Síguenos

«Los sustitutos (Surrogates)»: Un desaprovechado entretenimiento

Críticas

«Los sustitutos (Surrogates)»: Un desaprovechado entretenimiento

Una película amena en su visionado pero fallida en su contenido. Posee un atractivo punto de partida y está bien realizada, mas el guión no está a la altura de las circunstancias y se echa en falta una mayor complejidad en la trama.

Es raro encontrar películas que no sobrepasen los noventa minutos de duración y en las que sus responsables vayan directos al grano, conscientes de que, si no lo hacen, el espectador puede perder el interés en una historia que, a pesar de contar con una llamativa premisa, no está lo suficientemente desarrollada como para poder calificarse de compleja. Eso es lo que sucede en «Los sustitutos (Surrogates)», propuesta de Jonathan Mostow que a su vez se basa en una novela gráfica de Robert Venditti y Brett Weldele y que cuenta con un guión de Michael Ferris y John Brancato («Terminator salvation», «Terminator 3: La rebelión de las máquinas»). Ambientado en un futuro demasiado cercano, el filme posee un prólogo en el que, a la velocidad de la luz, se nos explican los cambios de una sociedad en la que las personas se quedan en sus casas y prefieren relacionarse entre sí por medio de replicantes.

surrogates-joaquin-1

Estos sustitutos son máquinas que se asemejan a los humanos, pudiendo éstos adaptarlas a sus gustos (de ahí, pues, que todas muestren una apariencia impoluta). Aunque la mayoría de la gente se ha acostumbrado a esta nueva tecnología e incluso apenas existen crímenes, un detective que ha de lidiar con una forzada tragedia personal tiene también que resolver un delito en el que la utilización de estos robots parece haber provocado la muerte de aquéllos que los manejaban en la tranquilidad de sus hogares. Dejando a un lado el atractivo pero inverosímil punto de partida del relato (¿cómo es posible que en apenas unos lustros se produzcan semejantes avances científicos?), he de reconocer que la película resulta entretenida y que sirve para pasar el rato, si bien uno se queda con la sensación de que se ha desaprovechado un argumento que podía dar más de sí.

surrogates-joaquin-2

No es ya sólo que se vuelvan demasiado obvias las reflexiones sobre la deshumanización del mundo que habitamos, sino que todo lo referente a la investigación que lleva a cabo Greer carece de la profundidad que cualquier espectador le pide a una película de estas características. De hecho, la trama parece sacada del capítulo de una serie de televisión, donde este tipo de historias son más habituales por la rapidez con la que se rueda en este medio. De todas formas, merece la pena destacar la eficaz realización de Mostow, cineasta que sabe dotar de cierta espectacularidad a los breves pasajes de acción que se incluyen en la cinta, por no hablar del correcto uso que se hace de los efectos especiales. Además, los intérpretes consiguen que sus personajes muestren una adecuada frialdad cuando han de dar vida a las máquinas, algo que, lógicamente, se percibe mejor en el protagonista de la historia (Bruce Willis), pues es quien más minutos aparece en la pantalla (eso sí, Ving Rhames está bastante pasado de rosca). En definitiva, un largometraje ameno en su visionado pero fallido en su contenido.

Calificación: 5/10

En las imágenes: Fotogramas de «Los sustitutos (Surrogates)» – Copyright © 2009 Touchstone Pictures, Mandeville Films y Top Shelf Productions. Fotos por Stephen Vaughan. Distribuida en España por Buena Vista International Spain. Todos los derechos reservados.

Continue Reading
Subir