LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes
 
   
  APUNTA TU CORREO

Recibirás cada semana
los últimos estrenos de cine

 

LA CIUDAD ESTÁ TRANQUILA (LA VILLE EST TRANQUILE)


cartel Dirección: Robert Guédiguian.
País:
Francia.
Año: 2000.
Duración: 133 min.
Interpretación: Ariane Ascaride (Michèle), Jean-Pierre Darrousin (Paul), Gérard Meylan (Gérard), Alexandre Ogou (Abderramane), Pierre Banderet (Claude), Jacques Boudet (padre de Paul), Pascale Roberts (madre de Paul), Julie-Marie Parmentier (Fiona), Christine Brücher (Vivianne Froment), Véronique Balme (Ameline), Jacques Pieiller (Yves Froment), Farid Ziane (Farid).
Guión: Jean-Louis Milesi y Robert Guédiguian.
Producción: Robert Guédiguian, Michel Saint-Jean y Gilles Sandoz.
Fotografía: Bernard Cavalié.
Montaje: Bernard Sasia.
Vestuario: Catherine Keller.
Decorados: Michel Vandestien.
Dirección de producción: Malek Hamzaoui.

 

CRÍTICA
por
Ismael Alonso

La dolorosa verdad

Quien tenga por costumbre acercarse al cine como mero disfrute que evite esta película. Quien, cuando ve la miseria moral y física que se cuece a su alrededor, prefiere desviar la mirada, que rehuya esta película. "La ciudad está tranquila" no es un pasatiempo, es una carga de profundidad en la adormilada y descansada conciencia epidérmica europea. Alejada tanto de la mirada burguesa y complaciente que domina la filmografía francesa como del cine social tan amable como fabulador típico de los ingleses, la película de Guédiguian golpea donde más duele, rasga el velo del "todo va bien" y atenaza los intestinos con una narración tan aparentemente calmada como intensamente destructora. No sería aventurado decir que "La ciudad está tranquila" es una película nihilista, que no deja resquicio a la esperanza o que acumula tanta sabiduría como pesimismo. Tampoco creo exagerar si digo que se trata de un trabajo imprescindible, que debería caldear hasta la angustia esos tibios remordimientos en los que nos refugiamos. Una película que hay que ver.

Como todos los trabajos de Guédiguian, éste está interpretado por los mismos actores, está dotado de la misma textura argumental coral y está ambientado en la misma época y escenario: el barrio marsellés de L'Estaque. No necesariamente un barrio depauperado ni marginal, simplemente un microcosmos de amargos desencantos y realidades. Ni la balsámica presencia del sol y el mar Mediterráneo puede disipar la negra nube que se ciñe sobre el alma desesperada de los protagonistas, interpretados todos ellos con el rigor y nervio habitual en esta troupe erigida casi en compañía estable del teatro de antaño. Varias historias se entrecruzan en la película. Historias que avanzan y se mezclan y que hablan sobre desengaños, sobre luchas perdidas de antemano y sobre una cierta fe ciega en el abismo.

No acostumbra el cine de Guédiguian a ser tan amargo pero tras varios lustros mostrando las alegrías y tristezas de sus congéneres desde una óptica cercana al cuento, esta vez ha optado por sumergirse de lleno en una desesperanza palpable, acumulada después de tantos años de ficción tragicómica. El resultado es una de las películas más potentes, veraces y valientes que uno pueda ver actualmente en pantalla. No dejen que su pesimismo les contagie pues el ánimo es mostrar para remontar, dar un paso atrás para evitar que esta "Europa del buen rollo" acabe con los que no lo pasan tan bien a fuerza de evitar verlos. "La ciudad está tranquila" no es un vacío ejercicio de estilo, ni siquiera de realismo. No es más que la arrugada radiografía en nitrato de plata sucia de un corazón que se pudre. Guédiguian y todo su equipo dan una muestra acerada de compromiso y de decepción por un mundo que se nos escapa de las manos. Y ya lo saben, la verdad duele.


< Página principal de La ciudad está tranquila

Imágenes de La ciudad está tranquila - Copyright © 2000 Agat Films et cie, Diaphana Films y Le Studio Canal+. Todos los derechos reservados.

estrenos | críticas | novedades | especiales | cartelera
próximos estrenos | carteles | buscar | servicios de contenidos | contacto

La Butaca © Ángel Castillo Moreno, 1999-2001. Valencia (España)
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.

LA BUTACA
Revista de Cine online

 

Estrenos
Novedades
Críticas
Cartelera
Preestrenos
Vídeo y DVD
De compras
Especiales
Reportaje
Carteles
Buscar
Afiliación
Listas de cine
Reseñas de
un Butaquero

Argentina
México
Quiénes somos
Contacto

Añadir a Favoritos