LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes

APUNTA  TU CORREO

 
 


Compras de cine  

Novela "No es país para viejos" (Cormac McCarthy)

NOVELA

 
 
 


Fotos ampliables

 
 
 
 
 
 
 
 
 

Más fotos (14)

 
 
 


 

ARCHIVO DE PELÍCULAS

A B C D E F G H I J
K L M N Ñ O P Q R
S T U V W X Y Z 0-9


Estrenos | Cartelera | Críticas | Preestrenos | Noticias | Top10 | DVD | Sorteos | Suscripción
 


NO ES PAÍS PARA VIEJOS
(No country for old men)


Dirección: Ethan Coen y Joel Coen.
País:
USA.
Año: 2007.
Duración: 122 min.
Género: Drama, thriller.
Interpretación: Tommy Lee Jones (sheriff Bell), Javier Bardem (Anton Chigurh), Josh Brolin (Llewelyn Moss), Woody Harrelson (Carson Wells), Garrett Dillahunt (agente Wendell), Kelly Macdonald (Carla Jean Moss), Tess Harper (Loretta Bell).
Guión: Joel Coen y Ethan Coen; basado en la novela homónima de Cormac McCarthy.
Producción: Joel Coen, Ethan Coen y Scott Rudin.
Música: Carter Burwell.
Fotografía:
Roger Deakins.
Montaje: Roderick Jaynes.
Diseño de producción: Jess Gonchor.
Vestuario: Mary Zophres.
Estreno en USA: 21 Noviembre 2007.
Estreno en España:
8 Febrero 2008.

CÓMO SE HIZO "NO ES PAÍS PARA VIEJOS"
Notas de producción © 2007 Universal Pictures

1. El proyecto

  El autor Cormac McCarthy, disidente literario que ha alcanzado el nivel de leyenda moderna, ya era muy conocido por sus extraordinarias historias con el cambiante Oeste estadounidense de telón de fondo cuando publicó No es país para viejos en 2003. La novela, una de sus historias más viscerales, se convirtió en un éxito instantáneo. Es una dura historia llena de suspense y de humor acerca de la huida de un hombre honrado que encuentra 2,4 millones de dólares en la zona fronteriza de Texas. También medita acerca del bien y del mal en el moderno Oeste, que se ha convertido en una tierra más violenta y anárquica que la mítica frontera de antaño. La historia se basa en algunos de los temas más evocadores que Cormac McCarthy ha explorado en diez novelas que ya se consideran clásicas: el final del estilo de vida del Lejano Oeste; el último enfrentamiento del honor y de la justicia contra un mundo roto; la lucha del hombre con fuerzas siniestras; la oscura comedia de violencia de los tiempos modernos; el encuentro entre la tentación, la supervivencia y el sacrificio, y para completar la mezcla, un toque de amor y un resquicio de esperanza en medio de la oscuridad. Los complejos personajes y temas simbólicos típicos del novelista pueblan No es país para viejos, y era obvio que Joel y Ethan Coen deberían recurrir a sus dotes para transformar el poder de la palabra escrita en imágenes brillantes y diálogos concisos. Es difícil encontrar a dos cineastas más capaces de llevar con éxito a la gran pantalla el humor desolador y la austeridad de los personajes de Cormac McCarthy. Se dieron a conocer con la comedia negra Sangre fácil, a la que siguieron algunas de las películas contemporáneas más ingeniosas: Arizona baby, Muerte entre las flores, Barton Fink, la oscarizada Fargo, El hombre que nunca estuvo allí y O Brother, entre otras. En esta película, los hermanos Coen han sabido unir la voz compleja, matizada, a menudo humorística y de varias lecturas de Cormac McCarthy con su particular visión. El resultado es una película increíblemente convincente llena de acción. Los hermanos Coen conocieron la novela de Cormac McCarthy a través del productor Scott Rudin. “Nos la trajo porque pensaba que podía gustarnos”, recuerda Ethan Coen. “Y así fue. También se nos ocurrió que podríamos hacer algo con la historia”.

 

  “Es lo más cerca que estaremos nunca de hacer una película de acción”, añade Joel Coen. “Es una historia de persecución en la que Chigurh persigue a Moss, y el sheriff les sigue a los dos. Y eso se traduce en una gran actividad física para conseguir un objetivo. Nos interesó desde el punto de vista de película de género, pero también porque subvierte lo que se espera del género”.

  Los hermanos Coen se pusieron manos a la obra para adaptar la historia a una tensa estructura cinematográfica, subrayando el humor negro y desarrollando la trama a partir de la interacción entre Llewelyn Moss, que encuentra dos millones de dólares entre los restos de un trato que salió mal, y los personajes antitéticos que van detrás de él: el escalofriante psicópata Chigurh, en un extremo, y el sheriff Bell, un hombre profundamente honrado, en el otro. La película llevó a los hermanos Coen a un nuevo territorio.

  “Hay mucho humor en la novela, aunque no puede considerarse humorística”, dice Joel Coen. “Sobre todo, es muy negra, y esa fue la característica que adoptamos. El libro también es violento, sangriento. Es posible que sea la película más violenta que hayamos rodado. En ese aspecto, creo que refleja fielmente la novela”.

  La visión recogida en el guión de los temas tan americanos de Cormac McCarthy, su ritmo rápido y el tono de humor negro no tardó en atraer a algunos de los mejores actores del momento.

  Tommy Lee Jones, que da vida al sheriff Bell, leyó la novela poco después de su publicación. Le atrajo entonces, y su curiosidad aumentó cuando se enteró de que los hermanos Coen la adaptarían para el cine. “No cabe duda de que Cormac McCarthy es el mejor novelista vivo de Estados Unidos”, dice el actor. “Sus obras plantean cuestiones que pueden intrigar a las personas que hacen cine”.

  Josh Brolin es otro fan del autor y leyó la novela mucho antes que el guión. “Es una de las historias más asombrosas, violentas y con la jerga más perfecta que leí en mucho tiempo”, dice. “A pesar de ser una historia lineal, tiene una estructura increíble. Me encanta el trío formado por Moss, Chigurh y Bell; es como si fueran una única persona dividida en tres”.

  En cuanto al guión, Josh Brolin dice: “Es un viaje emocional muy básico que también trata de los principios humanos del bien y del mal, de la tentación y del honor”.

  Josh Brolin interpreta a Llewelyn Moss, el veterano del ejército estadounidense que se mete en un auténtico lío cuando decide apoderarse de una importante suma de dinero perteneciente al negocio de la droga. “Me parece que Moss lo hace por su esposa Carla Jean”, dice el actor. Siente un profundo amor por ella y quiere ofrecerle una vida mejor, hacerla feliz, por eso coge el dinero”.

  El aclamado actor español Javier Bardem encarna a Chigurh, el asesino que simboliza a los siniestros personajes que pueblan el mundo de la droga en las zonas fronterizas. No había leído el libro, pero reconoce que el guión se apoderó de él inmediatamente: “Me pareció una historia muy poderosa acerca de la violencia, de cómo controlar y detener la enorme oleada de violencia que asola al mundo”.

  Al leer el guión, la reacción de Kelly Macdonald, que interpreta a Carla Jean, la joven esposa de Moss, fue muy similar a la de su compañero de reparto, aunque también le atrajo el humor: “Me pareció realmente divertido”, dice: “Los personajes estaban tan vivos que parecían salir de las páginas. Me gustó ese humor sarcástico, es lo que me convenció”.

2. El reparto >>


Imágenes y notas de cómo se hizo "No es país para viejos" - Copyright © 2007 Paramount Vantage, Miramax Films y Scott Rudin Productions. Distribuida en España por Universal Pictures International Spain. Todos los derechos reservados.

Página principal de "No es país para viejos"
Añade "No es país para viejos" a tus películas favoritas
Opina sobre "No es país para viejos" en nuestro blog
Recomienda "No es país para viejos" a un amigo

 


OTRAS PELÍCULAS

En el valle de Elah (In the valley of Elah)     Los crímenes de Oxford     American gangster     El espía (Breach)     La sombra del reino (The kingdom)

 


   La Butaca   Internet

::::: Pincha aquí para añadir LA BUTACA a tus sitios favoritos :::::

LA BUTACA
Revista de Cine online
Copyright © 2008 LaButaca.net. Prohibida su reproducción total o
parcial sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.
estrenos | críticas | cartelera | preestrenos | top10 | noticias | opinión | DVD | carteles
de compras |
sorteos | videojuegos | BSO | clásicos | enlaces | archivo | suscripción
quiénes somos | contacto | publicidad