LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes

APUNTA  TU CORREO

 
 


Compras de cine  

Novela "Petróleo" (Upton Sinclair)

NOVELA

 
 
 


Fotos ampliables

 
 
 
 
 
 
 
 
 

Más fotos (21)

 
 
 


 

ARCHIVO DE PELÍCULAS

A B C D E F G H I J
K L M N Ñ O P Q R
S T U V W X Y Z 0-9


Estrenos | Cartelera | Críticas | Preestrenos | Noticias | Top10 | DVD | Sorteos | Suscripción
 


THERE WILL BE BLOOD (POZOS DE AMBICIÓN)
(There will be blood)


Dirección: Paul Thomas Anderson.
País:
USA.
Año: 2007.
Duración: 158 min.
Género: Drama.
Interpretación: Daniel Day-Lewis (Daniel Plainview), Paul Dano (Paul Sunday/Eli Sunday), Kevin J. O'Connor (Henry), Ciarán Hinds (Fletcher), Dillon Freasier (H.W.), Randall Carver (Sr. Bankside), Coco Leigh (Sra. Bankside), Sydney McCallister (Mary Sunday), David Willis (Abel Sunday), Kellie Hill (Ruth Sunday).
Guión: Paul Thomas Anderson; adaptación libre de la novela "Petróleo" de Upton Sinclair.
Producción: Joanne Sellar, Paul Thomas Anderson y Daniel Lupi.
Música: Jonny Greenwood.
Fotografía:
Robert Elswit.
Montaje: Dylan Tichenor.
Diseño de producción: Jack Fisk.
Vestuario: Mark Bridges.
Estreno en USA: 26 Diciembre 2007.
Estreno en España: 15 Febrero 2008.

CRÍTICA por Joaquín R. Fernández

  Con "There will be blood (Pozos de ambición)", ya he visto las cinco películas que este año han sido nominadas al Oscar® en la categoría más relevante de estos galardones. "Expiación: Más allá de la pasión" y "Juno" me parecen muy interesantes, mas distan de ser obras maestras. Otra, "Michael Clayton", está bien, pero tampoco hubiera pasado nada porque su lugar lo hubieran ocupado títulos como "American gangster", "En el valle de Elah" o "Zodiac". Finalmente, con las otras dos, "No es país para viejos" y el largometraje que es objeto de este comentario, he sentido una profunda decepción. Lo curioso del asunto es que ambas son las más laureadas por la crítica, aparte de que han obtenido importantes galardones durante las últimas semanas.

 

  Será culpa mía, que no soy capaz de conectar con cierto tipo de cine, pero la verdad es que esta propuesta de Paul Thomas Anderson, realizador que ni posee una vasta filmografía ni se prodiga demasiado en la gran pantalla (tiempo tiene para ello, pues aún es muy joven), me ha dejado completamente frío, y eso a pesar de su apetecible argumento. Así, la cinta nos narra la historia de Daniel Plainview, un hombre que se crea a sí mismo y que se convierte en un poderoso empresario del petróleo durante los primeros años de siglo XX, aun a costa de perder su humanidad.

  Tras una magnífica primera mitad en la que la película avanza con calma pero sin dejar de resultar amena e interesante (durante estos minutos se nos explica cómo el protagonista del relato va construyendo su imperio y se instala en Little Boston), inexplicablemente todo cambia en su segunda parte, que se torna aburrida, pesada y que casi hace que pensemos que estamos viendo un filme diferente. El metraje, a todas luces excesivo, provoca que se intensifiquen estas sensaciones, sobrándole escenas a mansalva.

  El director presta excesiva atención a personajes como el predicador Eli Sunday o el hermano de Plainview, no en el sentido de que su presencia sea irrelevante para la narración, que no lo es, sino en el de que les dedica demasiado tiempo a unos individuos que acentúan algo que el espectador ya intuye sin necesidad de que se lo recalquen de esa forma: el magnate camina hacia la locura y nadie, absolutamente nadie podrá impedirlo. Por fortuna, la cinta cuenta con una espléndida actuación de Daniel Day-Lewis, siendo imprescindible escuchar su voz en la versión original, además de una encomiable puesta en escena y una cuidada fotografía.

  Sin embargo, la banda sonora de Jonny Greenwood, que finalmente no ha podido competir en los Oscar® al ser descalificada por la Academia, no es precisamente uno de los puntos fuertes de la película. Aparte de que la música tan sólo se escucha en determinados pasajes de "There will be blood (Pozos de ambición)", sus tonalidades experimentales llegan incluso a irritar, si bien lo peor de todo es que las notas apenas tienen nada que ver con lo que acontece en la pantalla. Y, desde luego, ése es un pecado inexcusable para una partitura cinematográfica.

Calificación película:
Calificación banda sonora original:


Imágenes de "There will be blood (Pozos de ambición)" - Copyright © 2007 Paramount Vantage, Miramax Films y Joanne Sellar/Ghoulardi Film Company. Fotos por Melinda Sue Gordon. Distribuida en España por Buena Vista International. Todos los derechos reservados.

Página principal de "Pozos de ambición"
Añade "Pozos de ambición" a tus películas favoritas
Opina sobre "Pozos de ambición" en nuestro blog
Recomienda "Pozos de ambición" a un amigo

 


OTRAS PELÍCULAS

No es país para viejos (No country for old men)     American gangster     Expiación: Más allá de la pasión (Atonement)     Sweeney Todd, el barbero diabólico de la calle Fleet (Sweeney Todd, the demon barber of Fleet street)     Deseo, peligro (Se, jie)

 


   La Butaca   Internet

::::: Pincha aquí para añadir LA BUTACA a tus sitios favoritos :::::

LA BUTACA
Revista de Cine online
Copyright © 2008 LaButaca.net. Prohibida su reproducción total o
parcial sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.
estrenos | críticas | cartelera | preestrenos | top10 | noticias | opinión | DVD | carteles
de compras |
sorteos | videojuegos | BSO | clásicos | enlaces | archivo | suscripción
quiénes somos | contacto | publicidad