construcción" en la edición del 2001 de este festival, pero el jurado no quiso arriesgarse con esta compleja cinta y prefirió seguir caminos más convencionales e inclinados al aplauso fácil.

  "Aro Tolbukhin" es una obra que se inscribe en el amplio cajón de sastre del término "fal-so documental", mucho más próximo en este caso a las intenciones y las maneras de un traba-jo de ficción que a lo que solemos entender como un trabajo documental. La historia de este hombre que quemó vivas a varias mujeres y que después, ya en prisión, declaró haber hecho lo mismo con otras muchas, aunque este último extremo nunca llegó a probarse debido a las múltiples incongruencias de su declaración, es el punto de partida de este trabajo, pero la cinta pronto abandona los senderos más puramente de investigación (testimonios, declaraciones y reconstruccio-nes de los hechos) por los que comienza a transitar (aunque estas primeras imágenes son también reconstrucciones interpretadas por actores) para explo-rar los recovecos de la mente y la explicación fantasiosa y de trágico lirismo de la juventud de Aro, en donde se esconden las hermosas claves de su supuesto comportamiento posterior. Es aquí donde se pueden rastrear con facilidad las obsesiones del principal artífice de este trabajo, Agustí Villaronga, un director único y muy poco reivindicado en el panorama del cine de autor (del de verdad) español, que llena con sus obsesiones, sus particulares mundos oníricos y opresivos y sus historias de amor al límite el relato, ayudado por dos coautores provenientes del cine experimental, que sin duda han debido influir en la conjun-ción de formas narrativas (desde la entrevista, a la reconstrucción nerviosa y cámara en mano o al puro relato de ficción sereno e introspectivo) y de forma-tos de grabación utilizados (del Super-8 al vídeo digital, del 16 mm. al 35, del color al blanco y negro).

  A través de un preciso entrelazado entre la re-construcción de los acontecimientos y de las acciones llevadas a cabo por Aro durante su es-tancia en la enfermería de la Misión del Divino Re-dentor en Guatemala, que le llevarían a ejecutar sus crímenes, de los primeros apuntes de un mis-terio naciente, de las varias claves que se escon-den detrás de su comportamiento y de algunos episodios significativos de este periodo, se nos va introduciendo más y más en el misterio y en la potente y atractiva personalidad de este supuesto asesino; introduciéndonos en la mente del asesino (como reza el subtítulo del film), hasta desembocar en la pieza maestra del relato, un fragmento magistral que por sí solo serviría para hacer de la visión de este film una tarea casi obligatoria. En el amplio, misterioso y per-turbador episodio de la juventud de Aro, en el que descubrimos la importancia decisiva de la relación con su hermana (y del final de ésta) y del secreto de una madre invisible que nunca sale de su cuarto, y en el que se encuentran las cla-ves para entender los acontecimientos que ya hemos visto y la posterior con-clusión del film, es en donde las coincidencias con los mundos de Villaronga se hacen más evidentes.

  Una historia de amor prohibida y tan bella como terrible, los silencios que encubren un pasado con el que no se logra saldar cuentas, los espacios opresivos y cerrados de casas o de interiores na-turales (el del tronco de un árbol, como gran ubre en este caso) y el gusto por escarbar en persona-lidades complejas y atormentadas, con gran com-prensión y cariño hacia sus criaturas, son algu-nas de las características identificadoras del cine de su autor aquí presentes. "Tras el cristal" o "El mar", sus dos mejores obras anteriores, se hermanan con facilidad con este fragmento del film, que se ancla en la retina del espectador y pasa a engrosar la lista de los grandes momentos cinematográficos contemplados sobre una pantalla. Aunque el resto del film no brille a la altura de este hermoso relato dentro del relato, no está exento de grandes cualidades y de una originalidad y un riesgo suficientes como pa-ra que haya que acudir a él sin dudarlo y dejarse engatusar por su vir-tuoso juego narrativo y cinematográfico con el que nos adentramos en los aspectos más oscuros y apasionantes de la mente humana, los de todos no-sotros.

Calificación: 8.5


Imágenes de "Aro Tolbukhin. En la mente del asesino" - Copyright © 2002 Oberon Cinematográfica y Altavista Films. Distribuidora en España: Lauren Films. Todos los derechos reservados.

Página principal de "Aro Tolbukhin. En la mente del asesino"
Añade "Aro Tolbukhin. En la mente del asesino" a tus películas favoritas
Opina sobre esta película en nuestra Lista de Cine
Suscríbete a Lista de Cine si todavía no eres miembro
Recomienda esta película a un amigo


© 2002 LaButaca.net - Revista de Cine. Ángel Castillo Moreno. Valencia (España).
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.