LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes

APUNTA  TU CORREO

 
 

De compras de cine por internet
      De compras de cine por internet
De compras de cine por internet

 
 
 


Fotos ampliables

Ampliar foto
 
Ampliar foto
 
Ampliar foto
 
Ampliar foto
 
Ampliar foto
 
Ampliar foto
 
Ampliar foto
 
Ampliar foto
 
Ampliar foto
 

Más fotos (30)

 
 
 


 

ARCHIVO DE PELÍCULAS

A B C D E F G H I J
K L M N Ñ O P Q R
S T U V W X Y Z 0-9


Estrenos | Cartelera | Críticas | Preestrenos | Noticias | Top10 | DVD | Sorteos | Suscripción
 


EN EL PUNTO DE MIRA
(Vantage point)


Dirección: Pete Travis.
País:
USA.
Año: 2008.
Duración: 90 min.
Género: Drama, thriller, acción.
Interpretación: Dennis Quaid (Thomas Barnes), Matthew Fox (Kent Taylor), Forest Whitaker (Howard Lewis), Sigourney Weaver (Rex Brooks), William Hurt (presidente Ashton), Bruce McGill (Phil McCullough), Ayelet Zurer (Verónica), Edgar Ramirez (Javier), Eduardo Noriega (Enrique), Saïd Taghmaoui (Suarez), Zoe Saldana (Angie Jones), James LeGros (Ted Heinkin), Richard T. Jones (Holden).
Guión: Barry L. Levy.
Producción: Neal H. Moritz.
Música: Atli Örvarsson.
Fotografía: Amir Mokri.
Montaje: Valdis Óskarsdóttir.
Diseño de producción: Brigitte Broch.
Vestuario: Luca Mosca.
Estreno en USA: 22 Febrero 2008.
Estreno en España: 29 Febrero 2008.

CRÍTICA por Miguel A. Delgado

  No podía ser de otro modo: lo más comentado de esta cinta en nuestro país, incluso desde meses antes de su estreno, es la rocambolesca recreación de una improbable ciudad de Salamanca (cuya Plaza Mayor se reconstruyó en México), con seis millones de habitantes, un barrio árabe (?) y unos rasgos de sus habitantes que, la verdad, no parecen concordar mucho con los de los europeos, aunque sean del sur. Con este punto de arranque, es fácil suponer que los chascarrillos y las bromas han estado a la hora del día, incluso durante las proyecciones; y además, despiertan la duda de hasta qué punto no sucede lo mismo en tantas reconstrucciones de épocas y lugares que damos por buenas por simple desconocimiento... Supongamos, entonces, que esta película se ambientase en cualquier otro sitio, en una ciudad de Francia, de Alemania, de Italia... E imaginemos que el atentado contra el presidente de los Estados Unidos sucediera allí, sin que tuviéramos que preocuparnos por cotejar la verosimilitud de los edificios, de los acentos, de los lugareños; ¿cuál sería entonces nuestra impresión del film?

 

  Pues sería una impresión pequeña... porque, en definitiva, la cinta no busca más que el mero entretenimiento. Y en general, durante hora y media, lo consigue, por más que llegue un momento que varias resoluciones del guión rayen en lo ridículo. Pero hay que reconocer que, quizá bajo la influencia de “24” (serie televisiva cuya huella en la narración cinematográfica de las cintas de acción algún día será objeto, si no lo ha sido ya, de más de un sesudo estudio universitario), al menos se ha intentado ofrecer una perspectiva nueva de la historia mil veces contada: el complot para secuestrar al mandatario del país más poderoso del mundo por parte de un grupo de terrotistas (cuyas motivaciones, por cierto, en ningún momento se hacen explícitas: son “terroristas”, así sin más), a través de ocho perspectivas diferentes que se van desplegando al estilo “Rashomon” (referente que se hace inevitable citar al hablar del film que nos ocupa). Sin embargo, esa presunta complejidad es más aparente que real, porque lo cierto es que al final la historia es la simplicidad misma, por más que supuestamente busque otra cosa. De hecho, llega un momento en el que, de repente, se abandona ese esquema para pasar a contarnos la acción al modo tradicional: el guionista no ha sido capaz de llevar su apuesta hasta las últimas consecuencias (algo que, en honor a la verdad, se hacía tremendamente complicado).

  Pero lo que no se puede negar es que la película está filmada y construida con pulso firme, incluso en las secuencias cuya verosimilitud se encuentra peligrosamente asomada al borde del precipicio. Y eso es mérito de Pete Travis, el director que demostrara su valía en aquella "Omagh" que se atrevía con otro brutal atentado terrorista, en ese caso real. El problema es que, a diferencia de Paul Greengrass, que tuvo la oportunidad de dar el salto a Hollywood con una saga comercial pero de enorme potencial para su talento ("El mito de Bourne" y "El ultimátum de Bourne"), aquí Travis debe lidiar con un material mucho menos solvente. Claro que tener a una Sigourney Weaver, un William Hurt o un Forest Whitaker ayuda (¿sólo a mí me parece que su personaje es sencillamente ridículo?), aunque uno no pueda evitar la incómoda sensación de que lo mismo podrían haber interpretado sus papeles cómodamente sentados en sus casas, visto su poco entusiasmo (salvo quizá, y por los pelos, en el caso de Hurt). Y curiosamente, quizás sea el largometraje en el que mejor haya visto uno a Eduardo Noriega: al César lo que es del César. A ver si es que actuar en inglés va a ser de verdad lo suyo...

Calificación:


Imágenes de "En el punto de mira" - Copyright © 2008 Columbia Pictures, Relativity Media y Original Film. Fotos por Daniel Daza. Distribuida en España por Sony Pictures Releasing de España. Todos los derechos reservados.

Página principal de "En el punto de mira"
Añade "En el punto de mira" a tus películas favoritas
Opina sobre "En el punto de mira" en nuestro blog
Recomienda "En el punto de mira" a un amigo

 


OTRAS PELÍCULAS

Los crímenes de Oxford     En el valle de Elah (In the valley of Elah)     No es país para viejos (No country for old men)     American gangster     La sombra del reino (The kingdom)

 


   La Butaca   Internet

::::: Pincha aquí para añadir LA BUTACA a tus sitios favoritos :::::

LA BUTACA
Revista de Cine online
Copyright © 2008 LaButaca.net. Prohibida su reproducción total o
parcial sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.
estrenos | críticas | cartelera | preestrenos | top10 | noticias | opinión | DVD | carteles
de compras |
sorteos | videojuegos | BSO | clásicos | enlaces | archivo | suscripción
quiénes somos | contacto | publicidad