55ª BERLINALE - Festival Internacional de Cine de Berlín

 

 

 

 

 

 

 

 


 


 


LIFE AQUATIC
(The life aquatic with Steve Zissou)


Dirección: Wes Anderson.
País:
USA.
Año: 2004.
Duración: 120 min.
Género: Comedia, aventuras.
Interpretación: Bill Murray (Steve Zissou), Owen Wilson (Ned Plimpton), Cate Blanchett (Jane Winslett-Richardson), Anjelica Huston (Eleanor Zissou), Willem Dafoe (Klaus Daimler), Jeff Goldblum (Alistair Hennessey), Michael Gambon (Oseary Drakoulias), Noah Taylor (Vladimir Wolodarsky), Bud Cort (Bill Ubell), Seu Jorge (Pelé dos Santos), Robyn Cohen (Anne-Marie Sakowitz).
Guión: Wes Anderson y Noah Baumbach.
Producción: Wes Anderson, Barry Mendel y Scott Rudin.
Música: Mark Mothersbaugh.
Fotografía:
Robert Yeoman.
Montaje: David Moritz.
Diseño de producción: Mark Friedberg.
Dirección artística: Stefano Maria Ortolani.
Vestuario: Milena Canonero.
Estreno en USA: 25 Diciembre 2004.
Estreno en España: 23 Marzo 2005.

 

CRÍTICA
por Leandro Marques

Cóctel de emociones bajo el agua

  En ciertas ocasiones, antes de escribir o hablar sobre ellas, determi-nadas películas generan una infrecuente y deliciosa sensación de ex-trañeza. La extrañeza de encontrarse frente a una obra singular, salida de cualquier estereotipo, de cualquier otra cosa ya vista. "Life aquatic", de ella se trata, es el producto de la mirada y sensibilidad de un reali-zador único, el estadounidense Wes Anderson.

  También se podría hablar de extrañeza porque no puede definirse a la película como una obra sólida, desprovista de im-perfecciones (¿a alguien le interesa una película perfecta?), sino más bien como lo contrario. "Life aquatic" se representa a sí misma como un inmenso espacio donde fluyen y se ponen en contacto dis-tintas ideas, imágenes, sensaciones que se fusionan entre sí. Algunas veces, esto genera la impresión de un cóctel algo desprolijo y discontinuo de sucesos. La mayoría del tiempo, ese mismo cóctel sirve de medio de transporte a lugares de difícil acceso, donde todo parece mágico y armónico. Así como sucede en sus filmes anteriores, Anderson se dedica a explorar las dificultades en las relaciones humanas: básica-mente, "Life aquatic" es una película que remite al dolor, a la pérdida, a los miedos, al reencuentro y, como esencia de todo, al amor.

  El personaje principal, Steve Zissou, protagonizado por el fantástico Bill Murray, es un excéntrico (con ciertos parecidos al carismático personaje de Gene Hackman en "Los Tenenbaums") documentalista de océanos. Dedicó su vida a la aventura de investigar las particulari-dades del mundo bajo el mar, a filmarlo, y a hacer películas de eso; así se convirtió en una figura emblemática. Sin embargo, sus épocas de gloria parecen haber quedado atrás. Mientras filmaba su último tra-bajo, pudo salvar el pellejo pero no evitar que un extraño y gigante ti-burón se comiera literalmente a Esteban, su mejor amigo y compañe-ro. Por si fuera poco, la película no fue bien recibida por el público ni aceptada por la crítica, lo que espantó a los inversionistas de sus pro-yectos futuros. Esto no apaciguó las intenciones de Steve, persona obstinada donde las haya, quien pese a todo prometió una segunda parte: allí se reencontraría con el animal y lo mataría, simplemente pa-ra vengar la muerte de su amigo.

  La trama, así planteada, se sostiene a partir de los personajes y de los vínculos que se establecen entre ellos. El relato se toma su tiempo para presentar a cada uno de los integrantes del equi-po “Zissou” (que hasta usan los mismos pijamas con la insignia en el pecho). Siempre con humor e ironía, cada pasaje de la película va pre-parando al espectador para la gran travesía que se avecina. En medio de todo, Zissou es encontrado por su único hijo, Ned (Owen Wilson), a quien nunca había querido acercarse, y lo invita a ser parte de la tri-pulación del Belafonte, el barco del equipo.

  Ya en marcha el Belafonte, comienzan a evolucionar los conflictos y relaciones entre los personajes. Anderson elige la vía del humor para mostrar los miedos, convicciones e inseguridades de cada uno de ellos –en especial padre e hijo–. De todos los personajes, el realizador se encarga de decir algo, de hacerlos dialo-gar con el espectador de manera tal que él mismo pueda completar sus historias, sus problemas, y entender por qué ac-túan como actúan. Sin embargo, el recur-so del humor no anula el uso de otras he-rramientas estéticas y narrativas para po-ner imágenes a lo que sucede. El direc-tor se destaca justamente por su sensibilidad para entender lo que pi-de cada momento del film: entiende a sus personajes, lo que les pasa, lo que quieren, lo que no pueden, y en función de las diferentes situa-ciones que se plantean, utiliza el recurso que, de tan adecuado, pare-ciera ser el único posible.

  En algunos pasajes, esto se percibe con claridad: la cámara capta los gestos y miradas justos, los personajes hablan, piensan, ha-cen o dicen como si les fluyera naturalmente. Es entonces cuan-do la cinta se vuelve hipnótica y envolvente. En otros pasajes, que no alcanzan para empañar al concepto general, se destacan más algunos baches y cierta discontinuidad en el transcurrir del relato. Sin duda, esos instantes mágicos y sobrepasados de intensidad, tan infre-cuentes como fascinantes, son causantes de aquella sensación de extrañeza, tan sutil y filosa, que se produce sólo cuando se está frente a una gran película.

Calificación:


Imágenes de "Life aquatic" - Copyright © 2004 Touchstone Pictures y American Empirical Picture. Distribuida en España por Buena Vista International. Todos los derechos reservados.

Página principal de "Life aquatic"
Añade "Life aquatic" a tus películas favoritas
Opina sobre "Life aquatic" en nuestra Lista de Cine
Suscríbete a la Lista de Cine si todavía no eres miembro
Recomienda "Life aquatic" a un amigo
 

OTRAS PELÍCULAS DEL FESTIVAL

In good company     One day in Europe (Galatasaray-Dépor)     Hitch: Especialista en ligues (Hitch)     Kong que (Peacock)     Kinsey

Suscribe tu correo para recibir gratis los boletines de La Butaca:

Copyright © 2005 LaButaca.net - Revista de Cine. Valencia (España).
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.