Estrenos en la cartelera de cine

 

LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes

 


Fotos ampliables

Más fotos (23)

 
 
 


 

APUNTA  TU CORREO

ARCHIVO DE PELÍCULAS

A B C D E F G H I J
K L M N Ñ O P Q R
S T U V W X Y Z 0-9


Estrenos | Cartelera | Críticas | Preestrenos | Noticias | Top10 | DVD | Sorteos | Suscripción
 


POSDATA: TE QUIERO
(P.S. I love you)


cartel

ampliar cartel    ampliar cartel    ampliar cartel

Dirección: Richard LaGravenese.
País:
USA.
Año: 2007.
Duración: 126 min.
Género: Drama romántico.
Interpretación: Hilary Swank (Holly Kennedy), Gerard Butler (Gerry Kennedy), Lisa Kudrow (Denise), James Marsters (John McCarthy), Jeffrey Dean Morgan (William), Gina Gershon (Sharon McCarthy), Kathy Bates (Patricia), Dean Winters (Tom), Harry Connick Jr. (Daniel Connelly), Nellie McKay (Ciara).
Guión: Richard LaGravenese y Steven Rogers; basado en la novela de Cecelia Ahern.
Producción: Wendy Finerman, Broderick Johnson, Andrew A. Kosove y Molly Smith.
Música: John Powell.
Fotografía:
Terry Stacey.
Montaje: David Moritz.
Diseño de producción: Shepherd Frankel.
Vestuario: Cindy Evans.
Estreno en USA: 21 Diciembre 2007.
Estreno en España: 11 Julio 2008.

Ver tráiler español

 

CÓMO SE HIZO "POSDATA: TE QUIERO"
Notas de producción © 2007 Filmax

  “Me encantan las historias de amor que me recuerdan lo que verdaderamente es importante en mi vida”, comenta Hilary Swank, protagonista de “Posdata: te quiero”. “Creo que ‘Posdata: te quiero’ nos recuerda a todos que debemos cuidar a los que más queremos y nunca dar nada por sentado, porque nunca sabes lo que sucederá mañana. También versa sobre el poder de la amistad y de la familia… y quizá sobre no tomarse la vida tan seriamente”, sonríe. El director y guionista Richard LaGravenese añade: “Mis historias favoritas son agridulces: ríes, lloras, te enterneces… Así es la vida; nunca es todo blanco o todo negro, y no debería serlo, porque la vida es un poco enrevesada. Y yo quiero hacer películas que reflejen precisamente eso”.

 

  “Posdata: te quiero” comenzó como el bestseller internacional homónimo de la autora irlandesa Cecelia Ahern, quien sólo tenía 21 años cuando lo escribió. “No importa la edad que tengas, ni de dónde seas o lo que hagas”, explica Ahern. “La idea del libro surgió de ese sentimiento y de las emociones que le acompañan. Es una historia sobre la perpetuidad del amor. Y tanto mejor si se trata de un relato esperanzador”. El mensaje de esperanza de la historia sobre el duradero poder del amor tocó la fibra de varios miembros del equipo del filme, ya que, cosas del destino, varios de ellos habían perdido recientemente a un ser querido. La productora ganadora de un Oscar® Wendy Finerman tuvo el privilegio de leer el libro incluso antes de publicarse e inmediatamente detectó su gran potencial cinematográfico. “Pensé que es una historia universal porque todos podemos imaginar cómo sería perder a alguien que amamos y tener la esperanza de que, de algún modo, sigue presente en nuestra vida”. Cuando Finerman comenzó a desarrollar la película contactó con Richard LaGravenese para dirigirla y para confeccionar el guión a partir de una adaptación inicial de Steven Rogers. Finerman comenta: “La magia de Richard yace en sus palabras, que son bellas a la par que reales. Suenan como si habláramos en la vida real, de modo que evocan emociones comunes y hacen sentir una conexión real con los personajes”. Fue durante el desarrollo del proyecto que la vida real imitó a la ficción y le dio a Finerman una conexión todavía más estrecha con el material. “Mi mejor amiga perdió a su marido durante aquel periodo”, recuerda. “Y curiosamente, él también le había dejado cartas para leer después de su fallecimiento, de modo que me conecté completamente con la historia”.

  El interés de Richard LaGravenese por “Posdata: te quiero” también se vio impregnado de su experiencia personal. “Perdí a mi querido amigo Ted Demme, y el personaje de Gerry tenía un espíritu muy parecido al de Teddy –entrañable, divertido y de gran corazón”.

  La productora Molly Smith leyó el libro sólo unas semanas después de sufrir la inoportuna muerte de su hermana mayor. Lo leyó en una noche, entre risas y llantos. “Lo que más me cautivó de la historia fue que está narrada con la voz de Holly, así que puedes sentir de primera mano cada una de las emociones que ella experimenta al abrir una a una las cartas. Compartes el viaje con ella, y para mí fue totalmente terapéutico. Me encantó”, afirma Smith.

  Sintiendo una conexión tan personal con el material de la película, Smith llamó a los productores Andrew A. Kosove y Broderick Johnson, de Alcon Entertainment, con quienes ya había trabajado en los inicios de su carrera. “Les dije que era una historia maravillosa y sabía que podría convertirse en una película enternecedora, estremecedora y divertida. Para mí fue como un cuento de hadas, porque recuerdo que su respuesta fue ‘De acuerdo, ¿estás lista para producir tu primera película? Fue algo excitante, y tuve la gran suerte de tener a Andrew y a Broderick como mentores durante todo el proceso”.

  Con Finerman, Kosove, Johnson y Smith formando equipo para producir la película, surgió el contratiempo de que LaGravenese pudiera no estar disponible para rodar “Posdata: te quiero”, dado su compromiso con “Diarios de la calle”. Finalmente, la solución fue esperar a que terminara, lo cual fue un gran acierto y un regalo del destino, porque coincidió con el momento del casting para el papel central de Holly”.

  Justo después de terminar de dirigir a Hilary Swank en “Diarios de la calle”, el director sugirió la posibilidad de seguir trabajando juntos. “Quise a Hilary para el papel porque la llegué a conocer muy bien y formábamos una perfecta alianza. Su talento es innato, pero también quise que el mundo la conociera tal como yo la veo, con todo su humor, su gracia y su belleza. Me sentí un gran afortunado de poder trabajar de nuevo con una actriz de su calibre”.

  Swank confiesa que la oportunidad de reunirse con LaGravenese habría sido oportunidad suficiente para implicarse en el proyecto. “Tuvimos una gran experiencia con ‘Diarios de la calle’. Richard siempre ha sido uno de mis guionistas favoritos y le tengo un enorme respeto como director. Me gusta mucho trabajar con él, así que habría hecho cualquier cosa que me hubiese pedido. Pero con esta película, además, me fue muy fácil decir que sí, porque realmente me encantó la historia”.

  Para Molly Smith, producir una película protagonizada por Hilary Swank fue como cerrar el círculo, ya que Swank había hecho dos filmes para Alcon Entertainment en los inicios de Smith como ayudante de producción. “Me encanta decir que, en mi primera película, cada mañana le llevaba el café a Hilary”, sonríe Smith, “así que para mí es apasionante producir mi primera película con Hilary Swank como protagonista”.

  Swank interpreta el papel central de Holly Kennedy, una mujer joven que parece tenerlo todo hasta que la vida le juega una mala pasada. “Holly se enamoró a una edad muy temprana”, apunta Swank. “Gerry lo era todo para ella: su media naranja, su mejor amigo, su amante, su marido… así que cuando le pierde, de repente se encuentra sola en más de una forma. No creo que sepa moverse en la vida por sí sola. Pero él sabía con lo que se encontraría, así que le escribió una serie de cartas para ayudarla a encontrarse a sí misma. Y creo que de hecho es a través de las cartas que Holly inicia de algún modo una nueva relación con Gerry. Es interesante comprobar que él está ahí, de una manera tan palpable, aunque se haya ido. Hay momentos en que incluso se enfada con él, como cuando una de las cartas le dice que vaya a un karaoke y vuelva a cantar una canción. En definitiva, es un apasionante viaje lleno de altibajos y emociones del personaje para llegar finalmente al punto en que se encontraba al principio, que es, como en todos nosotros, un trabajo en constante desarrollo”.

  “Creo que la intención de las cartas de Gerry es que Holly recuerde quién era cuando se conocieron”, aclara Finerman. “Es algo que sucede en las relaciones. Al principio uno es más divertido y se siente más vivo; te acabas de enamorar y la vida es maravillosa. Pero si la relación dura, la monotonía de la vida puede a veces entrometerse. Gerry quería asegurarse de que Holly volvería atrás y recordaría toda la vitalidad que tenía”.

  Gerard Butler, quien interpreta el papel de Gerry, coincide. “Al final del día, todo lo que Gerry deseaba para Holly es que hubiera sido feliz. La amaba con locura. Nadie sabía el vacío que iba a dejar en su corazón, así que lo más importante para él es que ella estuviera bien, que no simplemente ‘fuera tirando’, sino que estuviera bien en todos los sentidos. En el fondo, ésa es la esencia de Gerry. Ama la vida y sabe apreciar la belleza de cuanto le rodea, y quiere transmitir esta cualidad a Holly. Creo que en muchos sentidos éste es el verdadero mensaje de la película”.

  Los realizadores consideraron que tener a Butler en el papel de Gerry sería otro golpe de efecto en el reparto. Aparte de que comparten nombre de pila, “nadie más podría haber interpretado tal papel”, confiesa LaGravenese. “El espíritu de Gerard, su sentido del humor y su capacidad de ser varonil y a la vez dulce y cariñoso… Ya le dije que su personaje y él eran la misma persona”.

  Butler confiesa que los elementos del guión, director y coprotagonista fueron para él una combinación irresistible. “Me pareció un guión formidable y el papel era una oportunidad para mí de hacer algo ligero pero no exento de profundidad. Así que cuando conocí a Richard y comenzamos a hablar de la vida, del amor, del espíritu, del alma… En cinco minutos ya estaba pensando ‘Este tío es increíble’. Y hasta ahora todo ha ido como la seda. Naturalmente, también quería trabajar con Hilary, lo cual sumado al guión se convertía en la propuesta perfecta. Y así fue. Fue un auténtico placer hacer esta película y sólo puedo decir cosas buenas de trabajar con Hilary. Es una mujer excepcional”.

  Swank se dehace también en elogios sobre el protagonista masculino. “Gerry Butler es un tipo genial. No tengo palabras para describir lo fantástico que es. Tiene un corazón inmenso y cada día llegaba al rodaje con el propósito de hacerlo todo con tanta perfección como fuera posible. Nuestra primera escena tenía 12 páginas de diálogo y nos llevó un tiempo aprendérnosla. Pero es una de esas secuencias que quieres conocer en todas sus facetas para poder dominarla a voluntad, como un partido de tenis. Nos lo pasamos en grande”.

  LaGravenese comenta que la escena inicial fue esencial para establecer de forma inmediata la relación entre Holly y Gerry. “Cuando vemos por primera vez a Holly y Gerry, están regresando a casa después de una cena en casa de la madre de ella y discuten por algo que él ha dicho. Quise presentar un matrimonio en el que ambos se sintieran a gusto discutiendo, como una carrera de obstáculos: comienza con uno y luego viene otro, y entonces, a medida que avanza la discusión, cada vez están más cerca el uno del otro. Necesitaba establecer un amor verdadero, un amor enrevesado y lleno de pasión y desacuerdos, pero también de familiaridad y perdón, de alegría y de amor”.

  “Básicamente, creo que la escena es la suma de todo lo que se puede experimentar en el matrimonio”, bromea Butler. “Tienes enfados y frustraciones, tienes comedia, tienes familiaridad. Y entonces aparece el amor puro que está por encima de todo”.

  “Era esencial para el público meterse de lleno en el matrimonio desde el principio, para poder asimilar que estas dos personas han estado juntas un largo periodo de tiempo y para ver el profundo amor que sienten el uno por el otro”, afirma Smith. “Una vez recibido este mensaje, ves que Holly ha perdido a Gerry y te quedas destrozado porque sabes lo que él significaba para ella”.

  Finerman añade: “Esto es verdaderamente crucial, porque tenemos que creer desde el primer instante de la cinta que estas dos personas se quieren con locura. Tienen que tener verdadera química, y la verdad es que entre Hilary y Gerry saltaban chispas. Gerry está lleno de vida y es como un niño travieso al que le brillan los ojos. Y Hilary tiene un gran talento y una incontestable belleza. Es una de esas personas trasparentes que te comunica con la mirada todo lo que está pensando y sintiendo”.

  Momentos después de atestiguar la boda de Holly y Gerry, nos encontramos en el velatorio de Gerry, y Holly se lamenta por la pérdida del amor de su vida. Semanas más tarde, durante la fiesta de 30º cumpleaños de Holly, sus amigas y familia se presentan en su casa que tiene todo el aspecto de no haberse limpiado desde la muerte de Gerry. Holly no está preparada para enfrentarse a ellos –ni al mundo– hasta que recibe un pastel de cumpleaños y una cinta con un mensaje… de Gerry.

  Finerman señala que, mientras que la primera cinta y las subsiguientes cartas están pensadas principalmente para ayudar a Holly, también incluyen a otras personas importantes en su vida. “Sabemos que Holly ha perdido a su marido, pero es fácil olvidarse de que existen otras personas que también le han perdido, que también eran amigos de él, que se apenan por ella pero también sufren su muerte”.

  De hecho, las primeras instrucciones de Gerry no sólo están dirigidas a Holly, sino también a sus mejores amigas, Denise y Sharon. La premisa es salir y celebrar juntas el cumpleaños de Holly. “Denise y Sharon parecen representar dos aspectos distintos de la vida”, comenta Lisa Kudrow, quien interpreta a Denise. “Sharon está casada y va en camino de formar una familia, mientras que Denise sigue soltera. Está buscando al hombre adecuado pero no quiere perder el tiempo, así que tiene una lista de comprobaciones. Es cualquier cosa menos tímida”, bromea. “Pero lo más importante es que es una buena amiga”.

  “Lisa Kudrow es una joya”, confiesa Finerman. “Tiene un control del tiempo fenomenal, y tener a alguien así es un regalo caído del cielo, porque su aportación interpretativa y su gestualidad es de lo más divertida”.

  Para el papel de Sharon, LaGravenese llamó a su amiga Gina Gershon, a quien conoció a través de Ted Demme. “Tuve claro desde el principio que Gina iba a dar vida a Sharon, por todo lo que personalmente puede aportar al personaje, y también porque tiene algo especial, es la más maternal del grupo”.

  “Sharon es la más madura y experimentada del grupo”, reconoce Gershon, “aunque es tan capaz como Denise de juntarse con las amigas y pasar una noche de fiesta loca. Sharon es muy compasiva y protectora con Holly al ver por lo que está pasando. Pero con el tiempo, tanto Denise como Sharon siguen con sus propias vidas, lo que deja a Holly un tanto aislada, pues no está preparada para seguir adelante”.

  Swank comenta: “Richard capturó a la perfección la forma en que actúan las amigas –cómo hablan y las bromas internas que nadie más que ellas entiende. Los personajes son muy abiertos y multidimensionales, y la relación de Holly con ellas es de lo más transparente. Una amistad maravillosa”.

  Sharon está casada con John, el mejor amigo de Gerry. El personaje está interpretado por James Marsters, quien comenta que “John se encuentra en una posición algo extraña porque también quería a Gerry y también ha sufrido una gran pérdida. John cree que nunca encontrará un amigo como él… de hecho piensa que cuando se es adulto ya no se encuentran verdaderos amigos”.

  Para LaGravenese fue especialmente importante transmitir cómo se siente John, quien está pasando por una experiencia similar a la de Holly. “El mejor amigo de alguien que muere pierde una relación difícil de describir a los demás y que la mayoría pasa por alto. Es difícil de trasladarlo a palabras, pero es algo que se siente muy profundamente. Creo que esta es una buena oportunidad de explicar lo que la amistad supone para muchos hombres. James es un actor extraordinario y creo que hizo un gran trabajo expresando este aspecto de la historia”.

  Cuando Holly comienza a no vivir más que para las cartas, la única persona que tiene sus reservas con las misivas es su madre, Patricia. Kathy Bates, la actriz que la interpreta, explica que “en su más profundo interior, Patricia tiene miedo de que las cartas perjudiquen a Holly y no hagan más que mantenerla atada a Gerry, sin ayudarla realmente a salir del duelo y seguir adelante en su vida”.

  Molly Smith observa: “Creo que Patricia y Holly tienen una relación típica madre-hija, pero en ocasiones es más tensa de lo normal. Terminas descubriendo que a Patricia la abandonó su marido y nunca ha llegado a superarlo”.

  Por este motivo, Bates reconoce: “No creo que Gerry le haya gustado nunca a Patricia. Patricia tenía grandes esperanzas en Holly. La veía disfrutando de una vida que ella nunca había tenido, pero en su lugar viene de Europa con este hombre, que le recuerda a su propio marido y por tanto no apuesta un céntimo por el futuro de la relación. Tiene sus propios motivos para no confiar en que Gerry estará siempre al lado de Holly, así que hay algo de ‘te lo dije’ cuando se demuestra que tenía razón, aunque desconocía el por qué Gerry no iba a estar al lado de su hija”.

  “Creo que Gerry sabía que nunca iba a tener la bendición de su suegra (eso es otra capa de la historia)”, dice Smith. “Él sabía que cuando se fuera, Holly tendría que volcarse en su familia, así que tenía que ayudar a sanear la relación entre ella y su madre. Todos comentamos lo generosas que eran las cartas de Gerry, porque él sabía lo destrozada que iba a estar”.

  LaGravenese considera que trabajar con Kathy Bates es “un honor. Es una de mis actrices favoritas de todos los tiempos, así que me entusiasmé cuando aceptó el papel. De hecho, le añadí unas cuantas escenas a su personaje con Holly para aprovechar al máximo el privilegio de tener a dos grandes actrices juntas. Además, Hilary me dijo que Kathy se parece mucho a su madre”.

  El sentimiento fue mutuo. “Adoro a Richard”, afirma Bates. “Me encantará trabajar con él todas las veces que me lo proponga. Es un magnífico guionista y un fantástico director de actoras. Cada vez es más difícil encontrar directores que realmente sepan cómo inspirar a los actores para encontrar a sus personajes, y Richard es ciertamente uno de ellos”.

  Debuta en la gran pantalla la cantante y compositora Nellie McKay, quien da vida a Ciara, la excéntrica hermana pequeña de Holly. “Nellie es una fuerza de la naturaleza”, afirma LaGravenese. “Tiene un inmenso espíritu libre, es increíblemente imaginativa y su voz y estilo son únicos. Cuando se presentó al casting pensé: ‘Ya la tengo, ésta es Ciara’. No pude seguir con las pruebas de selección para ese papel”.

  La capacidad de Ciara para decir lo que está pensando –a menudo en momentos inoportunos– tiene su versión masculina en Daniel, interpretado por Harry Connick Jr. El nuevo barman del pub de Patricia conoce a Holly y se siente inmediatamente atraído por ella, nada más verla en el velatorio de Gerry. “Daniel es interesante, porque es un tipo espontáneo y dice cosas impredecibles, y no siente la necesidad de disculparse si deja a la gente desconcertada con sus comentarios”, comenta Connick. “Se convierte para Holly en el hombro al que arrimarse, porque es la única persona de su círculo que no conocía a Gerry, así que no siente la necesidad de ir con pies de plomo ni medir sus palabras, lo cual es refrescante para ella. Daniel es lo suficientemente valiente como para decir lo que piensa, y creo que eso ayuda a Holly a sobrellevar su pérdida”.

  LaGravenese añade: “Daniel es una de esas personas que no pueden evitar ser algo brusco e insensible con las convenciones sociales, lo cual le convierte en un personaje divertido. Creo que a Harry le gustó ese lado del personaje, porque es uno de los tipos más divertidos que conozco, con un sentido del humor retorcido que encaja perfectamente en el papel de Daniel. Lo más gracioso es que en la película todos cantan excepto Harry Connick Jr”, bromea.

  El otro hombre que aparece en la vida de Holly es William, un atractivo irlandés que conoce cuando una de las cartas de Gerry la lleva a ella, a Denise y a Sharon al lugar donde la pareja se conoció: Irlanda. Willam está interpretado por Jeffrey Dean Morgan, quien llamó la atención de la esposa y la hija de LaGravenese. El director recuerda: “Mi mujer y mi hija son grandes fans de ‘Anatomía de Grey’, así que cuando me encontraba en medio de la selección de los actores, mi mujer sentó ante un televisor y me dijo que tenía que ver tres capítulos de la serie. Y ahí estaba Jeffrey Dean Morgan, interpretando a Denny, de quien ya había oído hablar. Y me pareció perfecto para el papel de William”.

  “Jeffrey es toda una estrella”, comenta Smith. “Tiene una sonrisa de millón de dólares que ilumina todo el plató. Lo único que tuvo que hacer fue aprender el acento irlandés, así que le pusimos una profesora de dialecto”.

  “Aprender a hablar el dialecto fue cuanto menos un reto”, comenta Morgan, “pero me lo tomé como un buen desafío personal. Así pues, la combinación del guión, el reparto y el director, junto con la oportunidad de hacer algo que nunca había hecho antes. Me lo pasé en grande interpretando el papel en Irlanda. Creo que William es parte del proceso de curación de Holly. Cuando se conocen se produce una atracción inmediata, incluso antes de descubrir que comparten una conexión especial”.

  El personaje de William no aparece en la novela de Cecelia Ahern. Ésta es una de las modificaciones de LaGravenese a la hora de tomar las riendas de “Posdata: te quiero”. No obstante, el director obtuvo la aprobación de la persona que más le importaba en este proyecto, la propia autora. Ahern confirma: “cuando leí el guión iba de la risa al llanto; lo que tuve claro es que Richard capturó completamente el espíritu del libro. Quizá el cuerpo de la historia sea ligeramente distinto, pero el corazón era exactamente igual”.

  Al trasladar la novela de Ahern a la pantalla, los realizadores movieron el escenario principal de la historia de Irlanda a Mahnattan, aunque para ellos seguía siendo importante rendir homenaje a las raíces del libro y de la autora. “Quise que Irlanda tuviera una gran presencia”, afirma LaGravenese, “de modo que hicimos que el personaje de Gerry fuera irlandés e inventamos que Holly y él se conocieron en Irlanda”.

  A instancias de Gerry, Holly regresa a Irlanda para visitar la familia de él y a reconstruir los primeros pasos de la relación. Gerry sabía de algún modo que revisitar el pasado era la mejor forma de encaminar a Holly hacia un nuevo futuro y, LaGravenese sonríe, “me dio la excusa para volver a rodar en aquel país, uno de mis favoritos”.

  Swank añade: “Creo que es muy importante ver dónde se conocieron y cómo su relación se forjó en aquel bello paraje campestre, así como darse cuenta de lo jóvenes y esperanzados que estaban, y el espíritu libre que ostentaban en el inicio. Creo que eso es lo que Gerry esperaba que ella encontrara al pisar de nuevo Irlanda”.

  El rodaje principal comenzó en las localizaciones irlandesas, donde se suscitó un gran interés por la producción, debido a la gran popularidad del libro en su país de origen y resulta que la autora es la hija del primer ministro, Bertie Ahern. Aunque se armó un gran revuelo entre las cámaras y los espectadores, a nadie le pasó por alto la presencia de Ahern en el lugar de rodaje. Smith recuerda: “Cuando estábamos en Irlanda, estábamos tan contentos que ella pasó mucho tiempo con nosotros. Es encantadora, el tipo de mujer agradable y dulce que a todo el mundo le gustaría conocer”.

  La compañía pasó dos semanas en Irlanda, rodando la mayor parte del tiempo en Wicklow County, una región al sur de Dublín conocido como “el jardín de Irlanda”. El Parque Nacional de Wicklow es un área protegida donde no se permite la construcción de ningún edificio, lo cual proporciona un mar de colinas totalmente intacto. Las localizaciones de Wicklow County incluían una pequeña granja de un pueblo llamado Enniskerry, asó como la pequeña aldea de Ballylocken.

  Una de las localizaciones más importantes de Irlanda fue Whelan’s, el pub irlandés donde, en un flashback, vemos a Gerry cantándole a Holly. “La escena del Whelan’s fue una mezcla de alegría y de tristeza”, recuerda Gerard Butler. “Me pasé tres semanas aprendiendo a tocar la guitarra. No sabía ni cómo se cogía, ni dónde estaban los acordes. Y recuerdo que una noche se me caía la cabeza de sueño mientras practicaba ante el espejo. Y, de repente, ahí estaba yo, delante de 150 personas y a punto de tocar una canción como si hiciera años que tocaba. Por suerte, al final todo salió bien”.

  Saltando adelante en el tiempo, Whelan’s es también el lugar donde Holly y sus amigas conocen a William y le ven tocar en el mismo escenario en que Gerry cantó en su día a Holly. LaGravenese trabajó con su equipo creativo para reflejar el paso del tiempo, no sólo en los elementos prácticos de decorado y vestuario, sino también en detalles más sutiles. El diseñador de producción Shepherd Frankel explica: “para la escena del flashback hicimos que aquel espacio fuera mucho más cálido porque se trata de un momento romántico entre Holly y Gerry. Pero cuando ella regresa, 10 años después, aquello tenía que notarse más frío, por la ausencia de Gerry. Richard, el director de fotografía, Terry Stacey, y yo conversamos sobre cómo reforzar este efecto a través del diseño y de la iluminación”.

  Desde Irlanda, el equipo de producción viajó a Nueva York, donde gran parte de las escenas se rodó en lugares reales. Un bar de Williamsburg, Brooklyn, se convirtió en el pub de Patricia. También rodaron en el Prospect Park de Brooklyn, cerca de un aeródromo, donde no hacían más que aterrizar aviones e interrumpir el rodaje de una importante escena con Hilary Swank y Kathy Bates.

  Sin embargo, el ruido del tráfico aéreo no fue nada comparado con lo que se encontró la producción mientras filmaban en el Irish Hunger Memorial, en la parte inferior de Manhattan. El monumento se encuentra en el centro de un concurrido distrito de negocios al lado de Battery Park City, donde están edificando constantemente. “Tuvimos ruidos de hormigoneras, remolcadores, ferrys, sirenas de barcos, aviones, helicópteros… ¡ya sólo faltaba que cayeran los soldados en paracaídas!”, bromea LaGravenese. “Al final, lo único que podía hacerse era reírse de ello”.

  La compañía tuvo también el privilegio de rodar una escena clave entre Swank y Harry Connick, Jr. en el icónico Yankee Stadium que, para Connick “fue apasionante. Sólo con estar en el Yankee Stadium habría sido increíble, pero tenerlo para nosotros solos y con todas las luces encendidas detrás nuestro fue el no va más. Será un recuerdo que conservaré toda la vida”. Muchos de los interiores de la película se construyeron en un plató de Brooklyn, incluyendo el piso del Lower East Side que tenían Holly y Gerry. Lo tenían decorado a su gusto, y por tanto decía mucho de quiénes eran. En un apartamento tan pequeño no hay espacio para almacenarlo todo, asó que cualquier cosa que fuera especial o importante para ellos estaba totalmente a la vista. Por ejemplo, los zapatos de Holly, que están por todas partes”.

  Del mismo modo, la diseñadora de vestuario Cindy Evans, quien ya había trabajado con LaGravenese y Swank en “Diarios de la calle”, pasó un largo tiempo con el director y la actriz decidiendo la mejor manera de vestirla y reflejar la personalidad de Holly. LaGravenese comenta: “Quisimos crear un personaje en Holly que fuera creativo pero cuya creatividad se encontrara de algún modo reprimida. Como si no le pudiera dar salida, quizá por el temor a lo que le depararía el futuro”.

  El director concluye: “Ésta es una historia de amor, pero también un viaje de autodescubrimiento. Es una historia sobre la amistad y la familia, y también acerca de lo fuerte que puede ser el amor, hasta el punto de sltarse los límites de la vida y la muerte”.


Imágenes y notas de cómo se hizo "Posdata: Te quiero" - Copyright © 2007 Alcon Entertainment, Wendy Finerman Productions y Grosvenor Park Films. Distribuida en España por Filmax. Todos los derechos reservados.

Página principal de "Posdata: Te quiero"
Añade "Posdata: Te quiero" a tus películas favoritas
Recomienda "Posdata: Te quiero" a un amigo

 


OTRAS PELÍCULAS

El niño de Marte (Martian child)     El amor en los tiempos del cólera (Love in the time of cholera)     Conociendo a Jane Austen (The Jane Austen Book Club)     Lejos de ella (Away from her)     Sin reservas (No reservations)


::::: Pincha aquí para añadir LA BUTACA a tus sitios favoritos :::::

LA BUTACA
Revista de Cine online
Copyright © 2008 LaButaca.net. Prohibida su reproducción total o
parcial sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.
estrenos | críticas | cartelera | preestrenos | top10 | noticias | opinión | DVD | carteles
de compras |
sorteos | videojuegos | BSO | clásicos | enlaces | archivo | suscripción
quiénes somos | contacto | publicidad