LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes
 
   
    APUNTA TU CORREO

Cada semana los
últimos estrenos de cine
 
 

De compras de cine por internet
      De compras de cine por internet
De compras de cine por internet

√ Fácil      
Cómodo
√ Seguro  
√ Rápido
  

 
 
 


 

ARCHIVO DE PELÍCULAS

A B C D E F G H I J
K L M N Ñ O P Q R
S T U V W X Y Z 0-9

 

LA VENTANA SECRETA
(Secret window)


cartel
Dirección: David Koepp.
País:
USA.
Año: 2004.
Duración: 100 min.
Interpretación: Johnny Depp (Mort Rainey), John Turturro (John Shooter), Maria Bello (Amy), Timothy Hutton (Ted), Charles S. Dutton (Ken Karsch), Gillian Ferrabee (Fran Evans).
Guión: David Koepp; basado en la novela "Secret window, secret garden" de Stephen King.
Producción: Gavin Polone.
Música: Philip Glass.
Fotografía:
Fred Murphy.
Montaje: Jill Savitt.
Diseño de producción: Howard Cummings.
Dirección artística: Gilles Aird.
Vestuario: Odette Gadoury.
Estreno en USA: 12 Marzo 2004.
Estreno en España: 16 Abril 2004.

 

CRÍTICA
por David Garrido Bazán

Los demonios del escritor

  Hay una curiosa coincidencia entre algunas de las mejores adaptaciones que se han hecho para cine de las obras del prolífico Stephen King y una de las vertientes más fecundas de su producción, que uno adivina tie-ne mucho que ver con exorcizar de-monios personales: aquellas obras suyas cuyo protagonista principal es un escritor, ya sea uno un tanto fraca-sado que ha de aceptar trabajos bas-tante alejados de su ocupación princi-pal (el Jack Torrance al que interpreta-ba Jack Nicholson en "El resplandor") o un escritor de éxito de novelas rosa que quiere cambiar su temá-tica (el torturado autor al que daba vida James Caan en la terrorífica "Misery"). Sin embargo, el tipo de escritores que más abunda en los relatos de King, como no podía ser de otra manera, suele ser aquel que se ajusta más a su propia realidad, o sea, un escritor del género fantástico o de terror. Así ocurre por ejemplo en "La mitad oscura" o en "It" y siempre me ha parecido curioso cómo el autor se divierte con el lector con ese perverso juego en el que este últi-mo trata de adivinar qué partes de la ficción pueden ajustarse a la realidad del propio King, cuánto de su propia experiencia estará vol-cado en esas líneas. No es algo precisamente nuevo: a Woody Allen le sucede constantemente.

  Un escritor de éxito de relatos de terror es también el protagonista de "La ventana secreta", última adaptación al cine, por el momento, de una obra de King. Mort Rainey, el tipo al que da vida Johnny Depp, es un auténtico desastre: está bloqueado, su reciente sepa-ración de su mujer Amy le tiene noqueado, duerme mucho más tiempo del que está despierto y, por si esto fuera poco, su tranquila vida en una cabaña al lado de un lago, aislada en un bosque, se ve perturbada por la llegada de un amenazante extraño, John Shooter, que le acusa de haber plagiado uno de sus relatos. Con esta sim-ple premisa, el guionista de éxitos comerciales de todo tipo e inte-resante realizador David Koepp construye una película de at-mósfera inquietante y pretendido suspense que no consigue del todo sus objetivos por causas más bien ajenas a la propia pe-lícula, como luego explicaré.

  En un principio, la amenazadora pre-sencia de John Shooter (un John Turturro tan notable como acostum-bra y al que se le dan especialmente bien este tipo de papeles, por más que en la versión doblada nos casti-guen con un inexplicable ceceo que trata de equipararse al acento sureño del personaje en la versión original y que bien podrían haberse ahorrado) emparenta a "La ventana secreta" con esas películas en las que un extraño irrumpe de forma violenta en la vida de alguien y se convierte en un preocu-pante problema, películas que casi constituyen un género en sí mismo y que van desde las magníficas "La noche del cazador" o "El cabo del miedo" a títulos algo meno-res como "De repente un extraño" o "Mujer blanca soltera busca". Este elemento, unido al hacer de Koepp, que ya demostró que sa-bía construir atmósferas apropiadas para el género fantástico en la efectista pero sin duda algo infravalorada "El último escalón" y que aquí se esfuerza en huir de los convencionalismos de las cintas de terror, convierte a "La ventana secreta" en una película ciertamente curiosa en cuanto a su tono: uno no sabe a ciencia cierta a qué carta quedarse, porque en medio de toda la tensión propia de este tipo de películas, Koepp introduce ciertos apuntes de comedia costumbrista (la relación de Mort con la señora de la limpieza, ese sheriff más interesado en la costura que en el caso, los punzantes diálogos con el detective que contrata) que descolo-can sobremanera al espectador, a ratos un tanto perdido. A eso ayuda la interpretación de Depp, presente en casi todo momento en la pantalla y afortunadamente algo más comedido que en "Pira-tas del Caribe: La maldición de la Perla Negra". Por cierto, resulta curioso constatar que si en aquélla dijo inspirarse en los modos de Keith Richards, guitarrista de los Stones, en "La ventana secreta" parece haber adoptado la imagen desastrada del fallecido Kurt Co-bain, quien fuera líder del grupo Nirvana, como modelo para su ca-racterización.

  Koepp se maneja bastante bien en su labor detrás de la cámara y se permite algunos detalles ele-gantes de puesta en escena, jugan-do con las posibilidades que ofrece el espacio cerrado de la cabaña de dos plantas en la que vive Mort por contra-posición al ambiente natural donde se encuentra. Pese a los continuos cam-bios de tono (la secuencia de un Depp al borde de la histeria en su cuarto de baño cuando cree que Shooter está en la casa está particu-larmente conseguida), el espectador es siempre consciente de que hay una amenaza real que se materializa en cualquier momento y lu-gar, y que va en aumento. Sin embargo, el problema principal de "La ventana secreta" no tiene que ver tanto con su realización o la mayor o menor credibilidad de su guión como con la propuesta en sí: puede que porque me pase de listo o porque esté demasiado familiarizado con las obras de King o, más probablemente, porque el cine de los últimos años nos ha ofrecido un buen montón de pe-lículas de temática similar en los últimos años, un servidor intuyó la clave que desata el clímax de la película durante los primeros vein-te minutos de la misma y se pasó el resto del metraje tratando de confirmarla (algo que no cuesta mucho trabajo), con lo cual el film fracasó de pleno en su principal cometido, que se supone no era otro que mantenerme en suspense.

  Así las cosas, uno puede dedicarse a fijarse más en el correcto andamiaje de la película que a la película en sí o a encontrar las muchas referencias cinéfilas o literarias más o menos ocultas que se hayan diseminadas por todo el metraje. Y es que al igual que la cinta no puede disimular su condición de leve parodia del género antes mencionado, Koepp tampoco oculta las numerosas citas autoreferenciales que el propio King incluyó en su texto ori-ginal para deleite de sus seguidores y que Koepp ha traducido en imágenes bastante reconocibles. "El resplandor" y "Los chicos del maíz" en el tramo final de la película son las más evidentes, pe-ro no las únicas: hay una frase de la película de Polanski "La semi-lla del diablo" que da buena idea del progresivo deterioro mental que sufre el personaje de Mort, incapaz de enfrentarse a la realidad con un método mejor que dormir constantemente, y hay un guiño a costa de uno de los papeles más extravagantes jamás rodados por Depp, el de "Miedo y asco en Las Vegas": cuando Mort deja el sombrero de Shooter encima de la mesita de su casa, puede verse un libro de Hunter S. Thompson, autor de la novela en la que se ba-só la película del mismo título.

  Y ustedes dirán: bueno, muy bien ¿y la película qué? Pues eso, que si uno intuye de qué va el juego de Ko-epp, se desengancha de ella con rapi-dez (justo al contrario de lo que pasa-ba con la divertida "Identidad", por po-ner un ejemplo de película de temáti-ca similar a ésta) y agudiza la vista sobre estos detalles que poco o nada tienen que ver con la misma, no por-que esté mal realizada (que no lo es-tá, ni mucho menos), sino porque re-sulta más bien previsible y es más in-teresante fijarse en el sarcasmo de Koepp como guionista. Cons-ciente del riesgo que corre con una película como ésta, al menos tiene el detalle de ofrecer más cosas que el menú principal para entretener. Además, Koepp remata la película con cierta lógica y un poco a contracorriente, logro no despreciable en estos tiempos.

Calificación:


Imágenes de "La ventana secreta" - Copyright © 2004 Columbia Pictures, Grand Slam Productions y Pariah Entertainment Group. Distribuida en España por Columbia TriStar Films. Todos los derechos reservados.

Página principal de "La ventana secreta"
Añade "La ventana secreta" a tus películas favoritas
Opina sobre "La ventana secreta" en nuestra Lista de Cine
Suscríbete a la Lista de Cine si todavía no eres miembro
Recomienda "La ventana secreta" a un amigo
 


OTRAS PELÍCULAS

Km. 666 (Wrong turn)     Desapariciones (The missing)     Gothika     El farmacéutico de guardia (Le pharmacien de garde)     La casa (Cold Creek manor)

estrenos | novedades | críticas | cartelera | preestrenos | vídeo y DVD | de compras
sorteos | reportajes | especiales | carteles | buscar | afiliación | listas de cine
reseñas de un butaquero | quiénes somos | contacto | publicidad

LA BUTACA
Revista de Cine online
Copyright © 2004 LaButaca.net. Valencia (España).
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.
 

 

Estrenos
Novedades
Críticas
Cartelera
Preestrenos
Vídeo y DVD
De compras
Sorteos
Especiales
Reportaje
Carteles
Libros
Videojuegos
Buscar
Afiliación
Listas de cine
Reseñas de
un Butaquero

Top10
Opinión
Quiénes somos
Contacto

Publicidad
Añadir a Favoritos