LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes

APUNTA  TU CORREO

 
 

De compras de cine por internet
      De compras de cine por internet
De compras de cine por internet

 

ARCHIVO DE PELÍCULAS

A B C D E F G H I J
K L M N Ñ O P Q R
S T U V W X Y Z 0-9


Estrenos | Cartelera | Críticas | Preestrenos | Noticias | Top10 | DVD | Sorteos | Suscripción
 


MIMZY, MÁS ALLÁ DE LA IMAGINACIÓN
(The last Mimzy)


Dirección: Bob Shaye.
País:
USA.
Año: 2007.
Duración: 94 min.
Género: Aventuras, ciencia-ficción.
Interpretación: Joely Richardson (Jo Wilder), Timothy Hutton (David Wilder), Michael Clarke Duncan (agente Broadman), Rainn Wilson (Larry White), Kathryn Hahn (Naomi), Chris O'Neil (Noah Wilder), Rhiannon Leigh Wryn (Emma Wilder), Kirsten Williamson (Sheila Broadman), Irene Snow (Lehrerin), Marc Musso (Harry).
Guión: Bruce Joel Rubin y Toby Emmerich; basado en el relato corto "Mimsy were the Borogoves" (1943) de Lewis Padgett.
Producción: Michael Phillips.
Música: Howard Shore.
Fotografía:
J. Michael Muro.
Montaje: Alan Heim.
Diseño de producción: Barry Chusid.
Vestuario: Karen Matthews.
Estreno en USA: 23 Marzo 2007.
Estreno en España: 4 Enero 2008.

CRÍTICA por Tònia Pallejà

Más allá de la imaginación... está el plagio y la empanada mental

  Se podría alegar a favor de "Mimzy, más allá de la imaginación" que por lo menos sus responsables trataron de buscar un camino diferente al de la mayoría de manidas aventuras familiares protagonizadas por niños que aspiran a llevarse su trozo de pastel navideño en términos de taquilla. Así, hay que agradecerle que en lugar de fustigarnos con el enésimo universo fantástico lleno de animales parlanchines, faunos, electroduendes y sempiternas luchas entre el Bien y el Mal, el guión basado en un relato corto de Lewis Padgett apueste por la ciencia-ficción, un género bastante menos transitado por el cine infantil, situando la mayor parte de su acción de un presente más o menos "realista" y utilizando rudimentarios conceptos pseudo-científicos para desarrollar su magia y su positivo mensaje. Pero, sinceramente, aquí se acaba todo lo bueno que puedo decir sobre ella.

 

  Para empezar, yo no he visto en mi vida un imaginario tan absurdo, precario, confuso y casi me atrevería a decir que fraudulento, como el que expone esta cinta, y les aseguro que he conocido cosas muy raritas. Su delirante "sistema de creencias" mezcla tan alegremente ideas inspiradas en la Física y en la Genética con la superchería paranormal, el ocultismo, los viajes en el tiempo y una espiritualidad muy de andar por casa con raíces en el budismo-hinduismo. Lo peor no es que a este batiburrillo no haya por donde cogerlo ya en el plano de la ficción, que sería lo suyo; lo peor es que se presenta todo así revuelto, al mismo nivel de realismo, el ADN con el karma, "Brainiac" con "Quinto milenio". Yo no soy de Ciencias puras y me pasé toda la película tirándome de los pelos. Con decir que los aliados adultos de la pareja de hermanos protagonistas son un profesor de Ciencias Naturales que espera que los mandalas con los que sueña le den la combinación ganadora de la lotería y su novia, una hippie chiflada que lee las líneas de las manos en busca de un elegido que salve a las generaciones futuras a través de su ADN espiritualmente libre de prejuicios. ¡Toma ya!

  Porque atención —y aquí reside lo grave del asunto—, los autores aseguran que su libreto tiene una base científica y que contaron con el asesoramiento de expertos en Física y Psiquiatría. Yo sólo sé que después de asistir a esta empanada mental que confunde ciencia con ciencia ficción y ciencias ocultas, los únicos que van a necesitar asesoramiento psiquiátrico van a ser los pobres críos. Mención aparte merecen el arranque y el final, de un rollo hippie-new age ñoño-cursi-sectario que provoca retortijones de barriga.

  Pero es que, además y para colmo de males, aquí donde la ven, "Mimzy, más allá de la imaginación" no es más que un vulgar remedo de "E.T. El extraterrestre". Puede que los aspectos más epidérmicos de su argumento parezcan distintos, pero cambien al alienígena cabezón de desarmante mirada por un conejo de peluche que habla con voz robótica, sustituyan a un personaje por otro, pónganme una coma donde antes había un punto, y se encontrarán con que la película de Bob Shaye no sólo copia sin el más mínimo rubor el esquema y desarrollo del clásico de Steven Spielberg, sino que plagia unas cuantas escenas concretas, incluido el mítico final de aquélla, localizaciones y diálogos incluidos. Cómo será la cosa de descarada que en cualquier momento esperaba que el susodicho pedazo de trapo levantara un dedo en dirección a las estrellas y soltara aquello de "Teléfono, mi casa". Lo dicho, un saqueo de ideas ajenas inaudito.

  Lo expuesto hasta ahora aún tendría un pase si como mínimo la película funcionara como un efectivo entretenimiento que no insulta la inteligencia del espectador, pero tampoco. Supongo que a un nivel muy básico, "Mimzy, más allá de la imaginación" contiene los suficientes ingredientes como para mantener distraídos a los más más pequeños, pero conforme aumente la edad de la audiencia, crecerá su perplejidad e irritación ante al cúmulo de despropósitos que circulan por la pantalla.

  Todo en la trama sigue una lógica infantiloide, es decir, no conoce lógica alguna, y desprende una sensación constante de urgencia y precipitación que va a más a medida que avanza, lo que traducido significa que está muy mal explicada y peor resuelta. Los conceptos que maneja nunca llegan a aclararse, como si los hubieran incluido para rellenar pero ni ellos mismos supieran para qué sirven ni qué relación existe entre ellos; el comportamiento de los personajes resulta incomprensible, por no decir oligofrénico; los diálogos parecen fruto de un concurso de redacción convocado entre párvulos; y, en general, da la impresión de que todo sucede porque de alguna manera se tenía que hacer avanzar la película y terminarla rápido antes de que llegaran las señoras de la limpieza a recoger el plató. El sinsentido es tal que al final se han visto en la obligación de echar mano de una voz en off que nos cuente a santo de qué nos han mareado con esta hora y media de idas y venidas. Entonces ya es cuando se te queda una cara de pasmo que no hay ducha vigorizante ni masaje terapéutico que te la quite.

  La impersonal, plana y obtusa dirección se añade a la lista de deficiencias. Bob Shaye lleva ya unos cuantos años ejerciendo como productor dentro del género, habiendo participado en títulos emblemáticos como la trilogía de "El señor de los Anillos" y "La brújula dorada", pero está claro que no se le ha pegado nada bueno de su experiencia, como ha quedado demostrado cuando se ha puesto detrás de la cámara. Para este buen hombre lo mismo supone rodar el plano fijo de una pared en blanco que planificar una secuencia de acción, así que las escenas de tensión o que incluyen efectos especiales carecen por completo de la espectacularidad y nervio que sería deseable, mientras que los momentos más dramáticos resultan simplemente sonrojantes de tan torpes. Creía que nunca diría esto, pero cómo se echa de menos la mano de un Steven Spielberg aquí, manipulando las emociones del espectador a su antojo.

  Sorprendentemente, el desempeño del reparto está por encima de las circunstancias, desde los niños, mucho más naturales que el repelente medio, hasta los entregados adultos, a los que casi no se les escapa ninguna expresión de "¿qué hago yo metido en este fregao?".

  En fin, una nueva oportunidad desaprovechada que, lamentablemente, hace suya esa creencia según la cual en el cine destinado a los de menor edad cualquier cosa ya se considera de recibo. No la recomiendo ni como regalo de Reyes para los retoños que se hayan portado mal. Incluso el carbón es preferible.

Calificación:


Imágenes de "Mimzy, más allá de la imaginación" - Copyright © 2007 New Line Cinema y Michael Phillips Productions. Distribuida en España por TriPictures. Todos los derechos reservados.

Página principal de "Mimzy, más allá de la imaginación"
Añade "Mimzy, más allá de tu imaginación" a tus favoritos
Opina sobre "Mimzy, más allá de la imaginación" en el blog
Recomienda "Mimzy, más allá de la imaginación" a un amigo

 


OTRAS PELÍCULAS

Eragon     Un puente hacia Terabithia (Bridge to Terabithia)     El Príncipe de los Ladrones (Herr der Diebe)     Las Fieras F.C. ¡El ataque de Las Vampiresas! (Die Wilden Kerle 3)     Zathura: Una aventura espacial (Zathura: A space adventure)

 


   La Butaca   Internet

::::: Pincha aquí para añadir LA BUTACA a tus sitios favoritos :::::

LA BUTACA
Revista de Cine online
Copyright © 2007 LaButaca.net. Prohibida su reproducción total o
parcial sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.
estrenos | críticas | cartelera | preestrenos | top10 | noticias | opinión | DVD | carteles
de compras |
sorteos | videojuegos | BSO | clásicos | enlaces | archivo | suscripción
quiénes somos | contacto | publicidad