LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes
 
   
 

INSERTA TU MAIL

 

NUNCA JUEGUES CON EXTRAÑOS
(Joy ride)


cartel
Ampliar cartel
Titulo en México: Frecuencia mortal.
Dirección:
John Dahl.
País:
USA.
Año: 2001.
Duración: 96 min.
Interpretación: Paul Walker (Lewis Thomas), Steve Zahn (Fuller Thomas), Leelee Sobieski (Venna Wilcox), Jessica Bowman (Charlotte Campbell), Stuart Stone (Danny Rosado), Basil Wallace (vendedor de coches), Brian Leckner (oficial Keeney).
Guión: Clay Tarver & J.J. Abrams.
Producción: J.J. Abrams y Chris Moore.
Música: Marco Beltrami.
Fotografía:
Jeff Jur.
Montaje: Eric L. Beason, Scott Chestnut, Todd E. Miller y Glen Scantlebury.
Diseño de producción: Robert Pearson.
Dirección artística: Michael Rizzo.
Vestuario: Terry Dresbach.
Decorados: Beth DeSort.

 

SOBRE LA PRODUCCIÓN
© 2001 20th Century Fox

NUNCA JUEGUES CON EXTRAÑOS es un nuevo y contemporáneo thriller dirigido por John Dahl, quien es sobradamente conocido por insuflar nuevos aires a las modernas películas de suspense, como los casos de "Red Rock West" y "La última seducción". En dichas películas, como ahora es el caso de NUNCA JUEGUES CON EXTRAÑOS, Dahl mezcla lo tenebroso con el humor en el mismísimo corazón de Norteamérica. El productor y coguionista J.J. Abrams afirma: "Las películas de John tienen una maravillosa ironía, un probado sentido del humor, humanidad y una sensibilidad de cine negro".

"John es un fantástico narrador de historias que puede coger un thriller e infundirle humor y personalidad, a la vez que recoge el paisaje típicamente americano", añade el productor Chris Moore. "Es fácil encontrar un director que pueda trabajar en uno de estos niveles, pero John los supera a todos".

Abrams tuvo la idea de la escena que fue el germen de NUNCA JUEGUES CON EXTRAÑOS. "Imagina", explica Clay Tarver, el coguionista de Abrams, "dos tipos que van conduciendo por una autopista perdida. Se lo están pasando bien, cuando una voz sale del receptor de radioaficionado y dice ‘deberíais tener las luces de atrás puestas’. Los chicos miran a su alrededor, pero no hay nadie por ahí".

Basándose en esta premisa que suena realmente inquietante, Abrams y Tarver prepararon un guión que está lleno de sustos, humor y sorpresas, y mucho más. Los guionistas y el director John Dahl dan en NUNCA JUEGUES CON EXTRAÑOS un rico tono vibrante y contemporáneo a los personajes, así como también a las risas y a los estremecimientos.

"El humor proviene de la situación y de los personajes", explica Tarver. "Las cosas más divertidas ocurren cuando estás asustado o te encuentras en una situación que te alarma. Y nosotros intentamos crear personajes inteligentes, divertidos y con baja autoestima, pero que también dan juego. Lewis y Fuller, por ejemplo, aunque no han tenido mucho trato empiezan a intimar cuando, junto a Venna, cruzan el país. Y gracias a Dios esos lazos van a dar lugar a algunas ideas muy divertidas".

J.J. Abrams añade: "El humor también resulta de cómo los personajes reaccionan frente a las situaciones a las que se enfrentan y que son las mismas que la gente inteligente y de la calle tendrían. No están ahí para que les maten, les persigan o les amenacen como ocurre en otros thrillers. Lewis, Fuller y Venna son simpáticos y es fácil conectar con ellos. Nuestro propósito era crear un escenario y unos personajes cuya peripecia vital quisieras seguir, fuera en una comedia o en una drama y no sólo en un thriller".

Los personajes se meten en un buen lío cuando Fuller anima a su hermano pequeño a que use la radio CB que acaban de comprar para hacer una travesura de críos. Usando una seductora voz de chica y el alias en las ondas de "Caña Dulce", Lewis llama la atención de un camionero al que Lewis invita a pasar una romántica cita en un motel de carretera. Cuando Clavo Oxidado se da cuenta de que es la víctima de una broma pesada la toma con los chicos y con cualquier otro que se le ponga por medio.

La dinámica entre los dos hermanos – Lewis, el "bueno" y Fuller, la rebelde oveja negra – es fundamental en la historia. "Hicimos que NUNCA JUEGUES CON EXTRAÑOS fuera un viaje escalofriante bruñido de risas", dice Dahl, "pero es también una historia acerca de dos hermanos, el hueco que existe entre ellos y cómo, al enfrentarse a un gran peligro, se unen en un mismo propósito".

"NUNCA JUEGUES CON EXTRAÑOS no es el típico thriller", añade la productora ejecutiva Bridget Johnson. "Es una especie de obra de personajes enigmáticos que tiene algo que decir acerca de la relación entre esos dos hermanos, uno de los cuales no siempre ha estado acertado y el otro ha tenido problemas por salir en su defensa".

Para Steve Zahn, que interpreta a Fuller, el eje de la historia está en los personajes, la dinámica entre los hermanos y el pesado sentido del humor de Fuller intensificando los elementos inherentes del género. "Lo que hace que la historia sea tan aterradora es que los personajes son creíbles y el público se va a identificar con su relación", explica Zahn. "Esto va a permitir que el público se sienta más implicado en la pesadilla a la que los personajes se enfrentan".

Fuller es un loco encantador que no ha encontrado su camino en esta vida, mientras que su hermano Lewis es, en cierto sentido, su opuesto: temiendo arriesgarse, incluso en su relación con Venna, la chica que le vuelve loco desde hace tiempo. "A Lewis le cuesta enfrentarse a las situaciones difíciles de la vida", señala Paul Walker, quien interpreta al hermano menor. "Ha querido que Venna saliera con él, pero nunca ha encontrado el momento. En lugar de eso, son ‘amigos’, que no es precisamente lo que a él le gustaría".

Lewis al final aprovecha una oportunidad de pasar más tiempo con Venna cuando la invita a acompañarlo en un viaje a través del país por carretera. Desgraciadamente, cuando da un pequeño rodeo para recoger a su rebelde hermano, los planes de Lewis se tuercen en más de un sentido.

Venna se encuentra atrapada entre los dos hermanos y también en su mortal broma. A Leelee Sobieski le gustó sobremanera el drama latente en la situación que vive su personaje. "Venna acaba de romper con su novio del colegio", explica la actriz, "así que pienso que es una especie de viaje de descubrimiento para ella. Pero ella no espera que va a haber un asesino persiguiéndoles. Ella sólo quiere tener un agradable viaje de aventuras. Bien, aventura no le va a faltar, ¡pero no precisamente una especialmente agradable!"

Los tres papeles requerían a actores jóvenes, que despertaran simpatías y muy cualificados. Según los cineastas, eso es exactamente lo que encontraron en Steve Zahn, Paul Walker y Leelee Sobieski. "Paul aporta una tremenda empatía a su personaje, y hace latir de una forma maravillosa y emotiva al hermano pequeño", afirma Bridget Johnson. John Dahl explica que "el afinado sentido del humor" de Steve Zahn era fundamental para el papel y que daba a la historia su especial mezcla de risa y tensión. Leelee Sobieski, señala Chris Moore, es definitivamente "alguien con la que las mujeres van a conectar y decir ‘Ésa es una mujer compleja y muy interesante’".

En los años setenta, "la fiebre del CB", invadió los Estados Unidos. La Citizens Band radio, un sistema de comunicaciones de onda corta, se convirtió en el juguete preferido de los motoristas para charlar los unos con los otros cuando hacían viajes largos. Los usuarios de las radios CB se identificaban normalmente por un mote o un alias que les permitía quedar en el anonimato y, a veces, era fuente de un cachondeo sano. Pero en los noventa, las radios CB cayeron casi por completo en el olvido por la llegada de las nuevas tecnologías, como los teléfonos móviles e Internet. La red permitía mil formas de comunicaciones anónimas no sólo en un corto tramo de autopista sino por todo el mundo.

En NUNCA JUEGUES CON EXTRAÑOS, el Fuller de Steve Zahn ve la anticuada CB como la antigualla más guay y la forma perfecta de pasarse de la raya con una broma pesada. Fuller cree que el carácter anónimo de sus "conversaciones" y las de su hermano Lewis con Clavo Oxidado imposibilitan cualquier riesgo o consecuencia desafortunada. Desde luego, está terriblemente equivocado.

Según J.J. Abrams, la película señala al peligro intrínseco que hay en la mayoría de las bromas pesadas inocentes. "Creo que hay algo inherentemente terrorífico en tomarle el pelo a alguien", explica Abrams, "porque siempre existe una oportunidad de que se la estés haciendo a la persona equivocada… y que esa persona sepa que eres tú. Creo que por eso te ríes tanto cuando pides pizzas haciéndote pasar por tu vecino. Todo el mundo habla de tomarle el pelo a alguien, de sentir emoción adoptando la personalidad de otra persona. Y eso se puede aplicar a NUNCA JUEGUES CON EXTRAÑOS: Hay una cierta emoción al ver a los personajes sufrir las consecuencias de haber hecho algo de lo que cualquiera de nosotros sería capaz".

Gran parte del miedo en NUNCA JUEGUES CON EXTRAÑOS proviene del objeto de las pullas de Lewis y Fuller, Clavo Oxidado, una voz en la noche que se convierte en su implacable e irrefrenable perseguidor. El personaje existe únicamente como una voz inconexa, lo que según el reparto y el equipo de realización incrementa la tensión y el miedo. "Dejamos que el público se imagine cómo es Clavo Oxidado", señala John Dahl. "Podría ser cualquiera, y eso le hace más aterrador. Paul Walker añade: "Clavo Oxidado es realmente acobardante, porque nunca le ves bien; es como una aparición".

Cuando Clavo Oxidado le da la vuelta a la tortilla, crea un terror psicológico basado más en la amenaza de la violencia que en un daño patente. Se convierte en un maestro de la manipulación, usando incluso objetos tan cotidianos como las señales de tráfico para asustar a Lewis, Fuller y Venna. "La idea de que Clavo Oxidado pueda no pararse en barras para manipularlos intensifica el nivel del miedo", afirma Abrams. "Los personajes se dan cuenta de que Clavo Oxidado no es alguien que puede llamar únicamente y meterles el miedo en el cuerpo, hará todo lo posible para asustarlos".

Clavo Oxidado, como el misterioso y aterrador tipo que es, representa sólo uno de los iconos de mal agüero de NUNCA JUEGUES CON EXTRAÑOS. Su viejo y oxidado camión se convierte aún más en una fuerza tan aterradora como la imparable mano que está al volante. "El camión es visto casi como una bestia animal", señala Bridget Johnson. "Echa humo, sus luces refulgen y se come la autopista como el escualo de ‘Tiburón’". Leelee Sobieski opina igual: "Los camiones pueden ser como monstruos de la carretera, Incluso en medio del tráfico pueden intimidarte cuando estás conduciendo tu cochecito y, de repente, un enorme camión aparece detrás tuyo".

El tercer componente de las escenas llenas de terror de NUNCA JUEGUES CON EXTRAÑOS es un oscuro y solitario tramo de autopista que serpentea por un desolado paisaje del centro de los Estados Unidos. "En una carretera vacía como es ésta, hay muy pocos desvíos y muy pocos lugares donde uno pueda esconderse", afirma Paul Walker. "Hay un catálogo de normas distintas para las carreteras" añade Steve Zahn, "y ni Lewis, ni Fuller ni Venna entienden esas normas".

"Puede haber algo aterrorizador en el hecho de viajar a un nuevo lugar cuando no tienes los recursos de los que normalmente dispones", añade John Dahl. "En NUNCA JUEGUES CON EXTRAÑOS, los personajes están totalmente solos y el único vestigio de civilización es su coche. Eso puede ser muy desconcertante".

Los aislados y predestinados paisajes y carreteras que aparecen en NUNCA JUEGUES CON EXTRAÑOS son aún más reducidos en número. Las áreas de descanso para camiones, que antes eran refugios poco hospitalarios para camioneros solitarios, han sido ahora sustituidas por "centros para el viajero", locales donde se ve la mano de hierro de los monopolios multinacionales americanos de la comida rápida, la gasolina y las compras.

John Dahl mantuvo fuera de la película la familiaridad que se logra con la masiva presencia de marcas. "Las marcas proporcionan comodidad", señala Dahl. "Su presencia significa que no puedes estar muy lejos de tu casa. No queríamos que nuestros personajes o el público tuvieran esa sensación. Queríamos que nos transmitiera la sensación de estar en medio de ninguna parte".

Dahl estaba decidido a encontrar el tramo de autopista más remoto de los Estados Unidos, un lugar tan aislado que incluso las luces tintineantes de las ciudades de los alrededores no se vieran. Tras buscar exteriores en Utah y el sur de Idaho, los realizadores se quedaron con un tramo de 300 millas de la interestatal número 80 en el norte de Nevada. Entre los exteriores muy poco trillados está Winnemucca, un pueblo de viejas minas y ranchos de ovejas; Battle Mountain, que en tiempos fue próspero centro minero y cayó en desgracia; y Wells, que sólo tiene un área de descanso para camioneros, dos casinos y un burdel. La producción rodó escenas posteriormente en Salt Lake City, antes de dirigirse a California, donde se rodó en la Universidad de Redlands, una empresa de fabricación de botellas de vidrio en Vernon, un rancho en Acton y un campo de maíz cercano a Bakersfield.

Esos exteriores causaron una honda impresión en el director, no muy diferentes a las que experimentan los personajes de la película. "Me di cuenta de que realmente estaba en medio de ninguna parte", dice. "Me sentía vulnerable porque parecería que podría ocurrir cualquier cosa y que podrían transcurrir horas antes de que pasara alguien. Cada camión y coche que veías suponía una presencia amenazadora".

"Para mí", concluye Dahl, "estar en una autopista en Nevada es más horrible que estar en Nueva York a las tres de la mañana".

Fuente: Fox


Imágenes y notas de producción de Nunca juegues con extraños - Copyright © 2001 20th Century Fox, New Regency Pictures, Liveplanet y Bad Robot. Todos los derechos reservados.

Página principal de "Nunca juegues con extraños"
Añadir "Nunca juegues con extraños" a tus películas favoritas
Opina sobre esta película en nuestra Lista de Cine
Suscríbete a Lista de Cine si todavía no eres miembro
Recomienda esta película a un amigo

estrenos | novedades | críticas | cartelera | preestrenos | vídeo | de compras | reportaje
especiales | carteles | buscar | afiliación | listas de cine | reseñas de un butaquero
quiénes somos | contacto

LA BUTACA
Revista de Cine online
La Butaca © 1999 Ángel Castillo Moreno. Valencia (España)
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.

 

Secciones

Estrenos
Críticas
Novedades
Cartelera
Preestrenos
Vídeo
De compras
Especiales
Reportajes
Carteles
Buscar
Afiliación
Listas de cine
Reseñas de
un Butaquero

Quiénes somos
Contacto
Añadir a Favoritos

 


Internet Explorer
800x600