LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes

APUNTA  TU CORREO

 
 

De compras de cine por internet
      De compras de cine por internet
De compras de cine por internet

 

ARCHIVO DE PELÍCULAS

A B C D E F G H I J
K L M N Ñ O P Q R
S T U V W X Y Z 0-9


     Estrenos | Cartelera | Críticas | Preestrenos | DVD | Carteles | Top10 | Actualidad | Enlaces
 


EL ASESINATO DE RICHARD NIXON
(The assassination of Richard Nixon)


cartel
Dirección: Niels Mueller.
País:
USA.
Año: 2004.
Duración: 95 min.
Género: Drama, thriller.
Interpretación: Sean Penn (Samuel Bicke), Naomi Watts (Marie Andersen Bicke), Don Cheadle (Bonny Simmons), Jack Thompson (Jack Jones), Brad William Henke (Martin Jones), Nick Searcy (Tom Ford), Michael Wincott (Julius Bicke), Mykelti Willliamson (Harold Mann), April Grace (Mae Simmons), Jared Dorrance (Sammy Jr.), Jenna Milton (Ellen).
Guión: Niels Mueller y Kevin Kennedy.
Producción: Alfonso Cuarón y Jorge Vergara.
Producción ejecutiva: Arnaud Duteil, Avram Butch Kaplan, Kevin Kennedy, Frida Torresblanco, Alexander Payne, Leonardo DiCaprio, Jason Kliot y Joana Vicente.
Música: Steven M. Stern.
Fotografía:
Emmanuel Lubezki.
Montaje: Jay Cassidy.
Diseño de producción: Lester Cohen.
Vestuario: Aggie Guerard Rodgers.
Estreno en USA: 29 Diciembre 2004.
Estreno en España: 9 Junio 2006.

CRÍTICA por Almudena Muñoz Pérez

  Vender y comprar. Un individuo se acerca a su cine más cercano y adquiere la entrada para una película. Pero, viéndola, se da cuenta de que el mensaje es muy distinto a los actos habituales: comprar y vender. De eso habla “El asesinato de Richard Nixon”, de la revelación de las auténticas estructuras que rigen nuestras vidas, en lo personal y en lo profesional. Y lo hace a la manera de un primerizo director amparado por dos de los grandes independientes de Hollywood —Payne y Cuarón—, con la consecuente inestabilidad de quien se mueve entre la humildad indie y las ansias por construir una película con grandeza.

 

  Ante ese mismo dilema se encuentra el protagonista de esta historia, Samuel J. Bicke, un dependiente con una vida tan aburrida como los artículos de oficina que ofrece a sus clientes. Hasta que, con una ingenuidad palpable desde el primer fotograma, acepta que el sistema mercantil es muy distinto, y que las personas deben comprarse antes de vender nada. Un trauma digno de trama inmobiliaria, pero que aquí enlaza con el turbio panorama político de unos Estados Unidos cercados por el yugo de Nixon, ese presidente de cartera repleta y presta a cualquier compra. En este sentido es donde “El asesinato de Richard Nixon” se desinfla como las aspiraciones de su sufrido antihéroe, pues la denuncia política se arrincona por los codazos de un Sean Penn dispuesto a acaparar toda la atención, toda la cámara, todo el dolor.

  Si “Todos los hombres del presidente” fue la película del Watergate y “Nixon” intentó trazar el perfil del susodicho, la película de Niels Mueller es una historia autárquica: se alimenta de sí misma, alargando al máximo un metraje por fortuna breve, convirtiendo al infame político en un chivo expiatorio para las frustraciones personales de Sam Bicke, encarnación de todos los estadounidenses medios. Si por algo falla “El asesinato de Richard Nixon”, aparte de su endeble voz de alarma, es a causa de Sean Penn, que se agencia el filme de igual manera que Charlize Theron con sus productos prefabricados. Aun habiendo demostrado que se trata de un excelente actor, parece no conformarse con sus registros e intenta multiplicarlos hasta el límite. Por ello su interpretación se atraganta desde el comienzo, con una sobrecarga de caracterización externa e interna muy en la línea de esas bombas de relojería emocionales que ha fabricado en sus últimas películas —véase “21 gramos”, “Mystic river”, “La intérprete”—. Aquejado de unas heridas subcutáneas que ni el mismísimo doctor House podría sanar, Sam Bicke se dirige, en manos de su autoritario álter ego, a un final tan anunciado como inabarcable, y la precipitación de su acto desesperado se opone a la parsimonia con que la película narra sus últimos meses de vida.

  Asentada sobre un estilo plano, “El asesinato de Richard Nixon” reduce a la mínima expresión los alrededores; abandona la puesta en escena, embute caras modernas en trajes de novela barata, se mueve con indecisión —que estemos en los setenta no implica regresar al zoom, ni por un par de planos— y deja a sus secundarios de lado para volver al punto de vista de las teñidas pupilas de Penn. Tal vez el respeto que despiertan las temibles historias "basadas en hechos reales" —aunque más bien debería decirse "envasadas"— provoca una rigidez extrema a la hora de plasmarlas en celuloide. Una base real, además, que no viene al tuntún, sino al pelo —o al bigote—. Resulta muy fácil extrapolar las inquietudes del protagonista al malestar de un ciudadano de la era Bush, y sus conclusiones de libro antisistema son tan obvias como chocante la voz en off dirigida a Elmer Bernstein —¿por qué no se ha aprovechado más su música o, al menos, su influencia?— si la contraponemos a los tartamudeos y al patetismo de un hombre que tras volcar la papelera de una patada se hinca de rodillas a recoger los papeles desparramados.

  A “El asesinato de Richard Nixon” le falla lo mismo que a la improvisada intriga contra-presidencial de Bicke. El pesimismo, la frustración y la ausencia de expiación pueden ser elementos loables en una película, pero no ante un vacío: el de la lucha infructuosa, provocada por la carencia de un proyecto político alternativo creíble y sólido. Los sueños nunca lo han sido. Y tampoco las intenciones de un discurso que ya nos conocíamos y que no necesitábamos oír de nuevo, menos de forma tan convencional y flemática. Una película, al fin y al cabo, que responde más al sueño imposible de un hombre que a las aspiraciones de todos: Sean Penn conoce por un instante la satisfacción de derribar —políticamente, claro— la infranqueable Casa Blanca.

Calificación:


Imágenes de  "El asesinato de Richard Nixon" - Copyright © 2004 Anhelo Productions y Appian Way. Distribuida en España por Manga Films. Todos los derechos reservados.

Página principal de "El asesinato de Richard Nixon"
Añade esta película a tus películas favoritas
Opina sobre esta película en nuestra Lista de Cine
Suscríbete a la Lista de Cine si todavía no eres miembro
Recomienda esta película a un amigo
 


OTRAS PELÍCULAS

Caos (Chaos)     Hard candy     Tránsito (Stay)     El color del crimen (Freedomland) (Freedomland)     Plan oculto (Inside man)

::::: Pincha aquí para añadir LA BUTACA a tus sitios favoritos :::::

LA BUTACA
Revista de Cine online
Copyright © 2006 LaButaca.net. Valencia (España).
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.

estrenos | novedades | críticas | cartelera | preestrenos | DVD | carteles | top10 | de compras
 
sorteos | libros | videojuegos | reportajes | especiales | buscar | afiliación | listas de cine
reseñas de un butaquero | la ventana indiscreta |
quiénes somos | contacto | publicidad