LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes

APUNTA  TU CORREO

 
 

Compras de cineFnac

Libro "Recortes de mi vida" (Augusten Burroughs)
LIBRO

 
 
 


Fotos ampliables

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Más fotos (27)

 
 
 


 

ARCHIVO DE PELÍCULAS

A B C D E F G H I J
K L M N Ñ O P Q R
S T U V W X Y Z 0-9


     Estrenos | Cartelera | Críticas | Preestrenos | DVD | Carteles | Top10 | Actualidad | Enlaces
 


RECORTES DE MI VIDA
(Running with scissors)


Dirección: Ryan Murphy.
País:
USA.
Año: 2006.
Duración: 116 min.
Género: Comedia dramática.
Interpretación: Annette Bening (Deirdre Burroughs), Brian Cox (Dr. Finch), Gwyneth Paltrow (Hope Finch), Joseph Fiennes (Neil Bookman), Evan Rachel Wood (Natalie Finch), Alec Baldwin (Norman Burroughs), Jill Clayburgh (Agnes Finch), Joseph Cross (Augusten Burroughs), Kristin Chenoweth (Fern Stewart), Gabrielle Union (Dorothy).
Guión: Ryan Murphy; basado en las memorias personales de Augusten Burroughs.
Producción: Ryan Murphy, Dede Gardner, Brad Pitt y Brad Grey.
Música: James S. Levine.
Fotografía:
Christopher Baffa.
Montaje: Byron Smith.
Diseño de producción: Richard Sherman.
Vestuario: Lou Eyrich.
Estreno en USA: 27 Octubre 2006.
Estreno en España: 26 Enero 2007.

CRÍTICA por Miguel Laviña Guallart

Los peligros de la memoria

  Familias no ya desestructuradas sino directamente enloquecidas, junto a algunas aficiones surgidas en la sociedad norteamericana de los 70 (corrientes de pensamiento importadas, novedosas terapias mentales, inclinación por toda clase de fármacos) es la fórmula que repite “Recortes de mi vida”. Su máximo responsable Ryan Murphy –director, productor, guionista– maneja un material que se intuye mordaz y divertido en su original literario, pero que en su adaptación al cine echa a perder sus muchas posibilidades, quedándose a mitad de camino en todos los frentes. Desperdicia también un estupendo reparto, en el que tan sólo Annette Bening y, en especial, el joven protagonista Joseph Cross logran alejarse de la caricatura de sus personajes y elevar algo el interés en unas cuantas secuencias.

 

  Teniendo en cuenta lo reflejado en la película, desde luego las memorias de infancia y juventud del escritor Augusten Burroughs tienen avatares de sobra como para animar a una adaptación. Hijo de una aspirante a poetisa desequilibrada y de un padre alcohólico, tras el divorcio de sus padres acaba viviendo en casa del psiquiatra de su madre, el doctor Finch. Se verá obligado a pasar parte de su adolescencia entre sus dudosos métodos de trabajo y una más que peculiar familia, intentando mantener la cordura entre el desquicio que le rodea. La cinta tiene un inicio prometedor con el humor que desprende un Augusten-niño cómplice de las excentricidades de su madre, ante el desconcierto de su padre, que le considera “diferente”. Pese a este arranque, una vez que los protagonistas, madre e hijo, ponen el pie en la casa del psiquiatra (el plano exterior de sus paredes pintadas en rosa ya anuncia lo peor), todo se convierte en un despropósito.

  El guión se limita a una sucesión de situaciones que pretenden un transcurrir tragicómico, pero en ningún momento encuentra su tono. Apenas funciona como comedia, la parte dramática resulta excesiva y la buscada extravagancia se antoja ya vista. Intenta arrastrarnos a un extraño mundo habitado por seres al margen, algo poco original y resuelto con escaso atractivo visual. No se preocupa por otorgar un mínimo desarrollo emocional a estos personajes, o al menos dar una simple explicación a tanta rareza e histerismo. Algunos momentos que se pretenden transgresores son delirantes, vergonzantes, y así hasta agotar los adjetivos (incluido un inexplicable guiño a "El exorcista" que parece va a llevar el argumento por los caminos de la comedia descerebrada). Todo esto sería soportable si hiciera más llevaderas sus casi dos horas de plomizo metraje, pero las ínfulas de autor de su responsable lo impiden.

  Y es la autocomplacencia que desprenden estas grotescas imágenes lo que más perjudica al film. Murphy construye un envoltorio que pretende ser rompedor, mezclando elementos muy diversos, pero olvidándose de crear un trasfondo sincero y de dar algo de solidez a las historias. Incluso los intérpretes debieron creerse llamados a participar en una obra de culto, aun a riesgo a resultar ridículos. No pueden hacer nada para salvar unas composiciones que son meras parodias, tanto Brian Cox encarnando al doctor Finch, como el resto de la familia: Jill Clayburgh, Evan Rachel Wood, Joseph Fiennes y una Gwyneth Paltrow en el peor papel de su carrera. Resulta un poco triste encontrar a estos dos últimos compartir créditos en este desatino, años después de “Shakespeare in love (Shakespeare enamorado)”, y, con el tiempo, no deja de ser curioso lo mal que han rentabilizado ambos aquel inesperado éxito.

  Sin duda, el trabajo de Annette Bening y Joseph Cross dignifica el resultado, transmitiendo algo de emoción en las secuencias que comparten. La actriz se prodiga muy poco, y sabe asumir su madurez en interpretaciones tan matizadas como esta madre bipolar incapaz de hacerse cargo de su hijo. Por su parte, Cross se convierte en un gran descubrimiento, muy ajustado como Augusten, al que imprime un creíble desconcierto adolescente. Su tránsito por un duro aprendizaje y, en especial, su iniciación a la vida adulta, son los aspectos más interesantes de la historia, aunque no queden suficientemente explorados, ocupado como está el director con todo lo que se trae entre manos. Aun así, entre lo positivo cabe señalar también algunos diálogos de este personaje, cargados de ironía y de una muy ácida visión de cuanto le sucede.

  Si algún mensaje en limpio puede sacarse de lo que pretenden contarnos, es la capacidad de resistencia ante las adversidades (mucho más de lo que pensamos) y la posibilidad de cambio que, al grito de “sobreviviré”, parece estar lanzando Augusten. Y si la familia puede ser considerada el origen de muchas de las neuras, evidentemente con este panorama se multiplican. Ryan Murphy se apunta a la moda de explotar cuadros familiares disfuncionales que dan mucho juego sobre el papel, pero se queda en el trazo grueso y la superficie anecdótica, poniendo de manifiesto los peligros de distorsionar la memoria, propia y ajena.

Calificación:


Imágenes de "Recortes de mi vida" - Copyright © 2006 Plan B Entertainment. Fotos por Suzanne Tenner. Distribuida en España por Sony Pictures Releasing de España. Todos los derechos reservados.

Página principal de "Recortes de mi vida"
Añade "Recortes de mi vida" a tus películas favoritas
Opina sobre "Recortes de mi vida" en nuestra Lista de Cine
Suscríbete a la Lista de Cine si todavía no eres miembro
Recomienda "Recortes de mi vida" a un amigo

 


OTRAS PELÍCULAS

Amigos con dinero (Friends with money)     The holiday (Vacaciones) (The holiday)     La febbre (La fiebre) (La febbre)     Separados (The break-up)     Ficción

::::: Pincha aquí para añadir LA BUTACA a tus sitios favoritos :::::

LA BUTACA
Revista de Cine online
Copyright © 2007 LaButaca.net. Valencia (España).
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.

estrenos | novedades | críticas | cartelera | preestrenos | DVD | carteles | top10 | de compras
 
sorteos | libros | videojuegos | reportajes | especiales | buscar | afiliación | listas de cine
reseñas de un butaquero | la ventana indiscreta |
quiénes somos | contacto | publicidad