LA BUTACA
Revista de Cine
Películas
Tráilers
Imágenes
 
   
    APUNTA TU CORREO

Cada semana los
últimos estrenos de cine
 



Compras online
Spider-Man

Consigue tu DVD de "Spider-Man" en FNAC

DVD

BANDA SONORA

VIDEOJUEGO PC

Consigue tu DVD de "Spider-Man" en DVDGO

DVD

 

 

SPIDER-MAN


cartel
Ampliar cartel

Película ya disponible en DVD

Título en México: El Hombre Araña.
Dirección:
Sam Raimi.
País:
USA.
Año: 2002.
Duración: 121 min.
Interpretación: Tobey Maguire (Spider-Man / Peter Parker), Willem Dafoe (Duende Verde / Norman Osborn), Kirsten Dunst (Mary Jane Watson), Jame Franco (Harry Osborn), J.K. Simmons (J. Jonah Jameson), Cliff Robertson (tío Ben), Rosemary Harris (tía May), Joe Manganiello (Eugene 'Flash' Thompson), Ted Raimi (Hoffman), Bill Nunn (Joe 'Robbie' Robertson).
Guión: David Koepp; basado en el comic marvel de Stan Lee y Steve Ditko.
Producción: Laura Ziskin e Ian Bryce.
Música: Danny Elfman.
Fotografía:
Don Burgess.
Montaje: Bob Murawski y Arthur Coburn.
Diseño de producción: Neil Spisak.
Dirección artística: Tony Fanning y Scott P. Murphy.
Vestuario: James Acheson.

 

CRÍTICA
por Miguel Á. Refoyo

La espectacularidad y profundidad en el superhéroe

Raimi consigue, gracias a la fidelidad de David Koepp, la película definitiva sobre el héroe arácnido de la Marvel

Mucho se había hablado de la película definitiva sobre uno de los mitos más carismáticos de la iconografía pop americana de todos los tiempos. 'Spider-man', el héroe arácnido que se ve obligado a ser un superhombre y que representa al reconocido joven enclenque, no demasiado popular en el instituto y enamorado sin esperan-za de la chica más deseada por toda la clase, ya tiene, por fin, la superproducción que todos necesitábamos. Todo debido, en su totalidad, a la profesada fidelidad con la que David Koepp (pro-bablemente, uno de los mejores guionistas actuales) ha sa-bido adaptar el cómic a la gran pantalla con una inusual in-tención diáfana por mantener el espíritu épico-realista de entrete-nimiento que destilaban las páginas del cómic marveliano por ex-celencia. Su aparente futilidad, el reflejo exacto de la personalidad de Peter Parker y los diálogos 'teenagers' que determinaron las aventuras del joven superhéroe se acoplan de un modo intertextual en la historia de este superficial adolescente que, tras sufrir un accidente con una araña radioactiva, comienza a sentir extraños cambios en su metabolismo para convertirse en Spiderman.

Si bien es cierto que esta especta-cular superproducción reúne todos los elementos congénitos a este arácnido héroe para el disfrute de los siempre exigentes 'fanfreaks' del cómic, también lo es la preten-dida sutileza y transparencia con la que Sam Raimi narra la película. De una manera directa, llevada a su intencionalidad complaciente de un modo casi artesanal, buscando en todo momento el trasfondo de serie B necesario para el correcto acercamiento al tebeo, pero con la seguridad de estar desarrollando un hiperproducto comercial, Raimi vuelve a su añorada eficacia visionaria, producto de su inex-tinguible intrepidez. Para ello toma como armas su exposición acelerada, su endiablado ritmo, permitiéndose reverenciar al cómic con la marcada utilización del colorismo de aquél, en su profuso universo, en el que el humor y melodrama se superponen a la em-pequeñecida espectacularidad heroica. Esta nueva pieza de culto evoca la anhelada aventura identificativa, en la que el héroe no es más que un joven reconocible y universal. Una historia donde la acción, el romance y el drama se fusionan con tonalidades alegres donde el celuloide de la película se convierte en papel y la inquieta cámara de Raimi se transforma en el rotulador de Stan Lee. Deli-ciosamente cadenciosa, llena de contrapuntos referenciales al có-mic, al mejor Spiderman de aquellos números como 'Las Guerras Secretas', 'La muerte de Gwen Stacy' u 'Hobggoblin' que invadieron la infancia de muchas generaciones, esta nueva versión cinema-tográfica reúne una excelente tendencia a la historia épica, a la mejor viñeta.

'Spider-man' está dedicada a aquellos a los que la muerte de Gwen Stacy les hizo llorar, a los que aprendieron a amar a Mary Jane, a todos los segui-dores incondicionales que verán en 'Spider-man' una hermosa oda a su cómic añorado. La obra de Raimi no decepciona. Todo lo contrario, engrandece la creación de Stan Lee. El director de la saga 'Evil Dead' otorga su inteligencia visual y personal en la que no falta el naturalismo, la cotidianidad del rol creado por Lee y Steve Ditko, aquel barroquismo ornamentado que hiciera a Spiderman una inagotable efigie. Este nuevo fenómeno de masas no es, en ningún caso, una controvertible farsa procreada para arrasar en taquilla, ya que la costosa producción maneja, con respeto y exactitud, la idiosincrasia de un personaje al que la vida le pone frente a la soledad, el fracaso, la esperanza o la rutina que cualquiera de los lectores y espectadores de 'Spider-man' recono-cen perfectamente. Además, hay que destacar la sutil profun-dización de unos secundarios que llenan la pantalla, que aportan con sus recreaciones un carisma básico e identificable. Con la ayuda del compositor Danny Elfman, Raimi y Koepp logran desglosar con precisión la evolución interna de un héroe que enaltece la fantástica labor de un Tobey Maguire, portentoso en su labor de interpretación, en beneficio de la lucha interna de Peter Parker. Así como el delirio y la locura se extreman en el eterno enemigo de Spidey, el Duende Verde, gracias a los rasgos del efectivo Willem Dafoe.

La verdadera fuerza de 'Spider-man' no reside, por tanto, en asistir a las peripecias imposibles del trepamuros arácnido, ni de los enfrentamientos a lo 'Matrix' con su oponente, sino en esa lucha interior en la que un hombre débil es llamado a ser el justiciero de un ciudad, Nueva York, convertida en el centro del mundo tras los atentados del 11-S. 'Spider-man' es un viaje a los temores del titán, a su crecimiento interno, a su relación de esperanza con respecto a nuestra musa de pelo rojo. Con su magistral epílogo lleno de elementos subversivos y épicos y la frase "todo gran poder implica una gran responsabilidad" la cinta de Raimi ha devuelto la esperanza en el cine comercial y ha dejado para los anales una de las mejores adaptaciones de cómic a cine del último lustro. Todo un hallazgo en estos tiempos de facsímiles vacuos y homogéneos.


Imágenes de "Spider-Man" - Copyright © 2002 Columbia Pictures, Sony Pictures y Marvel Entertainment. Distribuidora en España: Columbia TriStar. Fotos por Zade Rosenthal. Todos los derechos reservados.

Página principal de "Spider-Man"
Añade "Spider-Man" a tus películas favoritas
Opina sobre esta película en nuestra Lista de Cine
Suscríbete a la Lista de Cine si todavía no eres miembro
Recomienda esta película a un amigo

estrenos | novedades | críticas | cartelera | preestrenos | vídeo y DVD | de compras
reportaje | especiales | carteles | buscar | afiliación | listas de cine
reseñas de un butaquero | quiénes somos | contacto

LA BUTACA
Revista de Cine online
La Butaca © 1999 Ángel Castillo Moreno. Valencia (España)
Prohibida su reproducción sin consentimiento expreso. Todos los derechos reservados.
 

 

Estrenos
Novedades
Críticas
Cartelera
Preestrenos
Vídeo y DVD
De compras
Especiales
Reportaje
Carteles
Buscar
Afiliación
Listas de cine
Reseñas de
un Butaquero

Argentina
México
USA
Quiénes somos
Contacto

Añadir a Favoritos