LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes

APUNTA  TU CORREO

 
 

De compras de cine por internet
      De compras de cine por internet
De compras de cine por internet

 

ARCHIVO DE PELÍCULAS

A B C D E F G H I J
K L M N Ñ O P Q R
S T U V W X Y Z 0-9


Estrenos | Cartelera | Críticas | Preestrenos | Noticias | Top10 | DVD | Sorteos | Suscripción
 


GARÇON STUPIDE


Dirección: Lionel Baier.
País:
Suiza.
Año: 2004.
Duración: 94 min.
Género: Drama.
Interpretación: Pierre Chatagny (Loïc), Natacha Koutchoumov (Marie), Rui Pedro Alves (Rui), Lionel Baier (Lionel), Khaled Khouri (Khaled).
Guión: Lionel Baier y Laurent Guido.
Producción: Robert Boner.
Música: Sergei Rachmaninov.
Fotografía:
Lionel Baier y Séverine Barde.
Montaje: Christine Hoffet.
Estreno en Suiza: 10 Marzo 2004.
Estreno en España: 16 Noviembre 2007.

CRÍTICA por Javier Quevedo Puchal

  Ocurre con "Garçon stupide" algo sumamente curioso y que, quizás, explique de algún modo el abultado retraso de su estreno en nuestros cines. Pues, si bien todos sabemos que hay películas que exigen un esfuerzo adicional por parte del público, o bien intelectualmente o bien en tanto en cuanto a determinadas suspensiones de incredulidad, lo que ocurre con el film que nos ocupa es tan poco común que, ciertamente, casi podríamos argumentar que le da un valor añadido. Y es que lo que nos exige "Garçon stupide" como espectadores es nada menos que un amor casi desmedido por el cine, un interés especial por dejarse embrujar por una imagen o una escena particular, quizás por la provocación de un determinado estado de ánimo, aunque se corra el riesgo de que esa imagen o esa escena, posiblemente ese estado de ánimo, no lleguen hasta bien mediado el metraje.

 

  Nos exige también, pues, una cierta predisposición a no caer en el desaliento, un cierto espíritu de búsqueda que, naturalmente, sólo llega a través de la empatía con un material que, dicho sea de paso, en el caso que nos ocupa no se dispensa de forma inmediata (tanto plástica como argumentalmente). Pero una vez superados todos los obstáculos (auto)impuestos, cabe decir que el visionado de esta cinta se convierte en una experiencia al menos interesante e, insospechadamente, conmovedora.

  Rodada con cámara digital y haciendo gala de un montaje fragmentario, todo lo cual le infiere un cierto aire de realismo rayano en lo documental, la película es el retrato de Loïc (Pierre Chatagny), ese "chico estúpido" al que alude el título, que ni siquiera sabe quién fue Hitler o qué es el Impresionismo, pero que acabará por ansiar firmemente una superación de sus trabas de guapo tonto y llegar a ser algo. Loïc dedica los días a su trabajo en una fábrica de chocolate y las noches a sus aventuras sexuales con completos desconocidos que conoce vía chat. Pero su vida cuadriculada, simplista, se verá trastocada primero por su relación con un extraño que a simple vista parece querer de él algo distinto a los demás, y, después, por las bruscas evoluciones de su amistad con Marie (Natacha Koutchoumov), su mejor amiga desde la infancia.

  Se podría decir que el film de Lionel Baier está lleno de inconvenientes a la hora de encontrar a su público. Por un lado, tenemos que su pleno funcionamiento como obra cinematográfica depende en demasía de los contrastes reflejados en la pantalla. Unos contrastes que, de hecho, no están administrados de forma muy equitativa, en lo que a desarrollo temporal se refiere. Así, los primeros cincuenta minutos de metraje se invierten en observar la vida hedonista, claramente errática, de Loïc, lo cual se logra haciendo uso de un ojo casi clínico, frío, desnudo de cualquier tipo de embellecimiento más allá del que se refiere al físico del protagonista (no hay aquí grandes efectos de montaje ni composición, más bien al contrario, y de igual modo el empleo de la banda sonora se queda por debajo de lo económico).

  El caso es que tales recursos podrían resultar menos peligrosos (y aquí viene el segundo gran obstáculo del film) si lo que nos estuviera narrando Baier no fuera la vida de un adolescente gay, tan guapo como corto de entendimiento, que aún no tiene del todo definida ni su personalidad ni su comprensión del mundo... es decir, si la narrativa se centrara en un personaje que fuera interesante para el público de forma más inmediata y directa. Claro que no es así. Y lo que nos queda es una primera mitad (más que mitad, diríamos) un tanto tediosa, reiterativa incluso con las escenas de sexo explícito, una mitad muy poco fluida, en fin, que las pocas fibras que consigue tocar en nosotros se limitan a la eterna curiosidad y conmovedora ignorancia de Loïc (una ignorancia no sólo intelectual, cabe resaltar, sino también —y sobre todo— afectiva), ambas ejemplarmente transmitidas por los extraordinarios ojos de Pierre Chatagny.

  Sin embargo, parece claro que la concepción de "Garçon stupide" en esta casi primera hora es fundamental para conseguir la fuerza, la belleza, que tienen los cuarenta minutos finales, que parecen querer negar los cimientos sobre los que se sustentaba la película hasta entonces. Así, las románticas piezas musicales de Sergei Rachmaninov se van asentando en la historia como para subrayar el florecimiento interior de ese Loïc que, hasta entonces, sólo había sido silencio (o ruidos del exterior, en el mejor de los casos) y la cámara va tomando una calidez progresiva que tiene su cenit en dos grandes momentos: por un lado, la ensoñación de Loïc en la nieve (ese paraíso idealizado, decididamente revelador, de un blanco cegador que parece remitirnos al comienzo de "Yossi & Jagger"), y, por otro, la extraordinaria, exquisita escena de enamoramiento en el tiovivo con que se cierra el film, inmejorable sintetización de la metamorfosis de Loïc en un ser capaz de sentimientos más complejos que el mero sexo ocasional. Quizás, por tanto, cincuenta minutos de exposición al vacío existencial en la edad del pavo sean mucho exigir, pero en este caso merecen la pena: en última instancia, "Garçon stupide" sabe propiciar un buen deshielo.

Calificación:


Imágenes de "Garçon stupide" - Copyright © 2004 Saga Production, Ciné Manufacture France y Télévision Suisse-Romande. Distribuida en España por Karma Films. Todos los derechos reservados.

Página principal de "Garçon stupide"
Añade "Garçon stupide" a tus películas favoritas
Opina sobre "Garçon stupide" en nuestro blog
Recomienda "Garçon stupide" a un amigo

 


OTRAS PELÍCULAS

53 días de invierno     No basta una vida (Saturno contro)     Padre nuestro     Los testigos (Les témoins)     Transylvania

 


   La Butaca   Internet

::::: Pincha aquí para añadir LA BUTACA a tus sitios favoritos :::::

LA BUTACA
Revista de Cine online
Copyright © 2007 LaButaca.net. Prohibida su reproducción total o
parcial sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.
estrenos | críticas | cartelera | preestrenos | top10 | noticias | opinión | DVD | carteles
de compras |
sorteos | videojuegos | BSO | clásicos | enlaces | archivo | suscripción
quiénes somos | contacto | publicidad