Síguenos

«El Caballero Oscuro: La leyenda renace» y Christopher Nolan el embaucador

Críticas

«El Caballero Oscuro: La leyenda renace» y Christopher Nolan el embaucador

En «El Caballero Oscuro: La leyenda renace», Nolan intenta levantar un mecanismo de relojería tan eficaz como el de su precedente, pero no termina de funcionar bien. Al final, entendemos que quiera dejar la saga: no queda mucho más por decir.

Christopher Nolan, el cineasta que concibe su obra como un truco de prestidigitación continuo, culmina su trilogía dedicada a Batman con un final que se pretende épico, intenso, elevado, inolvidable. Pero, ¿cómo conseguirlo cuando la segunda entrega alcanzó la maestría? Complicado, sobre todo cuando aparentemente has sacado el máximo rendimiento a las corrientes ocultas que hacen del hombre murciélago un personaje tan fascinante y, como demuestra tristemente la actualidad, con una capacidad suprema para atraer nuestros lados oscuros.

Porque, cuando has creado al villano más inolvidable de los últimos tiempos, cuando visualmente has logrado una potencia definida por la elegancia y la belleza, y puesto de relieve todas las contradicciones del personaje, ¿qué puedes hacer sino volver de nuevo por los caminos ya transitados? Y eso es lo que sucede con «El Caballero Oscuro: La leyenda renace» (ver tráiler), donde todo nos suena, todo nos da ya la sensación de haber sido visto y sólo la capacidad como Nolan de poderoso cineasta mantiene la atención durante el probablemente excesivo metraje.

Sí, esta película podría perfectamente no haber existido y no pasaría nada. Pero el que haya llegado a nuestra cartelera nos prueba a los que tenemos fe en este embaucador profesional —término que empleo aquí sin ningún ánimo peyorativo porque, ¿acaso los mayores magos del mundo son otra cosa que habilísimos trileros?— que el director aún tiene mucho margen para seguir ofreciendo su camino particular, que huye de la pirotecnia fácil y apabullante para buscar otros caminos marcados por su fría fotografía, el cartesianismo de sus guiones y la construcción de un castillo de naipes que, ¡ay!, en esta ocasión deja muy al descubierto sus debilidades.

En realidad, esta tercera entrega guarda más concomitancias con la primera, «Batman begins» (2005) que con la segunda, «El Caballero Oscuro» (2008). En cierta manera, se cierra el ciclo abierto por aquélla y no sólo por el resurgimiento de temas, e incluso personajes, ligados al origen del justiciero. También porque ha tenido que llegar este título para que personajes secundarios como el Alfred de Michael Caine abandonaran su condición de lujoso florero para tener a su disposición escenas dignas de tal nombre.

Porque quizá sea la película en la que menos espacio ocupa Bruce Wayne, y menos aún el propio Batman. Nolan intenta levantar un mecanismo de relojería tan eficaz como el de «El Caballero Oscuro», pero esta vez algo no termina de funcionar bien, y el conjunto avanza con sorprendentes tirones que evitan que las sugerentes propuestas —ese guiño a Charles Dickens— terminen de cristalizar en un todo coherente. Y así, como por rozamiento, parte de la energía que debería prepararnos para un clímax acorde con el final de una obra de estas dimensiones, acaba por disiparse sin llegar a su destino.

Y sin embargo, «El Caballero Oscuro: La leyenda renace» sigue siendo una cinta a tener en cuenta. Porque alberga momentos de inmenso cine —¿puede haber una mejor planificación del ataque a Gotham, en un momento en el que estamos saturados de ver cómo es posible destruir una ciudad?—, porque supera nuestras reticencias ante la Anne Hathaway reconvertida en una Catwoman anómala —nunca es llamada por este nombre en todo el metraje—, y porque sigue abriendo espitas a la imaginación con la introducción de elementos que recuerdan a los canales más tradicionales de transmisión de narraciones. Sólo por ello, Nolan tiene más que suficiente para elevarse sobre el resto y seguir marcando distancias, pero al final entendemos por qué quiere dejar la saga: no parece que quede mucho por decir, ni siquiera dejando los consabidos, e inclusos sorprendentes, lazos abiertos por los que seguir estirando la trama.

Calificación: 6/10


Imágenes de “El Caballero Oscuro: La leyenda renace”, película distribuida por Warner Bros. Pictures. Todos los derechos reservados © 2012 Warner Bros. Pictures. Todos los derechos reservados.

Continue Reading
Publicidad

Lo más leído

Subir