Síguenos

«Reality»: Los falsos ídolos

Críticas

«Reality»: Los falsos ídolos

Estupenda propuesta de Matteo Garrone que se empantana un tanto cuando el cineasta cambia de tercio esencial según transcurre la trama. Pero la frescura de la producción y la interpretación de Aniello Arena elevan el conjunto.

Luciano (Aniello Arena) es un vivaz pescadero napolitano que tiene un sueño: entrar en la casa de Gran Hermano. Y va a por todas. Italianos y españoles compartimos algo más que el desparpajo latino, la expresividad mediterránea y una clase política peculiarmente vergonzante. Nuestros países comparten una extraordinaria, desorbitada e inagotable querencia por eso que se ha venido en llamar telerrealidad, ese deformante espejo social en el que millones de personas se ven reflejados cada día, cada hora, cada segundo. Y en esa hipnosis refractante se mueve “Reality” (ver tráiler y escenas), lo nuevo del romano Matteo Garrone, que llega a nuestra cartelera con el Gran Premio del Jurado de Cannes bajo el brazo.

«A todos nos controlan, nos vigilan». Cuatro años después del apocalipsis desatado por Charlie Brooker en torno al Big Brother británico con la despampanante “Dead set”, Garrone nos propone una fábula que pulula en torno a las aspiraciones olímpicas que el éxito de Grande Fratello provoca en un ciudadano de a pie. No hay crítica acerca de la perversión del alma humana que implica el programa ─ni falta que hace, ciertamente─, porque el cineasta fija su mirada en las nefastas consecuencias que en el protagonista ─que podría ser cualquiera, al menos en principio─ y su entorno provoca el atisbo de la fama y la gloria mediática, que ve un camino para salir de una vida corriente, para ser alguien excepcional.

Lástima que el director empantane su recorrido narrativo desviándose de su trazado inicial para terminar clamando contra la santidad instantánea, la locura transitoria o la paranoia colectiva provocando un cierto despiste en el espectador. Pero “Reality” es tan fresca, tan aterradoramente reconocible y tan divertida en su ambientación en esa ciudad única que es Nápoles que mantiene un hálito de incómoda fascinación durante cada minuto de su (un tanto) abultado metraje. La espontaneidad de la cámara en mano, la sencillez de su disposición y la  desnudez técnica de la película, además, aumentan el espectacular debut interpretativo de Aniello Arena, antiguo sicario de la Camorra que cumple cadena perpetua desde hace dos décadas.

Calificación: 7/10


Imágenes de “Reality”, película distribuida en España por Wanda Visión © 2012 Fandango, Archimede, Rai Cinema y Le Pacte. Todos los derechos reservados.

Continue Reading
Publicidad

Novedades destacadas

Guía de películas

A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z 1
Subir