LA BUTACA
Revista de Cine
 
   
    APUNTA TU CORREO

 

De compras de cine por internet
      De compras de cine por internet
De compras de cine por internet

√ Fácil      
Cómodo
√ Seguro  
√ Rápido
  

 

ARCHIVO DE PELÍCULAS

A B C D E F G H I J
K L M N Ñ O P Q R
S T U V W X Y Z 0-9

 

FELIZ NAVIDAD
(Joyeux Noël)


cartel
Dirección y guión: Christian Carion.
Países:
Francia, Alemania, Reino Unido, Bélgica y Rumanía.
Año: 2005.
Duración: 116 min.
Género: Drama bélico.
Interpretación: Diane Krüger (Anna Sörensen), Benno Fürmann (Nikolaus Sprink), Guillaume Canet (Audebert), Gary Lewis (Palmer), Danny Boon (Ponchel), Daniel Brühl (Horstmayer), Alex Ferns (Gordon), Steven Robertson (Jonathan), Lucas Belvaux (Gueusselin), Bernard Le Coq (El General).
Producción: Christophe Rossignon.
Música: Philippe Rombi.
Fotografía:
Walther Vanden Ende.
Montaje: Andrea Sedlackova.
Diseño de producción: Jean-Michel Simonet.
Vestuario: Alison Forbes-Meyler.
Estreno en Francia: 9 Noviembre 2005.
Estreno en España: 2 Diciembre 2005.

CRÍTICA por Miguel Ángel Laviña Guallart

La trastienda de la Historia

  Producción de carácter netamente europeo, “Feliz Navidad” resca-ta del olvido unos insólitos hechos de fraternización acaecidos en pleno campo de batalla de la Primera Guerra Mundial. El director Christian Carion plantea en esta historia de aires pacifistas cómo, en muchas ocasiones, el enemigo no se encuentra al otro lado de la trinchera, sino entre los propios encargados de dar las órdenes y organizar la guerra.

  El realizador francés descubrió hace unos años estos episodios reales en el libro "Las batallas de Flandes y Ar-tois 1914-1918", dentro del capítulo “La increíble Navidad de 1914”, y co-menzó a trabajar en el guión incluso antes de realizar su primer film, “La chica de París” (2001). En la Navidad del primer año de la Gran Guerra, en el frente entre Francia y Alemania, lu-gar en el que se encontraban desta-cados el ejército francés, alemán y escocés, los soldados comenzaron a comunicarse a través de la música, entendida como un lenguaje universal, dando lugar a unos días de tregua. Durante los largos meses en que los soldados permanecieron en las trincheras parece que se registraron numerosos gestos de este tipo, pero fueron acallados para la opinión pública y castigados por sus superiores. A partir de una extensa labor de documentación, Carion vertebra varias histo-rias sobre otros tantos personajes de los bandos enemigos que, por distintos motivos, acaban dándose cita aquellos días en el fren-te.

 

  Esta película es un buen ejemplo de proyecto europeo levantado con la participación de hasta cinco países. Su carácter continental permite que convivan con total naturalidad tres lenguas, francés, in-glés y alemán, y un amplio abanico de actores de distintos países. Lejos de los resultados a menudo extraños o chirriantes de otras coproducciones europeas, tiene una vocación clara-mente integradora, y la holgura de medios sirve para revisar parte de una de las páginas más negras del siglo pasado. En principio, este contenido antibelicista con marco en la Primera Guerra Mun-dial puede recordar ilustres precedentes como “La gran ilusión” de Jean Renoir o ”Senderos de gloria” de Stanley Kubrick, pero tal vez su mayor inspiración se encuentre en la lección de humanidad en el frente que Bertrand Tavernier trazó con maestría en su “Capitán Conan”. El retrato de los oficiales y soldados, hombres obligados a abandonar la vida civil e incorporarse a filas, remite directamente al espíritu del protagonista de la obra del cineasta francés.

  Una base argumental de estas ca-racterísticas debería lograr conjugar el análisis del trasfondo emocional de unos personajes y el reflejo de sus aspectos más íntimos, con el desa-rrollo de una historia en plena guerra de necesario aliento épico. En el pri-mer aspecto es donde el director pa-rece sentirse más cómodo, y centra sus esfuerzos en mostrar las penurias de unos soldados que deben adaptar-se a las circunstancias y sobrevivir en la contienda. Trasmite la miseria hu-mana que allí se vivía con pequeños detalles de la realidad diaria del fren-te, como las cartas o las fotografías familiares, con los que consi-gue algunos momentos de emoción, acompañados por situa-ciones de humor y camaradería en pleno drama, con lo que evita recrearse en la tragedia.

  Es en la concepción épica y el planteamiento global del film como drama bélico donde la capacidad narrativa y visual del autor pare-cen no estar a la altura. Alguien con más experiencia en estos difí-ciles terrenos, o con un mayor sentido del espectáculo, podría ha-ber rodado las secuencias de guerra con mayor brillantez. La pelí-cula está realizada con honestidad y sobre todo con la visible inten-ción de ajustarse a los hechos que la inspiran, pero estas buenas intenciones no son suficientes y el tono demasiado amable acaba perjudicándola. A partir de su interesante punto de partida, y una vez que se adentra en los caminos de la ficción, el guión no desa-rrolla todas sus posibilidades y, en última instancia, la fidelidad a la lógica de lo sucedido acaba encorsetándola. Da la sensación de que el director no consigue imprimir el brío y espíritu necesarios a la historia, y no abandona durante todo el metraje un tono menor al que podría haber alcanzado.

  Una de las mejores muestras de es-te difícil equilibrio, pocas veces con-seguido, es “La delgada línea roja”, de Terrence Malick, que de forma extra-ordinaria desarrollaba una profundísi-ma reflexión sobre la condición de ser humano frente a la guerra, dentro de una espectacular cinta bélica. Sin du-da Carion, a la hora de escribir el guión, se encontró con el problema sobre cómo acometer este reto, y acaba quedándose a medio cami-no entre una especie de metáfora sobre la convivencia dirigida a to-dos los públicos y la denuncia sin concesiones de la crudeza de la guerra. Tal vez la apuesta por esta última opción, llevada hasta sus últimas consecuencias, ha-bría sido más acertada y el resultado final más creíble. De todas formas, hay que agradecer que, aunque a primera vista pueda pare-cerlo, no cae en la cursilería (no hay que dejarse engañar por el tí-tulo ni por las fechas en las que se estrena), y no se pierde en las manifestaciones patrioteras y gratuitas a las que nos tienen tan acostumbrados desde el otro lado del Atlántico.

  El uso del escenario único es uno de los elementos de los que saca mayor partido, y contribuye a dar al conjunto el aspecto de antigua producción bélica. Este concepto acaba produciendo una sensación teatral, donde el espectador asiste a la representación de una función que transcurre paralela a los acontecimientos histó-ricos, una especie de aproximación por la puerta de atrás a la His-toria. Lo narrado se acerca incluso a la idea de la intrahistoria, pe-se a los cambios o avatares históricos, los bandos y las fronteras, los soldados mantienen unas costumbres inalterables de respeto y vecindad en su forma de relacionarse, al igual que en el pasado.

  Pese a sus carencias narrativas, la solidez de la propuesta no se tambalea. Descansa sobre una construcción formal clásica, con cuidada puesta en escena, elegan-te dirección artística, y especial aten-ción a la dirección de actores. Convo-ca a un extenso reparto integrado por conocidas figuras del cine europeo. Cuenta con el muy solicitado Daniel Brühl, que saltó a la fama con “Good bye, Lenin!”, y que tras “Los edukado-res” ha emprendido un rápido periplo de trabajo por varios países, y, por en-cima de otros rostros populares, des-taca la ajustada interpretación del francés Guillaume Canet. Este alegato antimilitarista ganó el Premio de la Crítica Internacional en el último Festival de Cine de Valladolid y ha sido elegida por Fran-cia como candidata para representarla en los próximos Oscar®. Sin duda contará con la complicidad de los espectadores, y más allá de su mensaje de tolerancia y su denuncia a la intransigencia del poder, plantea de manera inteligente cómo la cultura, por ejem-plo el Cine, puede ser el mejor modo de entendimiento.

Calificación:


Imágenes de "Feliz Navidad" - Copyright © 2005 Nord-Ouest Productions, Senator Film Produktion, The Bureau, Artémis Productions, Media pro Pictures, Les Productions de la Guéville y TF1 Films Production. Distribuida en España por Vértigo Films. Todos los derechos reservados.

Página principal de "Feliz Navidad"
Añade "Feliz Navidad" a tus películas favoritas
Opina sobre "Feliz Navidad" en nuestra Lista de Cine
Suscríbete a la Lista de Cine si todavía no eres miembro
Recomienda "Feliz Navidad" a un amigo
 


OTRAS PELÍCULAS

La vida secreta de las palabras (The secret life of words)     Malas temporadas     El desenlace     Bang bang orangutang     Drabet

estrenos | novedades | críticas | cartelera | preestrenos | vídeo y DVD | de compras
sorteos | reportajes | especiales | carteles | buscar | afiliación | listas de cine
reseñas de un butaquero | quiénes somos | contacto | publicidad

LA BUTACA
Revista de Cine online
Copyright © 2005 LaButaca.net. Valencia (España).
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.
 

 

Estrenos
Novedades
Críticas
Cartelera
Preestrenos
Vídeo y DVD
De compras
Sorteos
Especiales
Reportajes
Clásicos
Carteles
Libros
Videojuegos
Buscar
Afiliación
Listas de cine
Reseñas de
un Butaquero

La ventana indiscreta
Top10
Opinión
Quiénes somos
Contacto

Publicidad
Añadir a Favoritos