LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes
 
   
    APUNTA TU CORREO

Cada semana los
últimos estrenos de cine
 
 


Compras de cine

 
DVD

FNAC

 
 
 


 

ARCHIVO DE PELÍCULAS

A B C D E F G H I J
K L M N Ñ O P Q R
S T U V W X Y Z 0-9

 

SEÑALES
(Signs)


Dirección y guión: M. Night Shyamalan.
País:
USA.
Año: 2002.
Duración: 106 min.
Interpretación: Mel Gibson (Padre Graham Hess), Joaquin Phoenix (Merrill Hess), Cherry Jones (Oficial Paski), Rory Culkin (Morgan Hess), Abigail Breslin (Bo Hess), Patricia Kalember (Colleen Hess), M. Night Shyamalan (Ray Reddy), Ted Sutton (Cunningham), Merritt Wever (Tracey Abernathy), Lanny Flaherty (Sr. Nathan), Marion McCorry (Sra. Nathan), Michael Showalter (Lionel Prichard), Rhonda Overby (Sarah Hughes).
Producción: Frank Marshall, Sam Mercer y M. Night Shyamalan.
Música: James Newton Howard.
Fotografía:
Tak Fujimoto.
Montaje: Barbara Tulliver.
Diseño de producción: Larry Fulton.
Dirección artística: Keith P. Cunningham.
Vestuario: Ann Roth.
Estreno en España: 20 Septiembre 2002.

 

CRÍTICA
por Joaquín R. Fernández

Puntuación: 7 /10
Banda Sonora Original:
*****

  Pertenezco a ese reducido grupo de seres humanos que, de vez en cuan-do, se queda embobado observando las estrellas y cavilando sobre los misterios que se esconden tras ellas. Tales pensamientos, que resultan ba-ladíes para la mayoría de la humani-dad, son los que han servido a nume-rosos artistas para concebir argumen-tos que intenten dar respuesta a los múltiples interrogantes que se nos descubren ante la infinitud del Universo. "Señales" nos presen-ta una de estas inquietudes, la de una posible invasión alienígena con tintes catastrofistas, aunque introduciendo una jugosa nove-dad: ahora observamos el ataque desde los ojos de una familia per-dida en una granja de la América rural, lejos, pues, de las aparato-sas destrucciones a las que nos tiene habituados Hollywood (el úl-timo ejemplo, "Independence Day"). En realidad podemos decir que nos encontramos ante una visión intimista de una debacle que, de consumarse, podría hacer desaparecer a todos los habitantes de la Tierra.

  Dos sensaciones son las que se enfrentan a la hora de valorar el último trabajo del talentoso M. Night Shya-malan; por un lado, durante la pri-mera mitad del metraje el espec-tador tiene la impresión de que el guionista quiere hacer tiempo para llegar a aquello que verdaderamente le interesa narrar: los claustrofóbicos mi-nutos finales de "Señales". La excesiva morosidad de algunas de estas escenas, exageradamente prolongadas, o la previsible forma en la que se nos cuenta el pasado de algunos de los personajes, no logra que nos quedemos enteramente enganchados a la histo-ria. Shyamalan se aleja demasiado de la trama central del filme, perdiéndose en detalles que, si bien tienen cierta importancia en el conjunto de la producción, se podrían haber resumido de forma considerable. Por otra parte, los gags que incluye para aliviar la tensión general del relato resultan un poco forzados, algo que tam-bién sucedía en sus anteriores trabajos. A pesar de ello, durante esta parte hallamos muestras de la indudable brillantez de la obra, como cuando Merrill observa atónito el vídeo en el que unos niños brasileños graban a un extraterrestre atravesando una calle o, en un contexto más dramático, el hijo de Graham le dice que le odia, fundiéndose luego todos en un emotivo abrazo al percatarse de que, en realidad, se aman más que nunca.

  Donde verdaderamente la cinta nos demuestra sus cualidades, que no son pocas, es durante sus últimos cuarenta minutos. La sen-sación de agobio que aprisiona a los protagonistas se transmite también al espectador, que queda encerrado en la casa junto al resto de la familia Hess. El peligro que acecha en el ex-terior se torna vívido en nuestras mentes, gracias, sin duda, al jui-cioso uso de planos refulgentes y de turbadores efectos sonoros (algo que se puede comprobar también en el inicio de la película, cuando algunos de los personajes se introducen en los maizales, un símbolo del miedo a lo desconocido). El responsable de "El Sexto Sentido" consigue lo irrealizable: mostrar a los extraterres-tres lo mínimo posible, incrementando así el halo de terror que en-vuelve al desenlace del filme (atención a la escalofriante imagen de uno de estos seres reflejándose en el televisor). Por otra parte, todo lo relativo al pasado de Gibson, que a priori tan innecesario pudiera resultar durante la primera mitad, obtiene una justificación durante la conclusión de la obra, por lo que aquello que en principio bien pudiera parecer un defecto, termina convirtiéndose en una reflexión sobre la fe y la fuerza del destino, tan válida, aunque criticable, co-mo la de cualquier otra persona.

  Shyamalan ha demostrado ya que es un maestro a la hora de transmitir suspense y emocion en sus pelícu-las, aunque no debería obstinarse en abusar tanto de su reconocido estilo. Precisamente un director es grande cuando prueba su versatilidad, y eso es algo que no ha hecho el director de "El Protegido". Por otra parte, sus ca-meos resultan cansinos e innecesarios, siendo incluso su afán de trascendencia un tanto molesto. Mel Gibson vuelve a demostrar que es un actor con un gran carisma, aunque no termina de estar convincente en las escenas dramáticas, es como si siem-pre recurriese a la misma técnica interpretativa (algo que también le sucede en ocasiones a Harrison Ford, por cierto). Joaquin Phoe-nix es un gran actor secundario, aunque su personaje quizás po-dría haber dado mucho más juego, por lo que no tiene tiempo para lucirse. Finalmente, alabar la actuación de los niños, sobre todo en la dura escena en la que su padre se enfada con ellos durante la cena.

  James Newton Howard, habitual compositor en la carrera de Shyama-lan, crea una música que fluye ade-cuadamente sobre determinados pa-sajes del filme, otorgándole así una ambientación misteriosa y opresiva a la historia. Ya en los títulos de crédito iniciales puntúa con su perturbadora música la aparición de los integrantes del equipo técnico, deleitándonos con la cúspide de sus propues-tas durante los minutos finales de "Señales", justo cuando se re-suelve la cinta y la banda sonora de Newton Howard cobra un acer-tado protagonismo, creando, junto a la cámara de Shyamalan, el ritmo de la narración.


Imágenes de "Señales" - Copyright © 2002 Touchstone Pictures. Distribuidora en España: Buena Vista International. Todos los derechos reservados.

Página principal de "Señales"
Añade "Señales" a tus películas favoritas
Opina sobre esta película en nuestra Lista de Cine
Suscríbete a la Lista de Cine si todavía no eres miembro
Recomienda esta película a un amigo
 


OTRAS PELÍCULAS

Evil dead (Posesión infernal)     X-Men 2     El cazador de sueños (Dreamcatcher)     Destino final 2 (Final destination 2)     El núcleo (The core)

estrenos | novedades | críticas | cartelera | preestrenos | vídeo y DVD | de compras
reportaje | especiales | carteles | buscar | afiliación | listas de cine
reseñas de un butaquero | quiénes somos | contacto

LA BUTACA
Revista de Cine online
La Butaca © 1999 Ángel Castillo Moreno. Valencia (España)
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.
 

 

Estrenos
Novedades
Críticas
Cartelera
Preestrenos
Vídeo y DVD
De compras
Especiales
Reportaje
Carteles
Buscar
Afiliación
Listas de cine
Reseñas de
un Butaquero

Quiénes somos
Contacto

Añadir a Favoritos