Síguenos

«Puro vicio»: No habrá paz para los fumados

Críticas

«Puro vicio»: No habrá paz para los fumados

Nuevo trabajo colosal de Paul Thomas Anderson, que propone un mastodonte de dos horas y media totalmente hipnótico, denso, hilarante, genial. Su ritmo y desarrollo no es para todos, claro, pero quien lo disfrute lo hará de verdad. Obligada.

Doc (Joaquin Phoenix) es investigador privado. Y un fumeta empedernido. Podría parecer incompatible, pero… no. O sí. Ya veremos si localiza al desaparecido Michael Z. Wolfmann (Eric Roberts), un tipo poderoso y un poco turbio, parece ser. Ese cineasta gigantesco y técnicamente ciclópeo que es Paul Thomas Anderson regresa para embobarnos una vez más frente a la pantalla con «Puro vicio» (ver tráiler) —espectador: cíñase a percibirla como «Vicio propio», el título de la obra original, y olvide una traducción obviamente más comercial pero alejada del tema real y el tono de la película—, espectacular maratón audiovisual de fascinante y atrapante recorrido.

"Puro vicio"

«Qué cojones será, será». Quien conozca —la disfrute o no— la obra del cineasta, ya sabe lo que hay: dos horas y media de metraje, colosalismo formal, cierta confusión narrativa, y lecturas a caballo entre lo asequible y lo inextricable. Y un reflejo de la realidad como pocos realizadores saben materializar. La aventura es totalmente hipnótica, maravillosamente puesta en escena, y abraza tanto la lisergia frontal como el metapuyazo a la soleada California, a su industria sociopolítica, artística, criminal, urbanística. Cinematográfica, claro. A la industria en torno a la que se ha concebido a su propia imagen y semejanza. A la visión que ha lanzado al mundo.

"Puro vicio"

Tan cerca de Hawks como de Polanski, los Coen, el tridente ZAZ, la genialidad y el disparate supino, «Puro vicio» engancha desde que arranca, vapulea a un palco que tiene que estar atento para tratar de seguir el hilo y finalmente parece abandonarse a sus propias imperfecciones, que no hacen sino elevar aún más el conjunto al extraño lugar en el que viven las películas ajenas al resto. Las que se convierten en filigranas repletas de contenido. Repartazo de primer nivel —si no Phoenix, ¿quién?—, banda sonora de primer nivel, espectro técnico de primer nivel, confusión/satisfacción de primer nivel. Rula, rula, rula…

Calificación: 9/10

Imágenes de ‘Puro vicio’ (Inherent vice), película distribuida en España por Warner Bros. Pictures International España © 2014 Warner Bros. Pictures. Foto por Wilson Webb. Todos los derechos reservados.

Continue Reading
Publicidad

Novedades destacadas

Guía de películas

A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z 1
Subir