LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes

APUNTA  TU CORREO

 
 

Compras de cineFnac

DVD de "Brokeback Mountain: En terreno vedado"
DVD

Banda sonora original de "Brokeback Mountain: En terreno vedado" (Gustavo Santaolalla)
BSO

Libro "Brokeback Mountain: En terreno vedado" (Annie Prouls)
LIBRO

 

ARCHIVO DE PELÍCULAS

A B C D E F G H I J
K L M N Ñ O P Q R
S T U V W X Y Z 0-9

Estrenos | Cartelera | Críticas | Preestrenos | DVD | Carteles | Reseñas de un Butaquero
 


BROKEBACK MOUNTAIN: EN TERRENO VEDADO
(Brokeback Mountain)


Dirección: Ang Lee.
País:
USA.
Año: 2005.
Duración: 134 min.
Género: Drama.
Interpretación: Heath Ledger (Ennis Del Mar), Jake Gyllenhaal (Jack Twist), Linda Cardellini (Cassie), Anna Faris (Lashawn Malone), Anne Hathaway (Lureen Newsome), Michelle Williams (Alma), Randy Quaid (Joe Aguirre), Kate Mara (Alma Jr.).
Guión: Larry McMurtry y Diana Ossana; basado en un relato de Annie Proulx.
Producción: Diana Ossana y James Schamus.
Música: Gustavo Santaolalla.
Fotografía:
Rodrigo Prieto.
Montaje: Geraldine Peroni y Dylan Tichenor.
Diseño de producción: Judy Becker.
Vestuario: Marit Allen.
Estreno en USA: 9 Diciembre 2005.
Estreno en España: 20 Enero 2006.

CRÍTICA por Julio Rodríguez Chico

Si John Wayne levantara la cabeza...

  Cuando toda la prensa se ha levantando casi al unísono para acla-mar la valentía de Ang Lee en este western contemporáneo, puede resultar un despropósito disentir al sacar a relucir algunas de las quiebras de dicha propuesta. Pero esta tarea resulta un tanto nece-saria cuando la presión mediática amenaza con reducir la libertad de opinión al pensamiento único, y con ello darnos gato por liebre y convertir en oro todo lo que reluce. Tras obtener el León de Oro en el último Festival de Venecia y el Globo de Oro al mejor drama y di-rector, ahora se presenta como una apuesta segura para los Os-car®.

 

  Esta aproximación al western su-pone una transgresión radical de la visión clásica de ese género tan americano y ligado a su propia formación nacional, cuando centau-ros atravesaban el desierto en busca de justicia o venganza, la amistad y la caballerosidad presidían el trato hu-mano, la pistola dejaba paso al libro de leyes o el ferrocarril sustituía a una diligencia que surcaba el Monument Valley bajo la amenaza de los indios. Pero la trama de "Brokeback Moun-tain: En terreno vedado" se retrasa un tanto a ese tiempo de los pioneros, y comienza en la década de los 60 cuando dos vaqueros –en el sen-tido propio de la palabra, pues se ocupan de cuidar ganado– se co-nocen en la alta montaña y viven momentos de soledad que de-sembocan en atracción sexual.

  Si nos atenemos al marco geográfico en que se sitúa la historia y a la fuente literaria en que se inspira, lo esperable sería encontrar-nos unas tierras desoladas que exigían de sus moradores la cons-tante lucha por la supervivencia, entre rodeos, negocios de escasa clientela y abundante alcohol para olvidar la fatalidad de un destino decepcionante. Ang Lee ha querido elegir, en cambio, unos bellos parajes montañosos de Wyoming, dotándoles de un carácter meta-fórico y un fuerte sentido protagonista, como marco idílico y primi-genio que permitiese el resurgir natural de unos afectos reprimidos. Del mismo modo, no deja de resultar sorprendente la caracte-rización del dúo protagonista, un tanto sensiblero y con un pretendido carácter poético, para construir en torno a ellos una historia de amor homosexual. En dichos tratamientos de paisaje y personajes queda patente una utilización de la imagen cinemato-gráfica al servicio de una ideología, como una manera de desvelar al espectador una realidad oculta y guiarle –influir– en su pensa-miento; en este sentido, el director de “Tigre y dragón” se mostraba admirado por el poder del cine para conducir a la sociedad en una determinada dirección, a la vez que se erigía en estandarte de esa función redentora. Si a lo anterior se añade el despliegue promocio-nal de que ha gozado, los indudables logros técnico-artísticos deva-lúan considerablemente la valoración final de una película que apa-rece como una manipulación de la opinión pública bajo un bello en-voltorio. Porque a una película hay que pedirle belleza formal, cierta profundidad conceptual, y también honestidad en su concepción, con los matices necesarios para no traicionar a la verdad y sin ele-mentos a priori que determinen su discurrir.

  Nadie puede discutir el buen ha-cer técnico de Ang Lee al colocar la cámara o componer los planos, la bella fotografía de paisajes que cambian con las estaciones, una música envolvente y que genera momentos de intensa emotividad –sobre todo en el epílogo–, y también las consistentes interpretaciones de la pareja. Pero todos esos valores ci-nematográficos han sido de sobra re-saltados, y no es preciso abundar en ello. En cambio, en pocos lugares se ha destacado la gran actuación de Michelle Williams en el papel de es-posa traicionada por Ennis (Heath Ledger), con momentos de contenido sufrimiento y otros de estallido emocional que dejan el alma encogida en el espectador que asiste al drama vivido. Más di-fícil resulta identificarse con los protagonistas principales, bien in-terpretados pero dibujados en el guión con trazos esquemáticos y de caracteres abiertamente complementarios que esconden la ex-cesiva marca ideológica ya apuntada. Y es que Ang Lee parece ha-berse centrado únicamente en el problema homosexual no resuelto y en la pasión de dos hombres insatisfechos, sin completar su mundo con elementos de las familias que han formado.

  En una historia que exigía frecuentes elipsis narrativas para hacer avanzar la trama a través de varias décadas y mostrar así su lucha por encauzar la vida, resulta inevitable la irregu-laridad rítmica en su desarrollo, y la reiteración de sus encuen-tros furtivos convierte la segunda mitad de la película en una zona pantanosa y anodina, empeñado el director en incidir en el carácter represor y puritano de una sociedad sureña, esbozada de un plu-mazo y con rasgos caricaturescos: de hecho, Lureen, mujer de Jack, es presentada como una auténtico muñeco sin alma y este-reotipado.

  En definitiva, una película de bella factura y canónica construc-ción, pero que juega a favor del viento de lo políticamente correcto, porque ahora mismo los jurados premian riesgos y planteamientos como los aquí abordados.

Calificación:


Imágenes de "Brokeback Mountain: En terreno vedado" - Copyright © 2005 Focus Features y River Road Entertainment. Distribuida en España por UIP. Todos los derechos reservados.

Página principal de "Brokeback Mountain"
Añade "Brokeback Mountain" a tus películas favoritas
Opina sobre "Brokeback Mountain" en nuestra Lista de Cine
Suscríbete a la Lista de Cine si todavía no eres miembro
Recomienda "Brokeback Mountain" a un amigo
 


OTRAS PELÍCULAS

La vida secreta de las palabras (The secret life of words)     El jardinero fiel (The constant gardener)     Orgullo y prejuicio (Pride & prejudice)     Free zone     Yossi & Jagger

estrenos | novedades | críticas | cartelera | preestrenos | vídeo y DVD | de compras
sorteos | reportajes | especiales | carteles | buscar | afiliación | listas de cine
la ventana indiscreta |
quiénes somos | contacto | publicidad

LA BUTACA
Revista de Cine online
Copyright © 2006 LaButaca.net. Valencia (España).
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.
..............................................................................................................................................