52ª Berlinale


Secciones

Estrenos
Novedades
Críticas
Cartelera
Preestrenos
Vídeo
De compras
Especiales
Reportaje
Carteles
Buscar
Afiliación
Listas de cine
Quiénes somos
Contacto
Añadir a Favoritos

Inserta tu mail

  .

LA BUTACA - Revista de Cine

.[Especial 52ª Berlinale] [Películas] [Crónicas] [Palmarés]


CRÓNICAS DESDE EL FESTIVAL
Por Mateo Sancho Cardiel

6 | 7 | 8 | 9 | 10 | 11 | 12 | 13 | 14 | 15 | 16 | 17

Jueves 7: Lección de historia y humanidad gracias a "Bloody Sunday"

Fotograma de Bloody Sunday - Copyright © 2002 Channel Four Films

Las cosas pintan mucho mejores a las nueve de la mañana, primer madrugón de la Berlinale para recibir una lección de buen hacer narrativo, de gran conocimiento histórico y de coraje del cine irlandés. Se llama "Bloody Sunday", y nos hace vivir en directo los sucesos, aún sin esclarecer, que enfrentaron a la población civil irlandesa con los mandos británicos. La película es interesante desde todos sus puntos de vista, y arranca las primeras opiniones a debatir en los periodistas, ofrece una rueda de prensa apasionante gracias a los testimonios de los personajes reales que son retratados en la película y nos crece en optimismo a todos los que vemos en el horizonte diez días más de cine sin lapso para el descanso.

Toda esta euforia repentina queda totalmente mutilada por el horror que llega de Amos Kollek, el director israelí que nos ofrece su nuevo y delirante trabajo, la desfachatez descerebrada "Bridget", una reivindicación absolutamente ilógica del mundo femenino a través de uno de los ejemplares más horrendos de la humanidad. Anna Thompson, lo único salvable de la película, paseó su extrema delgadez por la ciudad y trató de defender como pudo su película.

Fotograma de Happy times - Copyright © 2000 Twentieh Century Fox

Por la tarde, la balanza volvió a equilibrarse gracias al infalible, espléndido y tiernísimo Zhang Yimou. Con "Xingfu shiguang" (Happy times) mostró sus horas bajas, pero sigue siendo un ejemplo de sencillez cinematográfica llevada al extremo de la genialidad. Su cuento de una ciega que espera que llegue su padre y la opere de la vista es uno de los más emotivos de la filmografía de Yimou, que vuelve a plagar de sensibilidad cada momento, aunque se regodea en un espíritu tradicional perfectamente prescindible.



© 2002 LaButaca.net - Revista de Cine. Ángel Castillo Moreno. Valencia (España).
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.