LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes

APUNTA  TU CORREO

 
 

Compras de cineFnac

Banda sonora de "Spider-Man 3" (varios autores)
BSO

Videojuego de "Spider-Man 3" (PS2)
VIDEOJUEGO

 
 
 


Fotos ampliables

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Ampliar foto

Más fotos (33)

 
 
 


 

ARCHIVO DE PELÍCULAS

A B C D E F G H I J
K L M N Ñ O P Q R
S T U V W X Y Z 0-9


     Estrenos | Cartelera | Críticas | Preestrenos | DVD | Sorteos | Top10 | Actualidad | Enlaces
 


SPIDER-MAN 3


Dirección: Sam Raimi.
País:
USA.
Año: 2007.
Duración: 156 min.
Género: Acción, ciencia-ficción.
Interpretación: Tobey Maguire (Peter Parker/Spider-Man), Kirsten Dunst (Mary Jane Watson), James Franco (Harry Osborn), Thomas Haden Church (Flint Marko/Hombre de Arena), Topher Grace (Eddie Brock/Venom), Bryce Dallas Howard (Gwen Stacy), James Cromwell (capitán George Stacy), Rosemary Harris (tía May), J.K. Simmons (J. Jonah Jameson).
Guión: Sam Raimi, Ivan Raimi y Alvin Sargent; basado en un argumento de Sam Raimi e Ivan Raimi; sobre el cómic de Marvel de Stan Lee y Steve Ditko.
Producción: Laura Ziskin, Avi Arad y Grant Curtis.
Producción ejecutiva: Stan Lee, Kevin Feige y Joseph M. Caracciolo.
Música: Christopher Young.
Fotografía:
Bill Pope.
Montaje: Bob Murawski.
Diseño de producción: Neil Spisak y J. Michael Riva.
Vestuario: James Acheson.
Estreno en USA: 4 Mayo 2007.
Estreno en España: 4 Mayo 2007.

CRÍTICA por Julio Rodríguez Chico

Enredado en la propia telaraña

  Por tercera vez, Sam Raimi hace volar a Peter Parker por los cielos de Nueva York, entre el amor a Mary Jane Watson y la responsabilidad de velar por la paz de la ciudad. Dicen que con esta entrega se cierra la trilogía de Spider-Man, y que por eso se aclaran los cabos sueltos del pasado y se pone a prueba definitivamente la madurez de nuestro héroe. No sabemos si será así, pero de lo que no cabe duda es que el director logra un meritorio equilibrio entre lo comercial-popular y lo que se llama cine de autor o con firma propia, y que por eso obtiene el éxito de público y crítica. A pesar de su larga duración, la película resulta muy entretenida y avanza a buen ritmo, y también se preocupa por crear una atmósfera noir adentrándose en los pliegues psicológicos de sus personajes. Nos encontramos con nuevos enemigos como el perseguido Hombre de Arena y el humillado Venom, y con el lado oscuro del mal que convierte a Parker en el Dr. Jekyll-Mr. Hyde y que le obligará a superarse en su heroicidad..., y también en su humanidad.

 

  Quizá lo mejor de la película lo veamos en los primeros instantes de la proyección, en los títulos de crédito, y eso no desmerece en nada del resto del metraje. Como en los clásicos de Hitchcock en que los rótulos de diseño de Saul Bass anunciaban y sintetizaban visualmente toda la trama, aquí unos cristales con los nombres del equipo técnico-artístico se van rompiendo en añicos, dejando paso a otros que también evidencian su fragilidad ante el tiempo que todo lo devora, en una metáfora acerca de unas identidades complejas y de unas personalidades quebradizas. El otro logro visual que sorprende e impresiona al espectador es la figura del Hombre de Arena: ver su transformación y aniquilación, su cuidada textura y su verosimilitud, su amplificación y rotundidad, y también que detrás de tanto grano “informático” se esconde el alma de un padre atribulado con grandes sentimientos que prevalecen sobre otros de asesino. Las trepidantes persecuciones, los peligros en rascacielos atacados por grúas asesinas, o las peleas entre héroes y villanos, tienen una resolución visual atractiva, pero no resultan novedosas y el espectador ya cree lo increíble porque la fe en los efectos especiales es casi infinita.

  Por su parte, los guionistas parecen haber decidido mostrar todos los nudos del tapiz, reconciliar a los amigos de la infancia y a los novios de juventud. Protagonistas y público deben saberlo todo, en sus hechos y en sus motivaciones, hasta cerrar las historias sin dejar lugar al equívoco o la ambigüedad. Un cine destinado al mundo universal tiene que dejar las cosas claras, admitiendo una sola lectura y con una profundidad muy epidérmica o de cliché. Por eso, los mensajes de perdón, de estar dispuesto a pedir ayuda (“hasta Spider-Man puede necesitar ayuda algún día”, dice Mary Jane con cara angelical) y de confianza en la bondad de la persona (“no sé cómo, pero hallarás el modo de arreglarlo”, le dice a Parker su tía), o que el odio y la violencia engendran nuevos males y afectan en primer lugar a quien los comete... quedan en exceso subrayados con diálogos demasiado explícitos, demasiado reiterativos. Y por si alguien no se hubiera enterado –cosa imposible–, un corolario final se encarga de sentenciar la inmoralidad de algunas actuaciones y la necesaria humildad con la que ir por la vida... porque todos somos un poco héroes y villanos.

  Aunque el espectador esté dispuesto a aceptar casi cualquier desarrollo en una película de ciencia ficción o en una traslación del cómic de superhéroes, la historia debe estar contada con cierta claridad y coherencia narrativa. Y eso se echa en falta aquí en algunos momentos, cuando el espectador tiene que suponer lo que provoca la desmolecularización del preso huido y convertido en Hombre de Arena, o creerse a pies juntillas la fuerza coercitiva de un chantaje a Mary Jane que por sí mismo no resulta muy convincente. También hay pasajes en los cuales lo sensiblero, melodramático e incluso patriótico –con bomberos en primera línea mirando al cielo–, reforzado por una banda sonora tan eficaz como apabullante, deriva hacia el precipicio de la falta de contención y medida. Son cuestiones menores para una producción muy comercial de los grandes estudios, donde los efectos especiales y una ágil narrativa son suficientes para entretener y entusiasmar.

  En este mundo de ideas simples y buenos sentimientos, las interpretaciones cumplen su cometido y no importa demasiado que Tobey Maguire recurra a gestos e imposturas mediocres en su transformación y paso al lado oscuro, o que Kirsten Dunst adopte aires de chica buena que pasa su segunda adolescencia y deja frasecitas para la meditación. De todas, quizá la actuación de Thomas Haden Church sea la más convincente al lograr transmitir, sin esquematismos alarmantes, la doble cara que cada uno puede adoptar.

  Con todo, la tercera parte de Spider-Man funciona y no defrauda. Dejará satisfechos a quienes disfrutaron con las anteriores, y hará pasar un buen rato a cualquiera que vaya a verla. Por encima de la media de los productos que llegan de Hollywood, es una buena recomendación para un público amplio, y también para quienes quieran buscar rastros del once de septiembre en el cine americano y hacer algún que otro análisis sociológico al respecto.

Calificación:


Imágenes de "Spider-Man 3" - Copyright © 2007 Columbia Pictures, Marvel Studios y Laura Ziskin Productions. Distribuida en España por Sony Pictures Releasing de España. ™ & © 2007 Marvel Characters, Inc. ©2007 CPII. Todos los derechos reservados.

Página principal de "Spider-Man 3"
Añade "Spider-Man 3" a tus películas favoritas
Opina sobre "Spider-Man 3" en nuestra Lista de Cine
Suscríbete a la Lista de Cine si todavía no eres miembro
Recomienda "Spider-Man 3" a un amigo

 


OTRAS PELÍCULAS

Ghost Rider: El Motorista Fantasma (Ghost Rider)     La alianza del mal (The covenant)     X-Men: La decisión final (X-Men: The last stand)     V de Vendetta (V for Vendetta)     Superman returns: El regreso (Superman returns)

::::: Pincha aquí para añadir LA BUTACA a tus sitios favoritos :::::

LA BUTACA
Revista de Cine online
Copyright © 2007 LaButaca.net. Valencia (España).
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.

estrenos | novedades | críticas | cartelera | preestrenos | DVD | carteles | top10 | de compras
 
sorteos | libros | videojuegos | reportajes | especiales | buscar | afiliación | listas de cine
reseñas de un butaquero | la ventana indiscreta |
quiénes somos | contacto | publicidad