Síguenos

«Cazadores de sombras: Ciudad de Hueso». Vamos otra vez

Críticas

«Cazadores de sombras: Ciudad de Hueso». Vamos otra vez

La primera adaptación cinematográfica de la saga de Cassandra Clare se desmelena como apoteosis referencial para adolescentes. No es nada original, pero la coctelera funciona bien dentro de sus parámetros. 

Clary (Lilly Collins) está preocupada por su obsesión con un símbolo cuyo significado desconoce. Y además ve cosas, personas incluidas, que el resto no puede ver. Pero no está chiflada, todo tiene una explicación. Es evidente que la chavalada es la que mueve el cine más comercial, y a caballo entre la necesidad de triunfar y el sincero intento de entretener al palco llega “Cazadores de sombras: Ciudad de hueso” (ver tráiler), primera adaptación cinematográfica de la serie de novelas de Cassandra Clare que recoge el testigo de sagas pretéritas, presentes y a buen seguro futuras, tal es su escaso aporte imaginativo. Pero funciona dentro de sus posibilidades, la verdad.

Lilly Collins en "Cazadores de sombras: Ciudad de Hueso"

«Tienes un mapa del tesoro en tu cabeza». Apoteosis teen: la película de Harald Zwart aglomera con descaro y sin disimulo alguno elementos desde Hogwarts hasta Forks, sin olvidar rescatar ingredientes de clásicos imperecederos ─nos jugamos el spoiler si los desvelamos─ y soluciones narrativas por todos conocidas/disfrutadas/sufridas. Pero es muy dinámica –la primera media hora es vertiginosa─, divertida desde la perspectiva adecuada, tiene un sentido del humor bastante saludable ─hay vetas de cinismo, incluso─, y un sentido de la autojustificación ─«¿vestida como un putón voy a encontrar a mi madre?»─ que, si bien no eleva el conjunto, sí lo hace más coherente desde sus livianos parámetros artísticos.

Jamie Campbell Bower en "Cazadores de sombras: Ciudad de Hueso"

Y sí, por supuesto. Hay un triángulo amoroso que lastrará la aventura para algunos zancadilleando el ritmo entre calentones y arrebatos de pagafantismo a dos/tres bandas. Pero es lo que toca. Así que al menos podemos decir que Collins, Jamie Campbell Bower y Robert Sheehan cumplen aportando cada uno la parte proporcional que les corresponde para componer un todo unitario ─qué bonito─ que trate de satisfacer a unos y a otros a ambos lados de la pantalla en un entorno de ángeles y demonios, bienes y males, libertad sexual y de creencia y las siempre, siempre maravillosas “Variaciones Goldberg” de Bach, genio que por lo visto ya sabía muy bien lo que se hacía allá por el siglo XVIII. Bien, bueno, vale.

Calificación: 6/10

Imágenes de “Cazadores de sombras: Ciudad de Hueso” © 2013 Constantin Film Produktion y Unique Features. Distribuida en España por Aurum. Todos los derechos reservados.

Continue Reading
Publicidad

Novedades destacadas

Guía de películas

A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z 1
Subir