LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes

APUNTA  TU CORREO

 
 

De compras de cine por internet
      De compras de cine por internet
De compras de cine por internet

 
 
 


Fotos ampliables

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Más fotos (30)

 
 
 


 

ARCHIVO DE PELÍCULAS

A B C D E F G H I J
K L M N Ñ O P Q R
S T U V W X Y Z 0-9



Suscripción a LaButaca.net vía feed

Estrenos | Cartelera | Críticas | Preestrenos | Actualidad | Top10 | DVD | Sorteos | Suscripción
 


PATINAZO A LA GLORIA
(Blades of glory)


Dirección: Will Speck y Josh Gordon.
País:
USA.
Año: 2007.
Duración: 93 min.
Género: Comedia.
Interpretación: Will Ferrell (Chazz Michael Michaels), Jon Heder (Jimmy MacElroy), Will Arnett (Stranz Van Waldenberg), Amy Poehler (Fairchild Van Waldenberg), William Fichtner (Darren MacElroy), Jenna Fischer (Katie Van Waldenberg), Craig T. Nelson (entrenador), Romay Malco (Jesse), Nick Swardson (Hector), Rob Cordry (Bryce), Scott Hamilton (comentarista).
Guión: Jeff Cox, Craig Cox, John Altschuler y Dave Krinsky; basado en un argumento de Busy Philipps.
Producción: Ben Stiller, John Jacobs y Stuart Cornfeld.
Música: Theodore Shapiro.
Fotografía:
Stefan Czapsky.
Montaje: Richard Pearson.
Diseño de producción: Stephen Lineweaver.
Vestuario: Julie Weiss.
Estreno en USA: 30 Marzo 2007.
Estreno en España: 20 Julio 2007.

CRÍTICA por José Arce

  Will Ferrell, como tantos otros cómicos norteamericanos, no goza de un excesivo favor del público más allá de las fronteras cinematográficas de Estados Unidos. Si bien entre sus compatriotas sus producciones son acogidas con calidez, frecuentando los primeros puestos del box office yanqui durante las primeras semanas de exhibición, por aquí sus propuestas escapan a los gustos de los espectadores españoles, que no se muestran especialmente receptivos al tipo de humor que enarbolan. Quizá se deba a su excesivo localismo temático, tal es el caso de "Aquellas juergas universitarias" (Todd Phillips, 2003) o "Pasado de vueltas"  (Adam McKay, 2006), centradas en algo tan común en el país de las barras y las estrellas como son las cofradías universitarias o la NASCAR, conceptos inexistentes en España. Sea como fuere, es indudable que este humor tiene su audiencia, como demuestra el hecho de que siga rellenando un hueco de nuestra cartelera con bastante regularidad.

 

  “Patinazo a la gloria” es totalmente fiel a su filmografía, una carrera que repasa conceptos que, por una u otra razón, son campo abonado para un cierto tipo de comicidad que discurre entre lo absurdo y lo entrañable, porque la esencia misma de los mundos que desmitifica no encajan con un planteamiento humorístico al uso: la masculinidad de las pruebas automovilísticas, el glamour –un tanto extravagante en sí mismo– de la pasarela masculina ("Zoolander", Ben Stiller, 2001), o, en este caso, el amaneramiento intrínseco al patinaje artístico, todos ellos terrenos en los que una puesta en escena equivocada, por zafia o por descuidada, pueden provocar reacciones virulentas entre los seguidores de cada una de estas disciplinas, así como rechazo por parte del espectador común. Así, una vez más, Ferrell elige hacer lo que mejor sabe, que no es sino tomarse en serio su propio absurdo. Su personaje, Chazz Michael Michaels, es poderosamente masculino y viril, soez pero –o eso pretende creer– irresistible, un macho de pelo en pecho que al enfundarse las mallas dispara su testosterona para volver locas a las mujeres, en una suerte de fantasía erótica tan extraña como desternillante. Junto a él, Jimmy MacElroy (Jon Heder) aparece como el contrapunto grácil, débil y sensible, abandonado por su mentor (William Fichtner), pero que renace de sus cenizas para convertirse en el integrante femenino de esta improbable pareja. Para que no haya suspicacias sobre su orientación sexual, será el objetivo de los anhelos de la bella Katie Van Waldenberg (Jenna Fischer).

  Planteados los personajes, el universo del patinaje artístico permite desplegar un abanico cómico que funciona a la perfección. Desde la propia indumentaria de los atletas, pasando por los entrenamientos, hasta las coreografías ante el público, todo se presta, llevado al extremo, a provocar la carcajada. En torno al hilo argumental básico –dos hombres forman pareja para ganar el Campeonato del Mundo de Montreal–, se articulan elementos circundantes que sirven perfectamente al sano propósito de arrancar sonoras risotadas: el fan obsesionado (Nick Swardson), la pareja malvada (Will Arnett y Amy Poehler, hermanos en la ficción y matrimonio en la vida real), la imprescindible figura del entrenador –encarnado con soltura por el televisivo Craig T. Nelson– que oculta un oscuro pasado… Todos ellos integrados en un metraje que discurre con fluidez, plagado de momentos hilarantes, destilando un humor tan grueso como irreverente, pero que se mantiene dentro de unos límites de cordialidad que la convierten en una producción para –casi– toda la familia.

  Más influenciada formal, estética y narrativamente por “Zoolander” que por otras obras recientes, será acusada –hasta cierto punto, con justicia de redundar en lo mismo de siempre, el chiste fácil basado en golpetazos en los genitales, situaciones tirando a vastas, infantiles juegos de palabras y un desarrollo predecible en líneas generales. Pero no es menos verdad que todo ello forma parte de un esqueleto perfectamente estructurado, una cadena de gags y situaciones en los que cada elemento y cada detalle, sutil en mayor o menor medida, está perfectamente dispuesto para crear una realidad paralela en la que personajes como estos, absurdos y perdedores, tienen una cabida digna y real. Una fórmula que, no nos engañemos, funciona, como demuestran los cien millones de dólares recaudados en el primer mes de exhibición de la cinta en su país de origen, nueva muestra de la sorprendente facilidad del público americano para, o bien reírse de sí mismo, o bien ensalzar esas megaproducciones indigestas que honran sus valores morales más dudosos. Y podrá ser criticable por la nula profundidad de sus tramas y situaciones, pero esta película no puede ser tildada de hipócrita: quien acuda a la sala sabe perfectamente lo que va a ver, ni más ni menos.

  Lo peor de este “Patinazo a la gloria” es, precisamente, su propio título castellano, en el enésimo intento de los distribuidores de atraer a las salas a un público que suponen incapaz de entender a qué le invita el original, en este caso unas épicas cuchillas de gloria que entroncan mucho más con su auténtico espíritu. Un divertimento sin pretensiones, que sigue manteniendo al recién entrado en la cuarentena Ferrell entre los primeros de esa lista, que cuenta con tantos amantes como detractores, repleta de nombres de cómicos norteamericanos que se sirven de la risa para desmoronar tabúes y estándares caducos de la que se autoetiqueta como la nación más desarrollada del mundo.

Calificación:


Imágenes de "Patinazo a la gloria" - Copyright © 2007 Dreamworks Pictures, Red Hour Films y Smart Entertainment. Fotos por Melinda Sue Gordon. Distribuida en España por Universal Pictures International Spain. Todos los derechos reservados.

Página principal de "Patinazo a la gloria"
Añade "Patinazo a la gloria" a tus películas favoritas
Opina sobre "Patinazo a la gloria" en nuestra Lista de Cine
Suscríbete a la Lista de Cine si todavía no eres miembro
Recomienda "Patinazo a la gloria" a un amigo

 


OTRAS PELÍCULAS

¡Maderos 091! (Reno 911!: Miami)     Tú la letra, yo la música (Music and lyrics)     Las vacaciones de Mr. Bean (Mr. Bean's holiday)     Norbit     Cerdos salvajes (con un par... de ruedas) (Wild hogs)

::::: Pincha aquí para añadir LA BUTACA a tus sitios favoritos :::::

LA BUTACA
Revista de Cine online
Copyright © 2007 LaButaca.net. Valencia (España).
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.

estrenos | novedades | críticas | cartelera | preestrenos | DVD | carteles | top10 | de compras
 
sorteos | libros | videojuegos | reportajes | especiales | buscar | afiliación | listas de cine
reseñas de un butaquero | la ventana indiscreta |
quiénes somos | contacto | publicidad