53ª Berlinale


Secciones

Estrenos
Novedades
Críticas
Cartelera
Preestrenos
Vídeo y DVD
De compras
Especiales
Reportaje
Carteles
Buscar
Afiliación
Listas de cine
Reseñas de
un Butaquero

Argentina
México
USA
Quiénes somos
Contacto
Añadir a Favoritos

Apunta tu correo

  .

LA BUTACA - Revista de Cine

.[Especial 53ª Berlinale] [Películas] [Crónicas] [Palmarés]

VALORACIÓN DEL PALMARÉS
Por Diego Vázquez                                                                                  

“In this World” se lleva el Oso de Oro de la Berlinale del 2003

  El film de Michael Winterbottom, In this World, ha sido el ganador sor-presa de esta edición de la Berlinale, al adjudicarse el Oso de Oro del Jurado Oficial a la mejor película. Adaptation de Spike Jonze, uno de los films fa-voritos de la competición, recibió el segundo premio en importancia, el Gran Premio del Jurado. Mientras que el mejor director recayó en Patrice Chéreau por Son Frère. La lectura de los galardones trajo la polémica entre los infor-madores por varios de los galardones.

Imagen de "In this world"  Por fin se ha conocido uno de los palmarés más complicados en los últimos años de este festival, pues el nivel de la competición ha sido muy alto y muchos títulos merecían ser galardonados. Entre los premiados se encuen-tran casi todas las grandes obras vistas aquí (con alguna intrusa), aunque también se producen dos ausencias importantes: la más grande y más in-comprensible viene dada porque el film japonés de Yoji Yamada, The Twilight Samurai, no apa-rezca por ninguna parte en el palmarés (un error gravísimo, que lo enturbia mortalmente); la otra destacable (sobre todo para España) es que la cinta de Isabel Coixet, Mi vida sin mí, tam-bién se haya marchado de vacío. Si bien este úl-timo caso no reviste la gravedad de lo sucedido con el film anterior (el film de Coixet era bueno pero con reservas), si que resul-ta patente el olvido de la excelente interpretación de Sarah Polley en este trabajo, salvado con el incontestable galardón a las tres actrices protagonistas deThe hours(Meryl Streep, Nicole Kidman y Julianne Moore), premio merecido pero que debería haber entrado en el galardón a la contribución artís-tica, que en cambio recayó en el modesto trabajo como guionista y director de Li Yang en Blind Shaft, sólo entendible por las dificultades que tuvo para denunciar la situación de las minas de carbón en China.

  No es la única irresponsabilidad de este desigual palmarés, donde también se lleva un premio la terrible cinta de Moussa Sene Absa, Madame Broutte, por la música folclórica del film, que pese a ser lo mejor de este trabajo, deja fuera la impresionante banda sonora de Philip Glass para “The hours”. El pre-mio al mejor actor a Sam Rockwell, protagonista absoluto del debut como di-rector de George Clooney, Confessions of a dangerous mind, fue uno de los más aplaudidos por la sala y también uno de los mejores galardones del palmarés. Mientras que el Oso de Plata al mejor director a Patrice Chéreau por “Son frère” fue recibido con una buena ración de abucheos, injustos ante lo que fue uno de los mejores trabajos de realización de todo el certamen y a un pre-mio que hace justicia a un gran film, que reconcilia con el autor de la terrible “Intimidad”.

  Uno de los pocos premios con los que hubo una unanimidad en la celebración del acierto del jurado, fue el premio “Ángel Azul” a la mejor cinta europea a competición, que recayó en uno de los descubrimientos del certamen, el film alemán de Wolfgang Becker “Good Bye, Lenin!. Tampoco levantó protes-tas el Premio Alfred Bauer Prize para un trabajo innovador, que fue a parar a Hero de Zhang Yimou, un trabajo irregular pero que destaca inmediatamen-te por esa capacidad innovadora.

Imagen de "Adaptation"  Los premios gordos tuvieron una de cal y otra de arena. El Gran Premio del Jurado a “Adaptation” de Spike Jonze resulta un pleno acierto del jura-do, al premiar a una de las grandes obras del fes-tival y además en la categoría que mejor le senta-ba, la segunda en importancia, que siempre tien-de a destacar los trabajos buenos y más arriesga-dos o difíciles. En cambio, el premio mayor, del que más se hablará en los próximos días, y el que quedará para los anales de la historia de este festival, fue a parar a un buen film, un excelente alegato contra uno de los problemas más grandes del mundo actual como es la inmigración ilegal, pero desgraciadamente, ni mucho menos el mejor del festival. “In this world” de Michael Winterbo-ttom puede llevar con bastante orgullo (por lo que respecta al trabajo propio en el realizado) este galardón, pero el jurado que se lo ha otorgado (presidido por Atom Egoyan y del que también formaron parte Humbert Balsan, Kathryn Bige-low, Anna Galiena, Martina Gedeck, Geoffrey Gilmore y Abderrahmane Sissa-ko) ha dejado fuera de esta distinción a “The hours” y “The Twilight Samurai”, dos films mucho mayores que han sido vencidos más por el “qué se cuenta” en un film, antes que por el “cómo se cuenta”, y recordemos que el cine es ante todo el arte de narrar.

  “In this World” también se ha llevado el Premio Ecuménico del Jurado (el en-tregado por la Organización de Iglesias Católicas y Protestantes), mientras que el FIPRESCI de la crítica internacional fue a parar (aún más incomprensible-mente) a la poco destacable Lichter(Distant Lights) de Hans-Christian Schmid. En cuanto a Panorama, los principales galardones fueron para “Kna-fayim Shvurot” (Broken Wings) (Premio del público, del Jurado Ecuménico y de la Confederación Internacional de Cines de Arte y Ensayo) y para “Wolfs-burg” (FIPRESCI), con una mención especial de la Confederación de Cines de Arte y Ensayo a “Polígono Sur” (documental coproducido por España y Fran-cia sobre la cara menos turística de los gitanos y del flamenco). En la sección Forum los premios fueron para “Edi”, por parte del Jurado Ecuménico y de FIPRESCI, y para “Amarelo Manga”, de la Confederación Internacional de Ci-nes de Arte y Ensayo, con una mención especial de esta última para el film “Power Trip”.

  Con esta lista de galardones se cierra la 53ª edición de la Berlinale, que hizo suya (y de la mayoría de sus invitados) el eslogan “Towards Tolerance” y que se ha convertido (según la opinión mayoritaria que se ha podido escuchar aquí en estos diez días) en una de las mejores ediciones de los últimos años. Un gran comienzo festivalero del año, del que resto de certámenes que le si-guen habrán de tomar buena cuenta.



© 2003 LaButaca.net - Revista de Cine. Ángel Castillo Moreno. Valencia (España).
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.