LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes
 
   
    APUNTA TU CORREO

Cada semana los
últimos estrenos de cine
 
 


Compras de cine

Banda sonora
BANDA SONORA
Varios artistas


Fnac

 
 
 


 

ARCHIVO DE PELÍCULAS

A B C D E F G H I J
K L M N Ñ O P Q R
S T U V W X Y Z 0-9

 

UNA RUBIA MUY LEGAL 2
(Legally blonde 2: Red, white & blonde)


Dirección: Charles Herman-Wurmfeld.
País:
USA.
Año: 2003.
Duración: 95 min.
Interpretación: Reese Witherspoon (Elle Woods), Sally Field (Victoria Rudd), Regina King (Grace), Jennifer Coolidge (Paulette), Bruce McGill (Standford Marks), Bob Newhart (Sidney Post), Luke Wilson (Emmett Richmond), Jessica Cauffiel (Margot), Alanna Ubach (Serena), Stanley Anderson (Michael Blaine).
Guión: Kate Kondell; basado en un argumento de Kate Kondell, Eve Ahlert y Dennis Drake; y en los personajes creados por Amanda Brown.
Producción: Marc Platt y David Nicksay.
Música: Rolfe Kent.
Fotografía:
Elliot Davis.
Montaje: Peter Teschner.
Diseño de producción: Melissa Stewart.
Dirección artística: Mark Whorthington.
Vestuario: Sophie de Rakoff Carbonell.
Estreno en USA:
4 Julio 2003.
Estreno en España: 10 Octubre 2003.

 

CÓMO SE HIZO SE HIZO "UNA RUBIA MUY LEGAL 2"
Notas de producción
© 2003 Hispano Foxfilm

1. Regreso de lo rubio

  ¿Cuántas rubias han llegado a cambiar la Facultad de Derecho de la Universidad de Harvard? Sólo una. Hace dos veranos, Elle Woods empleó su magia en la original Una rubia muy legal, una historia sobre una chica a la última moda que no pega para nada con la facultad de derecho adonde va guiada por su corazón y donde termina sorprendiendo a todos con su coco siempre bien peinado. Ahora ¿cuántas rubias llegarán a enamorar a los ciudadanos de Washington, D.C.? ¿Hay alguna duda? Elle Woods ha regresado – más grande, mejor y más rubia.

  Después de que Una rubia muy legal se convirtiera en un éxito sin precedentes y lanzara a Reese Witherspoon a la estratosfera, los espectadores querían ver de nuevo a Elle Woods. No sólo los críticos celebraron el personaje creado por Witherspoon (recibió una nominación a los Globos de Oro en la categoría de Mejor Actriz por su interpretación) sino que también el público se sintió seducido por la luminosa combinación de mente resolutiva y rubia de la que hacía gala. Con ropas de diseño, una cabeza perfectamente peinada y un enorme corazón, los espectadores encontraron a su nueva heroína favorita.

  Witherspoon y el productor Marc Platt disfrutaron muchísimo trabajando de forma tan estrecha en la primera película y con un éxito ya en el zurrón, estaban entusiasmados con la posibilidad de llevar a Elle a que corriese una nueva aventura, no sin antes tener el guión adecuado. Ambos eran inflexibles en que no iban a hacer una secuela porque sí.

  “En la primera película, me encantó que Elle disfrutara siendo mujer”, dice Witherspoon. “A ella le encanta ser femenina, le encantan sus zapatos, sus uñas, su pelo. Pero a la vez es ambiciosa, tiene metas y es inteligente. La gente conectaba con ella. Entendían lo que era Elle, así que necesitábamos doblar la apuesta y ponerla en un escenario aún más difícil y complicado”.

  “Queríamos que fuese todavía mejor que la primera”, dice Platt. “Reese y yo nos sentíamos responsables y obligados para con Elle como consecuencia de la forma en que se ve al personaje, especialmente por parte de la gente joven. A ellos les encanta reírse de ella, les encanta ver lo que lleva puesto, les encanta su perro, pero también les encanta alentarla. Y es una fuente de inspiración para ellos. Era muy importante para nosotros estar a la altura de todas esas expectativas”.

  Además de retomar su papel, Witherspoon también figura como productora ejecutiva en Una rubia muy legal 2. “Fue todo un regalo para mí empezar a trabajar en la secuela aún todavía antes”, dice Witherspoon. “No participé de la fase de preproducción en la primera entrega, así que era algo muy emocionante”.

  Uno de los primeros retos a los que los productores tuvieron que hacer frente fue el de encontrar el director adecuado, uno que pudiera hacer justicia al personaje de Elle Woods y su mundo pero al que no le pesara el hacer suya la película. Se decantaron por el rubio director de alma aunque calvo de pelo Charles Herman-Wurmfeld.

  Witherspoon dice: “Me encantó conocer a Charles; me gustó un montón su película Besando a Jessica Stein – y cuando hablamos con él, nos dimos cuenta de que entendía muy bien lo que pretendíamos hacer con Una rubia muy legal 2. Entendía los mensajes que queríamos transmitir, pero también sabía que queríamos divertirnos. Tenía que ser tremendamente divertida pero también tener mucho sentimiento”.

  Para Herman-Wurmfeld, fue muy emocionante que le llamaran. “Marc me preguntó si quería hacer la secuela de Una rubia muy legal”, recuerda, “y me quedé de piedra. Me había encantado la película original. Me encantaba la idea de trabajar con Reese Witherspoon. Estaba, y todavía lo estoy, tremendamente excitado con todo el asunto”.

  “Siempre había visto a Elle como un modelo a imitar”, continúa Herman-Wurmfeld. “Ella es muy lista, pero sigue manteniendo la inocencia respecto al mundo y sigue teniendo fe en sus semejantes. No es alguien que critique todo. Es muy buena. Tiene muchos valores que yo aspiro a tener. Mejoramos el personaje, así que me encantó ayudar a ponerla de nuevo en el candelero”.

  Cuando se le pregunta a Witherspoon sobre el hecho de meterse en los zapatos con mucho tacón de Elle, responde: “Todavía me apasiona Elle. Descubre casi de forma mágica que puede conectar con cualquier persona en un nivel u otro. No piensa que esté por encima o por debajo de nadie. Ve a cada persona de forma individual y descubre lo bueno que hay en cada uno. Creo que eso es lo que la hace tan extraordinaria”.

  Expresando sus sentimientos acerca del personaje de Witherspoon, Herman-Wurmfeld dice: “Era muy receptivo respecto a lo que ya se había establecido con respecto a él y luego busqué nuevas vías de darle mi sello personal. Lo que no quería era reinventar el personaje. Reese había hecho un trabajo realmente brillante a la hora de construir el personaje en la primera entrega, así que mi objetivo era ayudar a hacerla resurgir por segunda vez”.

  “Es un papel sumamente agotador”, continúa, “y es muy cansado para ella. Las semanas son eternas; era semana tras semana, y ella aparecía prácticamente en todas las escenas. Hice todo lo que estuvo en mi mano para protegerla a ella y a su interpretación”.

  Para completar el reparto, los realizadores volvieron los ojos a algunos de sus personajes predilectos de la primera película además de introducir unos cuantos nuevos miembros del reparto en el mundo de Elle Woods.

  Entre los actores de la familia de Una rubia muy legal que regresan destacan Jennifer Coolidge como la dulce y un poco loca esteticista Paulette Bonafonte-Parcelle; Luke Wilson como Emmett, el impresionantemente guapo y perfecto novio de Elle; y Jessica Cauffiel y Alanna Ubach como las dinámicas Margot y Serena, integrantes de la hermandad femenina Delta Nu. Y por supuesto, Moonie el chihuahua regresa como Bruiser Woods, el mejor amigo y perro de Elle.

  Entre los nuevos actores del reparto se encuentran la dos veces ganadora de un Oscar® Sally Field como la valerosa y rubia congresista Victoria Rudd; Regina King como la lista y mojigata Grace, la cual forma parte del equipo de Rudd; Bruce McGill como el senador sureño Stanford Marks; el legendario y querido Bob Newhart como el portero Sid Post, nuevo mentor de Elle; y Dana Ivey como la congresista por Texas Libby Hauser – y también compañera de la hermandad femenina Delta Nu.

  Witherspoon estaba encantada con el reparto que lograron reunir. “Conseguimos reunir un grupo de maravillosos actores además de algunos con los que ya habíamos contado en la primera película”, dice. “Sally Field (la he admirado tanto tiempo). Me he visto TODAS sus películas. Es una persona fantástica para trabajar con ella. Era de gran ayuda y me dio un montón de sabios consejos. Fue un sueño hecho realidad poder trabajar con ella. Estaba tan nerviosa el primer día que la conocí que se me saltaban las lágrimas”.

  El director Herman-Wurmfeld se hace eco del entusiasmo de Witherspoon respecto a trabajar con Field. “Por supuesto, es excitante trabajar con una actriz con tanto predicamento como Sally. Pero lo más impresionante de todo era el talento y la valentía con la que llegaba al plató cada día. Intentaba encontrar la inspiración en ella, aprender de ella y apoyarla de la mejor manera que sabía”.

  En la película, Elle ve a la congresista Rudd como el modelo a imitar en la capital federal. Rudd es inteligente, ha tenido gran éxito y entiende la importancia de saber cuidarse el pelo. Ella es la mujer a la que Elle aspira a ser, aunque sus relaciones se hacen más complicadas a medida que avanza la película.

  “Veo mi personaje como una versión adulta de Elle Woods”, dice Sally Field. “Creo que Rudd se ve muy reflejada en Elle cuando llegó por primera vez a Washington.”

  A Field le gustaba mucho la primera película y estaba encantada de tener la oportunidad de ser parte en la secuela. “Una rubia muy legal era una delicia”, dice. “Reese es mágica y se trata de una fantástica película para las mujeres, tanto jóvenes como mayores. Además es muy divertida, lo que hace que resulte también muy interesante para los chicos y los hombres. ¿A quién no le iba a interesar lo que Reese está haciendo?”

  Field también disfrutó trabajando con su compañera de reparto. “Estar al lado de Reese es muy divertido”, dice. “No me imagino cómo sería cuando fuese más joven, es toda una profesional. Es realmente buena en lo que hace”.

  El personaje de Bob Newhart, Sid Post, ha visto venir y marcharse a presidentes y políticos, pero nunca ha conocido a nadie como Elle. Quizás sea el portero más informado de todo Washington (él le enseña a Elle como funciona la ciudad), pero Sid no cree de verdad en sí mismo y le falta confianza. Eso hace que Elle y Sid sean los amigos perfectos el uno para el otro, y grandes aliados.

  “A Sid le agrada Elle en cuanto la conoce y quiere ayudarla”, dice Newhart. “Conoce los entresijos de Washington y pone al servicio de Elle sus conocimientos. Me encanta mi personaje. Conozco a Sid. Conozco la clase de persona que es y quizás haya un pedazo de mí que sea como Sid”.

  Newhart también valoraba la oportunidad de compartir la pantalla con Witherspoon. “Me encantaba el guión, me parecía fantástico; era muy creativo, pero sobre todo, quería trabajar con Reese”, dice. “Es fantástica. Es muy fácil sobreactuar en un papel como ése, pero ella nunca lo hace. Siempre está controlada y contenida. La película funciona porque tú quieres que triunfe y quieres que triunfe por lo mucho que te gusta ella”.

  Newhart hizo un poco de investigación para su papel, sobre todo en lo concerniente al mundo de la moda. Como hombre dentro de un mundo de mujeres, “había ciertos aspectos del mundo de la moda que me tuvieron que explicar”, señala. “Mi mujer me ayudó con eso. Hizo algunas averiguaciones sobre Jimmy Choos y los bolsos y esa clase de cosas”.

  Witherspoon afirma: “Era todo un sueño trabajar con Bob. Veía su espectáculo todas las noches cuando era una niña. Lo ponían después de las noticias y lo veía a hurtadillas cuando mis padres pensaban que estaba dormida. Es un hombre verdaderamente divertido y con un sentido del humor alucinante”.

  Herman-Wurmfeld afirma: “Bob Newhart es un icono. Es parte importante de la conciencia americana. Se me hizo un poco raro el primer día. Seguía pensando: ‘Es Bob Newhart’”.

  Regina King interpreta a Grace Rossiter, una lista y joven veterana del Capitolio que trabaja para la congresista Rudd como jefa de su equipo. No entiende por qué una risueña rubia vestida de rosa puede tan fácilmente invadir su territorio trabajando con Rudd y se niega a ponérselo fácil a Elle. King se lo pasó de fábula interpretando este papel.

  “Bueno, es realmente divertido ser un poco mala”, se ríe. “Te da carta blanca para actuar como quieres. Es muy divertido poder echar todas esas miradas malvadas”, dice King.

  “Una rubia muy legal 2 me resultaba una película muy atractiva”; continúa. “Ser parte de algo que era tan fantástico de principio. Luego cuando leí el guión había un montón de cosas muy divertidas que pasaban dentro de él. El público se va a ver gratamente sorprendido, se van a reír a carcajada limpia”.

  De Witherspoon, King dice: “Es una chica muy, pero que muy, inteligente. Es la clase de persona que está siempre leyendo y siempre quiere estar informada. Es muy estimulante ver a una chica de su edad que sea una esponja y esté empapada de conocimientos. Es increíble”.

  Cualquiera que se haya enamorado de Una rubia muy legal también se habrá sentido bajo el influjo de la actriz Jennifer Coolidge como la esteticista en apuros Paulette Bonafonte, ahora convertida en Paulette Parcelle. Todo el mundo va a estar encantado de saber que ha vuelto a la carga en la secuela.

  A la hora de crear su personaje, Coolidge señala: “Hice algunas elecciones extrañas. A veces son un poco estúpidas o simplemente raras. Pero creo que todos nosotros podemos conectar con Paulette. Todo el mundo puede verse reflejado en el hecho de sentirse diferente. Pasé esta embarazosa etapa a los quince años. Sólo tenía que canalizar todo lo que era en esa época para interpretar a Paulette”.

  “Es mucho más fácil todo la segunda vez”, continúa. “Ya has sentado las bases del personaje. Puedes tener algunas dudas respecto a nueva elecciones o nuevos lugares a los que estás llevando el personaje, pero Paulette es Paulette; sólo que esta vez está un poco mejor peinada y maquillada”.

  Witherspoon estaba encantada de ver de nuevo juntas a Elle y a Paulette. “Jennifer siempre es muy divertida”, dice. “Las mayores risas en la película son a causa de Paulette porque es alguien de lo más estrafalario”.

  Herman-Wurmfeld comparte esta opinión: “En nuestras primeras conversaciones acordamos que Paulette debería haberse convertido en alguien un poco más sofisticada. Pero cuando llegamos al plató, enseguida volvimos a la Paulette que todos conocemos y queremos. No lo pudimos evitar. Coolidge es una mujer muy divertida y su sentido del humor es muy peculiar y surrealista”.

  En la primera película, Elle termina consiguiendo a su chico, aunque no resultara ser el que tenía pensado para ella. Luke Wilson ha vuelto para interpretar de nuevo a Emmett, listo para casarse con Elle.

  “Elle está planeando esta complicada boda en Fenway Park”, dice, “un parque de Boston donde se juegan partidos de la liga profesional de béisbol. Es el sueño de cualquier hombre. Emmett está realmente emocionado porque es un acérrimo seguidor de los Red Sox”.

  Al llegar al plató, a Wilson le agradó descubrir que se trataba más de un regreso a casa que del primer día de un rodaje. “Te sientes muy bien cuando tienes la oportunidad de volver a trabajar con la misma gente”, dice Wilson. “Reese y Jennifer, los productores y algunos de los miembros del equipo de realización, vestuario, maquillaje y peluquería; es muy hermoso. Es como volver a reunir a un viejo equipo”.

  Wilson valoraba especialmente trabajar de nuevo con Witherspoon. “Reese emplea toda su energía en interpretar un personaje divertido”, dice. “Para eso hay que tener agallas. Muchos actores lo interpretarían de forma más convencional y sin tomar demasiados riesgos. Reese se arriesga y crea este fantástico personaje al que la gente le encanta ver”.

  Finalmente, Una rubia muy legal 2 supone el regreso de uno de los personajes más queridos por todos… Bruiser Woods, el chihuahua de Elle. Bruiser es interpretado por el actor caniche Moonie. En la película original, los espectadores encontraron tan irresistibles a Bruiser y sus vestidos confeccionados por la propia Elle que en la secuela su papel y su trama son aún mayores incluyendo grandes sorpresas.

  “Estaba un poco asustado con la idea de tener que trabajar con un perro”, se ríe el director Herman-Wurmfeld. “No había trabajado antes con animales. El perro tenía que hacer un montón de cosas complicadas y no estaba seguro de cómo se lo iba a poder transmitir, pues normalmente estoy acostumbrado a hablar sólo con actores. Pero he descubierto que lo único que tienes que hacer es dejar espacio a Moonie para que haga lo suyo y luego jugamos con eso en la sala de montaje. Nunca perdimos un minuto a causa del perro”.

  Witherspoon se ríe: “Moonie es el mejor. Llega, lo borda, rodamos la toma y se vuelve a su caravana. Y esta vez, exploramos el personaje de Bruiser un poco más y se descubren algunas cosas importantes acerca de él. Es muy divertido y dulce”.

  Wilson añade: “A la gente le encanta este perro. Dondequiera que tenga niños a mi alrededor, todos me preguntan cómo es Reese y, después de haber cogido aliento, me preguntan por Bruiser”.

2. La moda >>


Imágenes y notas de cómo se hizo "Una rubia muy legal 2" - Copyright © 2003 Metro-Goldwyn-Mayer, Marc Platt Productions y Type A Films. Distribuida en España por Hispano Foxfilm. Fotos por Sam Emerson. Todos los derechos reservados.

Página principal de "Una rubia muy legal 2"
Añade "Una rubia muy legal 2" a tus películas favoritas
Opina sobre "Una rubia muy legal 2" en nuestra Lista de Cine
Suscríbete a la Lista de Cine si todavía no eres miembro
Recomienda "Una rubia muy legal 2" a un amigo
 


OTRAS PELÍCULAS

Como Dios (Bruce almighty)     Cómo perder a un chico en 10 días (How to lose a guy in 10 days)     5 hombres para Lucy (I'm with Lucy)     Mi casa es tu casa     Jet lag (Decálage horaire)

estrenos | novedades | críticas | cartelera | preestrenos | vídeo y DVD | de compras
reportaje | especiales | carteles | buscar | afiliación | listas de cine
reseñas de un butaquero | quiénes somos | contacto

LA BUTACA
Revista de Cine online
La Butaca © 1999 Ángel Castillo Moreno. Valencia (España)
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.
 

 

Estrenos
Novedades
Críticas
Cartelera
Preestrenos
Vídeo y DVD
De compras
Especiales
Reportaje
Carteles
Buscar
Listas de cine
Reseñas de
un Butaquero

Top10
Afiliación
Quiénes somos
Contacto

Añadir a Favoritos